Pasar al contenido principal

La temperatura del planeta sigue subiendo: Estas son las oportunidades de inversión que genera el carbono con el cambio climático

Esta es la contaminación del aire, esencialmente, y está compuesta por dióxido de carbono y metano.
Aisha, de 11 años, transporta carbón para cocinar y calentar desde una fábrica de ladrillos en Jalalabad, el 17 de diciembre de 2013. Reuters
  • A medida que aumenten las temperaturas globales, es probable que la Unión Europea, firmante del Acuerdo de París, redoble los esfuerzos para evitar el incremento de las emisiones de los gases del efecto invernadero.
  • Tal como destacan los datos de BP, las emisiones de carbono aumentaron en la región entre 2013 y 2017.
  • Si bien los precios de los futuros sobre carbono siempre han estado sujetos a decisiones políticas los expertos de WisdomTree destacan que la inercia política en este punto, “es muy favorable para dichos precios, ya que la Unión Europea ha puesto su mirada en la obtención de mejores resultados ambientales”.
  • Descubre más historias en Business Insider España. 

El carbono ha estado por fuera del radar de la mayoría de los inversores, pese al interés que aún puede mostrar en términos de rentabilidad. A medida que aumenten las temperaturas globales, es probable que la Unión Europea, firmante del Acuerdo de París, redoble los esfuerzos para evitar el incremento de las emisiones de los gases del efecto invernadero.  

Los precios del carbono se han recuperado de un suelo bajo. Desde que se lanzó el Sistema de Comercio de Emisiones de la Unión Europea (EU ETS) en 2005, ha sido difícil determinar la cantidad justa de licencias para la práctica de las actividades contaminantes. Un desplome en los precios del carbono de más de 30 euros por tonelada en 2008, a menos de 5 euros por tonelada en 2013, puso en marcha un mercado bajista que ha durado cerca de ocho años.

Según los analistas de WisdomTree si bien la Gran Crisis Financiera pudo haber iniciado el colapso, lo cierto es que la economía europea “ya venía acumulando años de recuperación y los precios del carbono, años de languidez debido a un exceso de oferta de los derechos de emisión”

Para estos expertos eso explica por qué la UE ha redoblado los esfuerzos para “ajustar la disponibilidad de los permisos”. En este sentido, el bloque ha estado reduciendo el suministro de licencias de emisión en un 1,74% anual desde que comenzó la Fase 3 del programa en 2013. A medida que el ETS de la UE entre en la Fase 4 del programa en 2021, los derechos de emisión se reducirán en un 2,2% hasta 2030.

A medida que ha avanzado la recuperación económica, la actividad contaminante ha ido en aumento. Tal como destacan los datos de BP, las emisiones de carbono aumentaron en la región entre 2013 y 2017. Es así como el progreso en la reducción de gases nocivos en la atmósfera ha sido, en dicho período, “decepcionante”, comentan desde la firma. Para garantizar la continua disminución de las emisiones, “es vital que las reducciones sean más agresivas en la Fase 4 de los permisos”, añaden.  

Tras la firma de la UE del Acuerdo de París –en donde se establece un compromiso a limitar los aumentos de las temperaturas globales a no más de 2 grados centígrados-, la UE está bajo presión para hacer más

Leer más: Por qué es mejor invertir tu dinero en lugar de guardarlo en el banco

El futuro para el carbono en los mercados

En este sentido, la Comisión Europea (CE) es similar al Banco Central Europeo, ya que, en lugar de gestionar la oferta monetaria para alcanzar un nivel de inflación determinado, es responsable de ajustar las emisiones de carbono bajo el ETS de la UE, para alcanzar el nivel apropiado de carbono y otras emisiones de modo tal de acotar los incrementos de temperatura. 

Con todo, en WisdomTree ven una clara diferencia entre ambas entidades: ”mientras que la CE no aflojará su política a corto plazo, ya que es probable que se fije un objetivo más agresivo aún, el BCE, en cambio, prosigue con su objetivo inflacionario fijado desde un principio". En un futuro predecible, contemplan que "se endurezcan las políticas en el EU ETS”

Si bien los precios de los futuros sobre carbono siempre han estado sujetos a decisiones políticas -y esperan que continúe siendo así como en el pasado-, estos analistas destacan que la inercia política en este punto, “es muy favorable para dichos precios, ya que la Unión Europea ha puesto su mirada en la obtención de mejores resultados ambientales”.
 

Y además