La OMS pide una moratoria para las vacunas de refuerzo hasta finales de septiembre, para que al menos el 10% de la población de todos los países quede vacunada

Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la Organización Mundial de la Salud.
Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la Organización Mundial de la Salud.

Fabrice Coffrini/Pool via Reuters

  • La Organización Mundial de la Salud ha pedido este miércoles 4 una moratoria de las vacunas de refuerzo que están administrando o planteando usar varios países ricos.
  • Sería al menos hasta finales de septiembre, con el objetivo de vacunar al menos al 10% de la población de cada país, ha anunciado su director general, Tedros Adhanom Ghebreyesus.
  • "No podemos aceptar que los países que ya han utilizado la mayor parte del suministro mundial de vacunas utilicen aún más, mientras las personas más vulnerables del mundo siguen desprotegidas", ha denunciado.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La OMS acaba de dar un paso importante para intentar reducir la enorme brecha mundial en la vacunación contra el coronavirus. Después de advertir, junto a otras organizaciones y expertos, que las dosis que algunos países ricos quieren usar como refuerzo serían más útiles en los países con menos ingresos y menos inyecciones, ahora ha pedido una moratoria a los primeros para poder vacunar a estos últimos.

"Entiendo la preocupación de todos los gobiernos por proteger a su población de la variante delta. Pero no podemos aceptar que los países que ya han utilizado la mayor parte del suministro mundial de vacunas utilicen aún más, mientras las personas más vulnerables del mundo siguen desprotegidas", ha denunciado Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la OMS.

De los más de 4.000 millones de vacunas contra el coronavirus que se han administrado en todo el mundo, más del 80% han ido a parar a países de renta alta y media-alta, "a pesar de que representan menos de la mitad de la población mundial", ha señalado este miércoles 4.

En los países de menos ingresos, más del 85% de la población (unos 3.500 millones de personas) no ha recibido ni una sola inyección. 

Sin embargo, "algunos países ricos están avanzando hacia las dosis de refuerzo", compara el director general, en referencia a que naciones como Israel o Alemania han anunciado que ofrecerán terceras dosis a personas mayores, mientras que otros como el Reino Unido y Estados Unidos se lo plantean.

Ante esta situación, la OMS ha decidido dar un paso adelante y pedir una moratoria de las vacunas de refuerzo.

"Necesitamos un cambio urgente, [pasar] de que la mayoría de las vacunas se destinen a los países de altos ingresos a que la mayoría vayan a los países de bajos ingresos. Por ello, la OMS pide una moratoria de las vacunas de refuerzo hasta, al menos, finales de septiembre, para que se pueda vacunar al menos al 10% de la población de cada país", anuncia.

Para ello, Tedros Adhanom Ghebreyesus llama a "la cooperación de todos, especialmente del puñado de países y empresas que controlan el suministro mundial de vacunas", y se enfoca especialmente en el grupo de los países más poderosos.

"El G20 tiene un papel de liderazgo vital, ya que son los países que más producen, los que más consumen y los que más donan vacunas de COVID-19. No es un eufemismo decir que el curso de la pandemia depende del liderazgo de los países del G20", apunta.

"Les pido que asuman compromisos concretos para apoyar los objetivos mundiales de vacunación de la OMS" durante las próximas reuniones: en un mes se reunirán los ministros de Sanidad de los 20 estados miembros, antes de la cumbre del G20 de octubre.

Finalmente, el máximo responsable de la Organización Mundial de la Salud también se ha dirigido a "todas las personas con influencia", como atletas olímpicos, inversores y líderes empresariales y religiosos, para que apoyen este llamamiento a una moratoria de las vacunas de refuerzo hasta al menos finales de septiembre.

Según un análisis interno realizado por la OMS, si los 11 países ricos que están poniendo en marcha o planteándose este año las vacunas de refuerzo dieran esas dosis a todos sus mayores de 50 años, utilizarían unos 440 millones de dosis del suministro mundial. Si hicieran eso mismo todos los países de renta alta y media-alta, la cifra sería el doble, estima.

Otros artículos interesantes:

Expertos y organizaciones advierten contra las vacunas de refuerzo en los países ricos: esas dosis serían más útiles para frenar la pandemia en los países con menos ingresos

Israel anuncia que empezará a ofrecer vacunas de refuerzo contra el COVID-19 a los adultos de riesgo

Este mapa muestra la enorme brecha de vacunación entre unos pocos países ricos y el resto del mundo

Te recomendamos

Y además