Pasta Zara, la empresa italiana que ha tumbado judicialmente a Inditex por intentar expandir su marca estrella al mundo de la alimentación

En imagen, productos Pasta Zara.
En imagen, productos Pasta Zara.

Pasta Zara

  • La empresa Ffauf Italia, dueña de Pasta Zara, le ha ganado a Inditex una batalla judicial de 10 años tras la intención de la multinacional gallega de expandir su marca estrella al sector de la alimentación.
  • El grupo textil quiso registrar su marca comercial en la categoría de productos y servicios relacionados con la restauración, pero la empresa veneciana ya había hecho lo propio en 1960.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Revés judicial a Inditex: la compañía Ffauf Italia, dueña de Pasta Zara, le ha ganado a la multinacional gallega una batalla en los tribunales, que se ha alargado 10 años, por la intención de estos últimos de llevar el nombre su marca estrella al sector de la alimentación.

El Tribunal General de la Unión Europea ha confirmado la decisión de la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (Euipo) de rechazar la solicitud de Inditex  para extender su marca estrella a servicios de restauración y cafeterías, tal y como el bufete Bugnion Legal.

Según recoge el medio italiano Disspore, Bugnion, la consultoría italiana en materia de Propiedad Industrial e Intelectual, ha hecho saber que la victoria se trata de “un importante éxito del equipo de Bugnion Legal en la defensa de Ffauf Italia”.

El origen del conflicto

El conflicto se remonta al año 2010, cuando el grupo fundado por Amancio Ortega acudió a la Oficina de Propiedad Intelectual para registrar su marca comercial en la categoría de productos y servicios relacionados con la alimentación.

Pero el movimiento se daba de bruces con una pequeña empresa veneciana: Ffauf Italia. La compañía muy activa en el sector de la restauración es conocida por la marca Pasta Zara –recientemente adquirida por Pasta Barilla– de la familia Bragagnolo. 

De esta forma, la empresa italiana alegó que su marca Pasta Zara ya estaba registrada para este mismo tipo de productos desde el año 1969 en Italia, motivo por el cual acudió a los tribunales para frenar esta expansión de la marca Zara.

4 grandes retos de Marta Ortega al frente de Inditex: desde ver más allá del universo Zara a gestionar los límites entre familia y empresa

Durante más de una década ambas empresas, a través de sus matrices, han estado batallando, especialmente por el uso de la marca Zara en los servicios de catering de Inditex.

Ya en un primer momento, La Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (Euipo) había dado la razón a Ffauf y Pasta Zara, pero el grupo gallego elevó el caso ante el Tribunal de la Unión Europea.

Este también ha decidido confirmar la decisión de la EUipo, rechazando así la solicitud de Inditex de poder extender su marca a sus servicios de restauración y cafetería.

La razonamiento se apoya en que Zara no puede ser utilizada por Inditex en el sector de alimentación ya que esto podría dañar el nombre de la empresa italiana y provocar un solapamiento. 

El equipo legal de Bugnion reveló que a pesar de la "tenacidad" de la contraparte se ha podido constatar que la marca Pasta es muy anterior a la petición de Inditex.

La empresa Ffauf tiene sus raíces en la década de 1930 y en el abuelo de la familia Bragagnolo. La primera fábrica de pasta, de hecho, se fundó a finales del siglo XIX en Castellafranco Veneto: en ese momento era un pequeño taller artesanal.

Posteriormente, la empresa decidió trasladar su factoría a la localidad de Zadar, en Croacia. Sin embargo, las tensiones en la antigua Yugoslavia obligaron a trasladar su fábrica hasta Italia, en donde, ya en la década de los 60, decidieron asociar el nombre Zara a su producto. 

Otros artículos interesantes:

Inditex invierte 238 millones de euros en nuevo cuartel general para Zara: será la base de los equipos comerciales y de diseño de su marca estrella

Inditex gana 1.227 millones en el tercer trimestre del año, con unas ventas récord y un 11% menos de tiendas

Cuando las empresas convirtieron los hogares en tiendas: por qué la normalización de las devoluciones alentada por Amazon o Inditex supone un problema económico y medioambiental sin precedentes

Te recomendamos