Pasar al contenido principal

"La intervención del BCE fue intensa, pero cuando Lagarde entró en detalles los inversores perdieron el entusiasmo": qué dicen los analistas sobre el programa de compra de deuda de 1,35 billones

European Central Bank President Lagarde addresses the European Parliament in Strasbourg
European Central Bank President Lagarde addresses the European Parliament in Strasbourg Reuters
  • El Banco Central Europeo ha ampliado esta semana el programa de adquisición de bonos para luchar contra la pandemia con otros 600.000 millones de euros, lo que eleva el paquete de ayudas hasta los 1,35 billones.
  • La mayoría de los analistas acogió con satisfacción la medida, pero algunos de ellos han señalado que la respuesta del BCE fue más suave de lo que esperaban.
  • "Con estas decisiones el Banco Central Europeo claramente sorprendió al mercado por el lado más suave, como se reflejó en las primas de riesgo" durante el anuncio del BCE, explica un analista.
  • El tipo de cambio euro-dólar escaló un 0,8% hasta máximos de hace tres meses, hasta llegar a 1,14 dólares por euro.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El Banco Central Europeo anunció esta semana un gigantesco paquete adicional de 600.000 millones de euros para luchar contra el coronavirus. Esto significa que el banco central ha comprometido más de 1,35 billones de euros en acciones de estímulo desde el comienzo de la pandemia.

Aunque el aumento del llamado programa de compras de emergencia del BCE (PEPP, por sus siglas en inglés) era muy esperado, la mayoría de los analistas apostaban por un aumento de sólo 500.000 millones de euros.

Business Insider ha recopilado las consideraciones de 7 analistas sobre lo que puede significar este gigantesco plan de ayuda para los mercados.

Andreas Billmeier, analista de deuda pública de Western Asset

"Con estas decisiones el BCE han sorprendido claramente al mercado por tener un carácter más suave de lo esperado, tal y como evidenció la marcada disminución del diferencial de rentabilidad de la deuda pública periférica frente a su homóloga alemana [prima de riesgo] cuando se dio a conocer la declaración", explica Billmeier.

"Pensamos que la sorpresa fue efectivamente generalizada, en el sentido de que el BCE ha proporcionado más que lo que el mercado esperaba que hiciera. Dicho esto, la mezcla entre el incremento de la magnitud del programa de compra de emergencia pandémica y su ampliación implica que la tasa de compras de deuda pública en virtud de este programa permanecerá básicamente sin cambios hasta 2021".

Mike O'Sullivan, gestor de Rosecut

"Algunos pensaban que el Banco Central Europeo iba a mantener su pólvora seca dado el continuo repunte de los mercados europeos, pero después de disparar este balazo, quedará poca pólvora".

"El BCE ha echado el resto contra la pandemia en un esfuerzo por estabilizar y reavivar la economía de la eurozona".

Edward Moya, analista de mercado de la OANDA, 

"Las acciones europeas cayeron después de que señalara que el BCE aún no ha discutido la posibilidad de añadir bonos basura corporativos al PEPP".

"La acción del BCE ha sido intensa, pero cuando Lagarde entró en detalles los inversores perdieron el entusiasmo. El apetito de riesgo perdió fuerza puesto que los bonos basura no parecen estar en su radar, el aumento de 600.000 millones de euros no ha sido unánime y la dura realidad es que el próximo gran paquete de estímulo debe proceder de los líderes de los gobiernos".

"Los mercados financieros deberían estar contentos con el BCE y cualquier debilidad debería ser de corta duración y vista como un clásico evento de 'compra el rumor, vende la noticia'".

Andrew Kenningham, economista jefe para Europa de Capital Economics

"Viniendo poco después de los recientes pasos hacia el establecimiento de una respuesta fiscal europea conjunta, y el nuevo estímulo fiscal de Alemania anunciado anoche, esto debería ayudar a mantener el sentimiento positivo hacia la eurozona durante algo más de tiempo".

"También es suficiente para justificar la opinión de que los responsables políticos de la zona del euro se han unido, al menos por ahora, para responder a la crisis del coronavirus".

Ulas Akincilar, jefe de trading de INFINOX

"Bombear más de un billón de euros a la economía de la eurozona, más allá de su programa de impresión de dinero en curso, corre el riesgo de alimentar una inflación galopante, algo a lo que han sido tradicionalmente alérgicos los alemanes".

"Pero los grandes de la política monetaria del Banco han decidido claramente que la preocupación por la inflación debe esperar a otro día. Ahora su atención se centra en la crisis existencial que plantea la inminente crisis de Europa".

"De hecho, el retroceso de la inflación por el disparo del bazuca europeo puede incluso proporcionar un segundo efecto positivo si salva a la zona euro de un ciclo destructivo de estanflación".

"Este es el momento para Christine Lagarde de 'lo que sea necesario', y la moneda única ha surgido en respuesta a su decisión."

Neil Wilson, analista jefe de mercado de Markets.com

"El BCE ha dado tres pasos: la dotación del PEPP se está ampliando en 600.000 millones de euros adicionales hasta 1.350 millones de euros, el plan durará al menos hasta junio de 2021 y reinvertirá los ingresos al menos hasta finales de 2022".

"Esta es una emergencia de expansión cuantitativa eterna, o al menos estamos en una situación en la que el BCE no tiene otra opción que estar en pie de guerra sólo para mantener el proyecto en marcha. ¿Qué precio tiene la paz?"

Bas van Geffen, analista de Rabobank

"La decisión de ampliar el PEPP afirma también de manera significativa la noción de que la compra de activos se ha convertido claramente en la respuesta más importante para mitigar el deterioro de la economía o de las condiciones del mercado. Con eso en mente, no descartamos otro aumento hacia el final del año, dependiendo de los datos que lleguen".

Y además