Pasar al contenido principal

El espeluznante perro robot de Boston Dynamics ya está trabajando con la policía en Estados Unidos

Perro robot spot de Boston Dynamics
Boston Dynamics fabrica diferentes robots. Este modelo en concreto de llama Spot. Boston Dynamics
  • En Estados Unidos la policía Estatal de Massachusetts (MSP) ha estado probando el robot de 4 patas de Boston Dynamics conocido como Spot.
  • Según los documentos dados a conocer por American Civil Liberties Union of MassachusettsSpot parece haber formado parte del equipo de explosivos de la MSP desde el pasado agosto hasta este mes de noviembre,
  • De acuerdo a lo publicado, el robot de Boston Dynamics habría participado en al menos dos incidentes policiales.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La empresa de ingeniería estadounidense Boston Dynamics lleva tiempo sorprendiendo con sus creaciones. Sus robots son capaces de saltar obstáculos, mantener el equilibrio, arrastrar camiones o incluso abrir puertas.

Unos de sus diseños más conocidos es Spot, un robot de 4 patas capaz de dejar con la boca abierta a todo aquel que lo contempla por primera vez. Sus movimientos tan similares a los de un perro, unido a su destreza para hacer cosas como abrir puertas o sacudirse el agua de encima, dejan una sensación a medio camino entre la maravilla y el terror.

Pero si bien hasta ahora las creaciones de Boston Dynamics parecían quedar en la anécdota, incapaces de dar el salto a la comercialización, ahora ciertas informaciones apuntan a que esto podría dejar de ser así. Y precisamente en uno de los aspectos que más preocupa: el uso de la inteligencia artificial en seguridad y defensa.

Según documentos recogidos por la American Civil Liberties Union of Massachusetts, la policía estatal de Massachusetts (MSP), en Estados Unidos, habría probado de manera secreta posibles usos del robot de Boston Dynamics.

Tal y como muestra la información, publicada por primera vez por la web WBUR, una unidad del robot Spot habría sido cedido a la MSP por un periodo de tres meses, comenzando el 7 de Agosto y concluyendo el pasado 5 de noviembre.

Durante este cese el robot cuadrúpedo habría formado parte del equipo de explosivos de la policía y habría participado en al menos dos "incidentes", aunque el registro no permite conocer más datos sobre estas intervenciones o el grado de autonomía de Spot.

Según, lo publicado por WBUR, la utilidad del robot por la policía parece encaminada a la "observación remota", permitiendo captar imágenes de "dispositivos sospechosos o ubicaciones potencialmente peligrosas" para los agentes.

Boston Dynamics, actualmente propiedad de SoftBank —antes propiedad de Alphabet, la filial de Google— anunciaba el mes pasado su intención de comercializar su versión de Spot. Y entre sus objetivos de venta, su CEO, Marc Raibert, no descartaba un uso del mismo por las fuerzas de la autoridad o por el ejército. Aunque siempre bajo un "uso responsable".

Leer más: Publican un vídeo de un robot de Boston Dynamics rebelándose contra sus creadores y desatan el pánico en redes

El robot definido por sus creadores como "el Android de la robótica" cuenta con una API abierta, lo que permite que este pueda ser modificado según distintas necesidades a través del propio software del comprador.

Entre las particularidades que incluye Spot, este es capaz de correr a una velocidad de 1,6 metros por segundo, lleva una cámara con visión de 360 grados y un brazo.

Características que parecen hacer de él una herramienta eficaz para policía y militares a la hora de poder minimizar bajas humanas ante situaciones peligrosas.

Pero cuesta poco imaginar un paso más en el que Spot pudiera ser equipado con armamento. 

Ante un escenario cada vez más probable en el que exista armamento capaz de matar sin necesidad de la intervención humana, no es de extrañar que sean ya varias las voces que han comenzado a reclamar mayor transparencia y la creación de marco regulatorio en torno al desarrollo de este tipo de armamento por parte de los países.

“Con demasiada frecuencia, el despliegue de estas tecnologías ocurre más rápido de lo que reaccionan nuestros sistemas sociales, políticos o legales", ha afirmado a Gizmodo, Kade Crockford, directora del programa Tecnología para la Libertad de la ACLU de Massachusetts, en relación a la prueba de Spot por parte de la policía Massachusetts.

"Necesitamos urgentemente más transparencia por parte de las agencias gubernamentales, que deben ser sinceras sobre sus planes para probar e implementar nuevas tecnologías",

Y además