La nueva tendencia del teletrabajo que mejora la productividad y la salud mental de los trabajadores; establecer horas libres al día de reuniones

Reunión de trabajo desde casa.
Getty
  • El teletrabajo ha supuesto que se trabajen más horas, se multipliquen las reuniones por Zoom y la cascada de correos electrónicos sea continua. 
  • Muchas empresas como Dropbox o Slack, ya han implementado esta estrategia que fija unas horas libres al día de reuniones. 
  • En España, un ejemplo de flexibilidad y conciliación es la startup Irisbond.
  • Descubre más historias en Business Insider España

El teletrabajo ha llegado para quedarse. Sin embargo, a medida que comienza la vuelta a la normalidad, son muchas las empresas que combinan parte de su plantilla trabajando en remoto, con otra buena parte trabajando presencialmente en la oficina. 

Sin duda, el reto pasa ahora por coordinar esta separación del equipo de trabajo y que las empresas sigan siendo productivas, a la vez que sus trabajadores tienen una buena conciliación entre su vida personal y laboral. 

En este sentido, durante la pandemia se ha visto como el teletrabajo suponía que el 54% de los españoles trabajara más horas al día. Además, el teletrabajo ha significado más reuniones con más personas, un incremento del uso del correo electrónico y jornadas laborales más largas.  

Por esta razón, algunas empresas han optado por fijar una serie de normas en su horario de trabajo, para evitar que los trabajadores terminen exhaustos. 

Menos yoga y más derechos laborales: cómo proteger la salud mental de los empleados en la era del teletrabajo

Una de estas medidas, son las denominadas “horas troncales”, o en inglés “core hours”, en las que los trabajadores deben de estar disponibles para reuniones de Zoom, proyectos conjuntos con otros departamentos, o cualquier otra actividad que conlleve el trabajo en equipo. 

Estas horas estarían fijadas entre las 10 h y las 14 h, o las 13 h y las 16 h, aunque depende de la empresa. Eso si, no exceden las 3 o 4 horas diarias. 

El resto del tiempo sería horas libres de reuniones, así los empleados pueden organizarse su jornada laboral y aprovechar mejor el tiempo, sin estar pendientes de reuniones de última hora. 

Esta práctica no es algo nuevo, muchas compañías la llevan haciendo décadas, sobre todo para evitar reuniones por la tarde que puedan suponer un importante retraso del fin de la jornada laboral, y el consecuente impacto que esto tiene en la vida personal de los trabajadores. 

Pero la pandemia ha hecho que sean muchas las que se han sumado a esta nueva tendencia. Google establecía la semana sin reuniones, y empresas como Dropbox o Slack, implementaban esta estrategia de establecer horas libres de reuniones durante la jornada laboral.

14 impedimentos que puede ponerte tu empresa por los que no podrías teletrabajar desde cualquier parte del mundo

Laura Ryan, directora internacional de recursos humanos de Dropbox, contaba a Business Insider cómo tras una simple revisión de su calendario logró recortar hasta 15 horas de reuniones semanales. 

Dropbox implementó la estrategia de “horas de colaboración central”, es decir, estableció ciertas horas destinadas a reuniones para que los empleados pudieran luego libremente y de manera flexible estructurarse su jornada laboral como desearan. 

Esto es algo que también han llevado a cabo empresas como Slack. 

“Si le das a las personas de 9 de la mañana a 5 de la tarde para organizar reuniones, se encontrarán el día lleno de ellas. Por lo que no podrán realizar otras tares aparte”, comentaba a The Wall street Journal Brian Elliot, vicepresidente de Slack Future Forum, un consorcio lanzado por la propia compañía para ayudar a otras empresas a reflexionar sobre el futuro del trabajo. 

En España, siguiendo esta senda por mejorar la conciliación entre la vida personal y laboral, además de mejorar la productividad de las empresas, se está llevando a cabo un programa piloto para implementar la jornada laboral de 4 días. Ya existen de hecho, empresas que han optado por esta modalidad de semana laboral. 

Sin embargo, la organización de la propia jornada laboral, es decir, las horas de trabajo que se realizan en el mismo día, varía dependiendo del sector y de la empresa. 

El plan de España para atraer teletrabajadores tiene fisuras: favorecerá más gentrificación y seguirá siendo una economía "rehén", critican estos expertos urbanistas

Un ejemplo de startup española que está a la vanguardia del teletrabajo y la flexibilidad es Irisbond, una compañía que fabrica dispositivos y tecnología de seguimiento ocular. 

Las oficinas de Irisbond están diseñadas como espacios colaborativos, trabajan en la nube y utilizan aplicaciones para comunicarse entre los miembros del equipo como Discord, Slack y Google Meets. Además, sus equipos son autoorganizados y comparten resultados o el estado de sus proyectos solamente cada dos semanas, para dosificar así el flujo de información. 

Cuando en Business Insider España se le preguntó a Eduardo Jáuregui, CEO y fundador de la tecnológica, sobre flexibilidad, aseguró; “El equipo puede venir a la oficina por la mañana, ir a comer a casa y terminar la jornada desde allí. Esto favorece que todo el mundo pueda comer con su familia o en casa tranquilamente”. 

Otros artículos interesantes:

El teletrabajo hace que se trabajen más horas, pero no de manera más productiva

¿Prefieres el teletrabajo o trabajar en la oficina?: cómo responder a la pregunta recurrente de las entrevistas laborales

Por qué el teletrabajo no sustituirá del todo el trabajo presencial, según la responsable de uno de los principales fondos que invierten en oficinas

Te recomendamos

Y además