Los países más ricos acaparan el 40% de las dosis: se agrava la recuperación mundial en forma de K

Una mujer recibe la vacuna monodosis de Johnson & Johnson en Estados Unidos.
Una mujer recibe la vacuna monodosis de Johnson & Johnson en Estados Unidos.

Dania Maxwell/Getty Images

  • Los países más ricos están vacunando 25 veces más rápido que los más pobres, según Bloomberg.
  • Desde noviembre de 2020, los países con ingresos más altos han estado acaparando las dosis disponibles, provocando escasez de vacunas.
  • Mientras, los que tienen menos recursos podrían no tener suficientes vacunas hasta 2024, según un análisis de la Universidad de Duke, en Estados Unidos.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La carrera por las vacunas ha intensificado la desigualdad entre países.

El Rastreador de Vacunas (Vaccine Tracker) de Bloomberg ha constatado que los países más ricos del mundo están vacunando a un ritmo 25 veces superior al de los países más pobres. 

La base de datos ha registrado hasta ahora más de 726 millones de dosis administradas en 154 países. Y estima que, hasta ahora, alrededor del 5% de la población mundial ha sido vacunada

Pero las vacunas se han distribuido de forma desigual. 

Los países más ricos acaparan el 40% de las dosis de las vacunas disponibles, con 27 naciones que aglutinan el 11% de la población mundial. Mientras, el 11% de los países con menos ingresos sólo disponen del 1,6% de las inyecciones.

Este gráfico muestra las posibilidades de que el coronavirus se convierta en un virus en endémico, según una encuesta que pregunta a más de 100 inmunólogos y epidemiólogos

Pakistán, por ejemplo, tiene el 2,7% de la población mundial, pero sólo ha recibido el 0,1% de las vacunas. Sin embargo, Estados Unidos, que cuenta con el 4,3% de la población mundial, tiene casi una cuarta parte de las vacunas de todo el mundo.

Hasta este jueves, EEUU ha vacunado a casi el 20% de su población. A finales de junio tendrá suficientes vacunas para el 75% de los estadounidenses, según Bloomberg.

Europa espera alcanzar también la inmunidad colectiva en verano de 2021España para finales de agosto—. 

Pero los países más pobres podrían no llegar a contar con una única dosis hasta 2024, según una investigación de la Universidad de Duke, en EEUU. De hecho, de 54 naciones que conforman el continente africano, sólo 3 han conseguido inmunizar al 1% de su población. 

La pandemia ha ampliado la brecha

La distribución desigual de las vacunas es sólo la última forma en la que la pandemia está agravando las desigualdades

En EEUU, la brecha entre los ricos y los pobres se profundizó a medida que la recuperación de la economía adquiría forma de K, con los estadounidenses con mayores ingresos recuperándose y los de menores ingresos continuando la lucha.

Desde la realización de pruebas de detección del nuevo coronavirus —cuando había escasez durante las primeras fases de la pandemia— hasta aprovecharse de las lagunas jurídicas para vacunarse antes.  El sistema ha funcionado a favor de los ricos desde los inicios de la pandemia.

La misma dinámica se ha reproducido a escala mundial. 

El FMI asegura que subir impuestos a los más ricos reducirá la desigualdad sin dañar el crecimiento

Aunque se espera que la economía mundial crezca un 6% en 2021, según las previsiones económicas mundiales del Fondo Monetario Internacional (FMI), se prevé que ese crecimiento sea desigual. 

Se calcula que los países con menores ingresos sufrirán una pérdida media anual del 5,7% del PIB per cápita entre 2020 y 2024, mientras que las economías avanzadas sufrirán una pérdida menor, del 2,3%, en el mismo plazo.

"Las recuperaciones están divergiendo peligrosamente entre los países y dentro de ellos", ha señalado Gita Gopinath, economista consejera económica y directora del Departamento de Estudios del FMI.

Los países más ricos han estado comprando "miles de millones de dosis" desde noviembre, señala Emily Rauhala, de The Washington Post, creando una escasez de suministro para los países más pobres que podría durar hasta 2024.

La vacuna del COVID-19 todavía podría tardar años en llegar a los países con menos recursos: estos son los grandes retos para su distribución mundial

Rauhala ha citado un análisis realizado por investigadores del Centro de Innovación en Salud Global de la Universidad de Duke, en EEUU, que sugiere que estos acuerdos de suministro prioritario entre los países y los fabricantes de medicamentos están socavando la iniciativa de la Organización Mundial de la Salud (OMS) de distribuir las vacunas de forma equitativa.

El Gobierno de EEUU destinó 4.000 millones de dólares (más de 3.360 millones de euros al cambio actual) en febrero a Covax, una alianza mundial de vacunas dedicada a garantizar una distribución equitativa de las mismas, para ayudar a impulsar el esfuerzo mundial de vacunación en la que participan más de 190 países.

"Es inconcebible", subraya a Rauhala Zain Rizvi, experto en acceso a los medicamentos de Public Citizen, en un reportaje posterior a su publicación. "Muchos países tendrán suerte si, a finales de año, se acercan a donde está ahora Estados Unidos".

LEER TAMBIÉN: Los países más ricos del mundo vacunan 25 veces más rápido: acaparan el 40% de las vacunas cuando los más pobres disponen sólo del 1,6%

LEER TAMBIÉN: Empiezan los ensayos clínicos de una vacuna contra el coronavirus que podría fabricarse en masa a bajo coste y generar una potente respuesta inmune

LEER TAMBIÉN: 12 datos que tienes que conocer antes de ponerte las vacunas de Pfizer, AstraZeneca, Moderna y Janssen, según los prospectos de CIMA

VER AHORA: Manuel Terroba, CEO de BMW Ibérica: “La capacidad de conectarnos y comunicarnos con el cliente a través del coche será fundamental”