La otra pandemia: la saturación del sistema sanitario español ha retrasado diagnósticos, operaciones y tratamientos de enfermedades graves, y los médicos alertan de las consecuencias a futuro

La pandemia retrasó 14 millones de diagnósticos en España, según IQVIA.
La pandemia retrasó 14 millones de diagnósticos en España, según IQVIA.
Reuters
  • En 2020 se dejaron de diagnosticar en España 14 millones de enfermedades como consecuencia del colapso del sistema sanitario. 
  • Los pacientes que se han visto afectados por los retrasos en el diagnóstico, tratamiento y en operaciones afrontará sus patologías con una salud más mermada, según IQVIA.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La crisis sanitaria del coronavirus provocó un colapso sin precedentes en el sistema sanitario español que acabó perjudicando al resto de pacientes de otras patologías, que se quedaron sin posibilidades de ser atendidos durante los momentos más críticos. Un estudio ha cuantificado ahora que a lo largo de 2020 se dejaron de diagnosticar 14 millones de enfermedades en el país.

La investigación, desarrollada por la consultora de salud IQVIA, ha tenido en cuenta los datos facilitados por más de un centenar de hospitales repartidos por la geografía española. Detrás de esta caída de la atención de los pacientes se encuentran los nuevos protocolos sanitarios activados durante la pandemia, así como la alta ocupación de las camas por pacientes de Covid-19.

El resultado ha sido una caída de los diagnósticos en términos generales del 25% con respecto al número de patologías detectadas en el año 2019, cuando el coronavirus todavía no había entrado en escena. La situación ha afectado a todo tipo de enfermedades pero en algunos casos de especial gravedad, como los problemas respiratorios (-45%), los del sistema nervioso (-26%) o la oncología (-13%).

La comunidad médica ya ha mostrado su preocupación por las consecuencias a largo plazo que puede provocar esta infranotificación de los enfermos durante todo un año. “Los pacientes que no han sido diagnosticados y tratados al ritmo que deberían en el 2020 entrarán en el sistema con una salud mucho más deteriorada”, reza el informe.

La pandemia provocó la reprogramación de 570.000 operaciones quirúrgicas

El estudio ha determinado además que durante la expansión del coronavirus, los hospitales de todo el país se vieron obligados a suspender hasta 570.000 operaciones quirúrgicas programadas. El resultado ha sido una caída del 18% en el número de intervenciones con respecto al año 2019.

Algunas comunidades autónomas como Cataluña han vinculado la ocupación de sus Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) con sus planes de reprogramación, ya que son áreas necesarias para superar buena parte de los postoperatorios.

Cuando el volumen superaba los 500 enfermos críticos de coronavirus, se iniciaban las cancelaciones. Un escenario que se ha alcanzado en las grandes oleadas de contagios.

El momento más crítico en España se vivió durante la primera oleada de casos positivos que se inició en marzo de 2020. Entonces, se llegaron a suspender entre un 40% y un 80% de las cirugías programadas. Un impacto que ha terminado lastrando la cifra anual de los quirófanos.

“Después del control de la pandemia el mayor reto para el sistema sanitario es la gestión de los retrasos en diagnósticos y cirugías programadas”, ha explicado el director general de IQVIA en España, José Luis Fernández.

Artículo en Economía Digital.

VER AHORA: Los expertos analizan los modelos de trabajo, la regulación y la ciberseguridad en los nuevos espacios híbridos en el evento Next Now