Oumuamua no es un artefacto alienígena, sino un pedazo de exoplaneta desprendido hace 500 millones de años, según un nuevo estudio

Colisión de asteroides.
Reuters.
  • En 2017, Oumuamua, el primer objeto interestelar conocido, visitó el Sistema Solar, provocando la aparición de numerosas incógnitas entre los astrónomos sobre su procedencia.
  • A pesar de que se ha afirmado que este objeto es un artefacto alienígena, un nuevo estudio ha asegurado que Oumuamua es, realmente, un pedazo de exoplaneta que se desprendió hace 500 millones de años.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Desde que Oumuamua fuera descubierto, las teorías sobre su procedencia por parte de astrónomos no han dejado de aparecer. Incluso SpaceX y la NASA se encuentran inmersos en misiones para interceptar este tipo de objetos interestelares, para su posterior estudio.

El primero de estos, Oumuamua, visitó nuestro Sistema Solar en septiembre de 2017, y fue descubierto el 19 de octubre de ese mismo año por las imágenes de Pan-STARSS, gracias al astrónomo Robert Weryk, en el Observatorio Haleakala de Hawái (Estados Unidos).

La visita de este objeto interestelar (ISO), el primero conocido, sorprendió a los astrónomos y las conjeturas sobre su procedencia comenzaron a aparecer. De esta forma, Abraham 'Avi' Loeb, astrónomo de la Universidad de Harvard (Reino Unido) teorizó sobre la posible pertenencia a tecnología alienígena de Oumuamua –"visitante de lejos que llega primero", en hawaiano–.

9 teorías que rebaten la paradoja de Fermi y explican por qué la humanidad aún no ha contactado con vida inteligente de otros planetas

En su libro Extraterrestrial: the first sign of intelligence life beyond Earth –"Extraterrestres: la primera señal de vida inteligente, más allá de la Tierra", por su traducción al castellano–, que se publicó el pasado 26 de enero, Loeb planteó que el objeto era realmente un artefacto alienígena.

Según detalló un artículo de Forbes, las pruebas que llevaron a Loeb a plantear esta teoría –que ha creado bastante polémica entre la comunidad científica– fueron las siguientes: el brillo irregular de Oumuamua y su aceleración respecto al Sol.

Sin embargo, un nuevo estudio ha revisado los postulados de Loeb y ha concluido que Oumuamua no es un objeto extraterrestre, como pensó el astrónomo de Harvard.

Oumuamua no es un objeto alienígena, sino un pedazo de exoplaneta

Para intentar comprender el origen de Oumuamua, un equipo de investigadores de la Universidad Estatal de Arizona (Estados Unidos) ha realizado cálculos de aceleración no gravitacional para medir la cantidad de N2 presente en el objeto.

Así, han concluido que Oumuamua tenía este compuesto, al igual que Plutón y Tritón, por lo que la conclusión más lógica es que el objeto se trate de un trozo desprendido de un exoplaneta, lo que los astrónomos han bautizado como exo-Plutones.

En este sentido, lo que ha planteado este estudio, publicado en Journal of Geophysical Research es que, probablemente, fuera derribado de la superficie de este exoplaneta, a causa de un impacto acontecido 500 millones de años atrás, lo que provocó que Oumuamua llegara hasta nuestro sistema.

"Los objetos como Oumuamua pueden sondear directamente la composición de la superficie de un tipo de exoplaneta no observado hasta ahora", han explicado en el estudio. "Oumuamua podría ser la primera muestra observada de un exoplaneta".

Aun así, se necesitará observar este tipo de objetos para comprender mejor su origen, algo que no sucederá, con bastante probabilidad, en mucho tiempo.

Otros artículos interesantes:

Las impresionantes imágenes de Marte que ha tomado el Perseverance de la NASA: acantilados de 60 metros, rocas misteriosas y un amartizaje perfecto

Este prototipo de avión con forma de nave espacial tuvo la ilusión de llevar hasta 2.000 pasajeros

Descubre el motivo por el que la NASA incendia sus propias naves espaciales

Te recomendamos

Y además