Israel asegura que la vacuna de Pfizer solo tiene un 39% de efectividad contra la variante Delta, pero previene de enfermedades graves

Un hombre con una vacuna contra el COVID

Reuters

  • La vacuna de Pfizer y BioNTech solo tiene un 39% de efectividad en Israel, donde la variante Delta es la cepa dominante. 
  • De todas formas, aún brinda una fuerte protección contra enfermedades graves, según el último informe del ministerio de Salud del país. 
  • Descubre más historias en Business Insider España

El último informe del ministerio de Salud de Israel asegura que la vacuna de Pfizer y BioNTech contra el COVID-19 solo tiene un 39% de efectividad, donde la variante Delta es la cepa dominante. 

De todas formas, la vacuna sigue ofreciendo una fuerte protección contra enfermedades graves y hospitalizaciones. Concretamente de una efectividad del 88% contra la hospitalización y del 91% contra enfermedades graves, según los datos israelíes que recoge CNBC

La cifra de eficacia, que se basa en un número no especificado de personas entre el 20 de junio y el 17 de julio está muy por debajo de la estimación del 64% de hace 2 semanas y entra en conflicto con los datos del Reino Unido que apuntaban a un 88% de efectividad contra casos sintomáticos. 

“Tenemos que tener en cuenta que, con el tiempo, la eficacia de estas vacunas puede disminuir”, explica el doctor Isaac Bogoch, profesor de enfermedades infecciosas en la Universidad de Toronto.

El experto deja claro que las vacunas siguen siendo muy eficaces para prevenir infecciones graves para que no colapsen los hospitales, sobre todo en los meses más fríos, pero deja claro que "todavía estamos en la era del coronavirus y cualquier cosa puede pasar". 

“Tenemos que estar preparados y tenemos que ser ágiles para que la gente pueda necesitar un refuerzo en algún momento”, agrega. “Esta estrecha vigilancia que está ocurriendo en países como Israel, el Reino Unido y otras partes del mundo será muy útil para impulsar la política si necesitamos refuerzos”, sentencia. 

El covid persistente plantea una sutil crisis en el lugar de trabajo, ya que las personas afectadas dicen que trabajan más horas y sienten más estrés

Los expertos de salud están muy preocupados con la temporada de otoño, momento en el que se espera un repunte de la variante delta, sobre todo por la relajación de medidas anticovid

"Eso es algo que obviamente no queremos ver", comenta el doctor Anthony Fauci, director médico de la Casa Blanca. "Este virus es claramente diferente a los virus y las variantes con las que hemos tenido experiencia antes. Tiene una extraordinaria capacidad de transmisión de persona a persona".

El doctor Paul Offit, que asesora a la FDA sobre las vacunas covid, advierte que aunque las vacunas ofrecen una excelente protección contra las enfermedades graves y la muerte, pueden no funcionar tan bien contra casos leves o la transmisión de la enfermedad a otras personas. 

Además, los últimos datos recogidos por la CDC dejan claro que menos de la mitad de la población de Estados Unidos está completamente vacunada

“Ese es un terreno rico y fértil para que el virus continúe reproduciéndose y continúe creando variantes que posiblemente se vuelvan cada vez más resistentes a las vacunas o infecciones naturales”, asegura Offit.

Ante esta situación, la OMS explica que cuanto más tiempo permanezcan sin vacunar personas en todo el mundo, mayor será el riesgo de que aparezca una variante más peligrosa

Y la situación parece grave. Pfizer aseguró a principios de mes que está comenzando a ver una disminución de la inmunidad de su vacuna de 2 dosis y ahora planea pedir una autorización a la Administración de Alimentos y Medicamentos para suministrar una dosis de refuerzo. De todas formas, los funcionarios federales dicen que los estadounidenses completamente vacunados no necesitan una tercera dosis en este momento. 

Pase lo que pase, desde la compañía farmacéutica aseguran que una tercera dosis podría ser efectiva

"Los datos iniciales de una tercera dosis de la vacuna actual demuestran que una dosis de refuerzo administrada al menos 6 meses después de la segunda dosis provoca altos títulos de neutralización contra el tipo salvaje y Beta, que son de 5 a 10 veces más altos que después de dos dosis primarias", apuntan.

Otros artículos interesantes:

13 cosas que todos los días te exponen al coronavirus

Identifican un superanticuerpo que puede luchar contra múltiples coronavirus

4 factores por los que podrían no haber dosis de refuerzo contra el nuevo coronavirus