Pasar al contenido principal

Pintalabios, corbatas, Big Mac y otros inesperados indicadores que pueden medir la salud económica de un país

Montaje de la película el Lobo de Wall Street

TV

  • Las grandes variables macroeconómicas como el PIB siempre han servido para medir la salud de la economía.
  • Sin embargo, algunos analistas económicos han puesto en marcha otros curiosos índices que predicen de una forma adecuada la evolución económica.
  • La venta de los pintalabios, el tamaño de los rascacielos o la venta de las faldas son algunos de ellos. Y sí, son realmente útiles, simples y cercanos a la realidad.
  • Descubre más historias en Business Insider España. 

Medir la economía es un ejercicio complejo. Existen una multitud de variables macroeconómicas cuya interpretación no siempre es sencilla de entender, como el PIB o la inflación. Sin embargo, en algunos ámbitos, los indicadores más útiles son, en realidad, los más simples.

La venta de pintalabios, el tamaño de las faldas, el tamaño de los rascacielos o el uso de los calzoncillos son indicadores económicos muy utilizados incluso por algunos presidentes de bancos centrales. Y no, no es una broma; es, en realidad, la forma más real de medir cómo va la economía y cuál puede ser su evolución futura.

Estos son los siete indicadores más curiosos y que, probablemente, no conocías.

El índice de los pintalabios

Las ventas de los pintalabios guardan una curiosa correlación negativa con la evolución de la economía. Una tendencia que se viene repitiendo desde la crisis de 1929 y que se explica por el cambio de las decisiones de consumo de las mujeres con rentas más altas, que sustituyen cosméticos más caros por otros más asequibles.

La primera persona que se fijó en esta relación fue el presidente de Estée Lauder, que se fijó en un curioso aumento de la venta de barras de labios que se repetía justo antes del estallido de las crisis económicas y durante las primeras fases de estas.

Leer más: 5%, 10% o 15%: cuál es una caída en la bolsa que sí debe asustarte como inversor

El índice de las faldas

El índice del largo de la falda fue creado por el economista George Taylor en los años 20. Según sus hallazgos, la bolsa era más alcista cuando cuando la minifalda está de moda y viceversa.

Hay diversas explicaciones a esta tendencia, aunque la que más aceptación ha tenido es que, durante las crisis económicas, las mujeres no pueden depilarse ni cuidar sus piernas del mismo modo, de manera que tenían que taparlas con faldas más largas.

El índice Big Mac

Es posiblemente el índice más conocido de esta lista. Fue creado por la revista The Economist y se publica de forma anual. Se basa en comparar el precio de la hamburguesa Big Mac en varios países del mundo para determinar si una moneda está sobrevalorada en comparación con el dólar. 

Es un índice único gracias a la presencia mundial de McDonald´s y a la homogeneidad de este producto, que es lo que permite la comparativa. Aplicado de forma práctica, viene a decir que si el precio de un Big Mac en dólares en Alemania es superior al de Estados Unidos, el euro podría estar sobrevalorado o infravalorado respecto al dólar.

Leer más: El Big Mac más caro del mundo está en Suiza, hemos averiguado por qué

Los calzoncillos de Greenspan

Alan Greenspan fue el presidente de la Reserva Federal entre 1987 y 2006. Fue famoso por muchas cosas, una de las cuales fue un curioso índice basado en la venta de los calzoncillos. Greenspan observó cuánto tardaba un hombre en cambiar su ropa interior para valorar el estado de la economía en Estados Unidos.

La venta de calzoncillos es bastante estable, excepto durante las crisis económicas. Cuando la economía no va bien, los hombres estiran al máximo posible su ropa interior. Si su venta cae de forma abrupta, es una señal de que podríamos estar ante una crisis económica.

El índice de las corbatas 

A diferencia del índice de los calzoncillos, un aumento en la venta de corbatas puede indicar que estamos ante una crisis económica. Esta conclusión, aparentemente contradictoria, encuentra su explicación en que los hombres quieren llamar más la atención en una entrevista de trabajo, y utilizan una corbata para llevarlo a cabo.

A fin de cuentas, una corbata es un elemento de estilo mucho más barato que el traje pero, en la práctica, mucho más eficiente. Sin embargo, los cambios en los convencionalismos sociales está desplazando a las corbatas por los calcetines, una moda mucho más discreta pero que la moda está convirtiendo en una prenda más llamativa.

Índice cervecero

Es un índice bastante obvio. Los bares se llenan de gente en épocas de bonanza económica, y se vacían durante las crisis. En este sentido, el índice de las cervezas trata de relacionar la venta de cañas con la salud económica de un país. El 60% de las cervezas se consumen en bares y restaurantes, que suelen estar vacíos durante las crisis.

Diversos estudios, como el de Ernst & Young, fue quien llamó la atención de este índice al descubrir que entre 2008 y 2010 el consumo de cerveza se redujo entre un 8 y un 10% en Europa, y el empleo cayó un 12%. 

Índice de los rascacielos

Acabamos el repaso de índices curiosos con el índice de los rascacielos. Creado en 1999 por Andrew Lawrence, analista inmobiliario de Dredsnet Kleinwort Wasserteins, surgió bajo la tesis de que los grandes rascacielos se diseñan y construyen al amparo de grandes crisis económicas y financieras.

De hecho, este índice pudo predecir en 2007 la crisis del año siguiente. Incluso también se ha relacionado la altura de los últimos rascacielos con la inminencia de la crisis.

Y además