Los patinetes compartidos Link de la estadounidense Superpedestrian desembarcan en Madrid rodeados de polémica por utilizar licencias de otra compañía

Patinetes de Link en Madrid.
Patinetes de Link en Madrid.
A. A.
  • Los patinetes Link de Superpedestrian han empezado a operar en Madrid con las licencias de UFO, una startup española que consiguió autorizaciones para operar en 2019.
  • Link ya lanzó sus vehículos hace dos semanas en Madrid y Alcalá de Henares, pero los retiró de la capital y ahora han regresado con pegatinas con el nombre de UFO y una enorme flota.
  • Descubre más historias en Business Insider España. 

Los patinetes compartidos de la empresa estadounidense Superpedestrian han desembarcado "oficialmente" en Madrid esta semana, tras un breve intento hace dos.

Pero no han estado exentos de polémica dado que se trata de la primera llegada de una compañía que no participó en el reparto de licencias que llevó a cabo el Ayuntamiento de Madrid en 2019, y que estableció tanto qué empresas podían ofrecer sus patinetes en la ciudad como el número máximo de vehículos que cada operador podía desplegar por distrito.

Patinetes disponibles en la aplicación de Link.Patinetes disponibles en la aplicación de Link.
Patinetes disponibles en la aplicación de Link.
Business Insider España

La aparición de Link se ha llevado a cabo a través de un acuerdo con la marca UFO, según han explicado a Business Insider EspañaUFO sí consiguió licencias, un total de 530, de las cuales solo 21 podían estar en el distrito Centro y 10 en Chamberí, como se recoge en la tabla de autorizaciones publicada por el Ayuntamiento en febrero de 2019 y actualizada por última vez en enero de 2020, disponible en su web.

Pero en la aplicación de Link puede apreciarse que cuentan con muchos más de 21 patinetes en el distrito Centro y de 10 en Chamberí, como se refleja en la captura de pantalla adjunta que recoge ambos distritos. 

Al respecto y ante las preguntas de Business Insider España, el Ayuntamiento de Madrid se ha limitado a apuntar lo siguiente: "Desde el Ayuntamiento se ha autorizado a UFO el cambio de modelo de patinete al que pone UFO LINK, pero la empresa autorizada sigue siendo UFO".

Hace dos semanas, en cambio, cuando los primeros patinetes de Link aparecieron en las calles de Madrid, desde el Consistorio apuntaban que Link solo podría operar los patinetes de UFO "sin modificar nada".

"Pueden operar con los patinetes de UFO sin modificar nada si UFO se lo permite, porque nosotros en los negocios mercantiles no entramos, pero quien opera para nosotros y es titular de la autorización sería UFO". También remarcaron que la primera noticia que tenían de dicha compañía fue a través de las preguntas de este medio. 

Las empresas de sharing no pagan por el uso que hacen del espacio público: la tasa de Barcelona abre el camino para que los ayuntamientos recauden millones de euros cada año

Business Insider también ha intentado acceder al pliego original que regulaba el despliegue de los patinetes, pero el Consistorio no ha facilitado dicho documento tras repetidas peticiones a lo largo de dos semanas. Tampoco está disponible en la web del Ayuntamiento.

Sin embargo, dicho pliego recogía que siempre había que operar con la marca a la que se concedió la licencia, algo que afecta también a la venta y a las agrupaciones, según recogió El Confidencial en 2019.

"Es decir, si alguien compra Koko y sus licencias, esos patinetes deben circular con este nombre y no con otro. Si uno quiere montar un sistema de agregación también debe mantener el naming", escribía dicho medio respecto a la polémica que se generó con los patinetes de SJV Consulting, artículo en que contaba cómo se especuló sin éxito con miles de licencias.

El Ayuntamiento de Madrid tampoco ha contestado a si en dicho pliego se permitía que una empresa pudiera explotar las licencias de otra sin comprarlas. Pero a preguntas de El Español en 2019 —y la normativa no se ha cambiado—, desde el Consistorio decían lo siguiente: "Las autorizaciones no se pueden vender". "Es decir, se otorgan autorizaciones a empresas concretas, con modelos de aplicación y patinetes en concreto. Cualquier cambio supone que se pueden revocar".

Link desplegó algunos patinetes en Madrid hace dos semanas sin autorización ni la marca UFO

Precisamente el tema del nombre es el que ha llevado a Link a retirar sus patinetes de las calles de Madrid después de desplegar algunos la semana del 23 de noviembre. En ese momento en los vehículos no aparecía la marca de UFO, aunque Link esgrimía que podía operar gracias a un acuerdo con esa startup.

Lo hicieron poco después de anunciar su desembarco en Alcalá de Henares en la que participaron tanto el director de relaciones institucionales de la empresa en España, Manuel Ortiz, como el alcalde de Alcalá de Henares, Javier Rodríguez Palacios, y el concejal de Medio Ambiente, Enrique Nogués.

Unos días después, sus vehículos habían desaparecido de Madrid capital, pero este puente de la Constitución han regresado con una pegatina con el nombre de UFO.

Hasta febrero de 2019, Ortiz era portavoz del Grupo Popular en el Ayuntamiento de Majadahonda así como teniente de alcalde y concejal de Recursos Humanos, Régimen Interior, Servicios Jurídicos y Nuevas Tecnologías. También fue portavoz del Grupo Municipal del Partido Popular en Getafe y concejal en la ciudad, y de 2005 a 2011 fue asesor del Consejero de Presidencia de la Comunidad de Madrid. 

Más tarde, en marzo de 2019, entró a formar parte de Lime como director de asuntos gubernamentales en Lime (Government Affairs), empresa californiana de patinetes que dejó en junio, pero que durante su mandato entró en ciudades como Tres Cantos, liderada por el PP, lo que llevó a que el PSOE y Ganemos Tres Cantos llevaran a los medios acusaciones de amiguismo, según publicó El Plural.

Por su parte, UFO es una startup española que fundaron dos emprendedores, Mario Marín y Víctor Valencia; y Superpedestrian es una startup de Boston que empezó fabricando hardware de patinetes para otras compañías y en junio de este año anunció que pasaba a ofrecerlos como servicio, según publicó The Vergetras comprar los activos de otra empresa de movilidad llamada Zagster. 

La empresa nació en 2012 según Cruchbase y este se está expandiendo a diferentes ciudades estadounidenses y también de otros país.

LEER TAMBIÉN: Free Now cierra su marca de patinetes Hive y despide a la mayor parte de sus trabajadores

LEER TAMBIÉN: La empresa estadounidense de patinetes compartidos Wheels sale de España menos de un año después de su llegada

LEER TAMBIÉN: Cabify pide "homogeneización y reglas claras" para que las empresas de movilidad puedan alcanzar la rentabilidad

VER AHORA: 10 años de Instagram: qué le espera a la red social en el futuro