El petróleo sigue hundido en Estados Unidos mientras el Brent, barril de referencia en Europa, aguanta mejor la sangría en los mercados: qué puede pasar a partir de ahora

Un trabajador en una refinería de petróleo.
Reuters
  • El desplome de los futuros del petróleo WTI (West Texas Intermediate), referencia en Estados Unidos, no tiene precedentes.
  • Sebastien Galy, responsable de estrategia macroeconómica en Nordea AM, expone que la razón de estos retrocesos descontrolados del petróleo WTI probablemente estén relacionados “con problemas de almacenamiento”, ya que las personas consumen mucho menos combustible en medio de las cuarentenas. 
  • Adam Vettese, experto de eToro, señala que el Brent no tendría esos mismos problemas de almacenamiento que el crudo estadounidense, lo que significa que “los productores de petróleo con las mayores exposiciones estadounidenses serán los más afectados” de esta situación actual.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El desplome de los futuros del petróleo WTI (West Texas Intermediate), referencia en Estados Unidos, no tiene precedentes. Los precios de los contratos con vencimiento en mayo llegaron a cotizar en negativo (-38 dólares), en una situación que jamás se había visto anteriormente en la historia

Con todo, esto no ha sucedido con el barril de referencia en Europa: el Brent. ¿Qué diferencias hay? ¿Qué puede motivar el desangrado del activo referente en Norteamérica en comparación con el del Viejo Continente? Y, sobre todo, ¿qué puede suceder a partir de ahora en el futuro? Los expertos intentan dar luz ante esta esperpéntica situación.

Como telón de fondo, Sebastien Galy, responsable de estrategia macroeconómica en Nordea AM, expone que la razón de estos retrocesos descontrolados del petróleo WTI probablemente estén relacionados “con problemas de almacenamiento”, ya que las personas consumen mucho menos combustible en medio de las cuarentenas. 

En pocas palabras, Estados Unidos se ha quedado sin espacio de almacenamiento a pesar de que el esquisto continúa produciendo una cantidad significativa. De modo que, a medida que el miedo envolvía el mercado, los inversores comenzaron a deshacerse del petróleo. 

¿Qué significa esto? Los precios mundiales de la gasolina “no bajarán mucho”, pero podrían caer un poco más en el país norteamericano, mientras que los precios de Brent (Europa) no se han derrumbado de ninguna manera, sino que se mantienen estables, dice Galy. 

De igual manera, los futuros sobre el crudo de Dubái, que se usa más como referencia para las empresas de transformación y distribución de Asia, se mueven en torno a 21 dólares. Tampoco reciben el mismo varapalo que el referente de Estados Unidos.

Leer más: Por qué es mejor invertir tu dinero en lugar de guardarlo en el banco

En Europa no se teme al problema de almacenamiento

Pero volviendo al Brent, el espejo en el que se centran los inversores europeos, ha aguantado este escenario tan sumamente adverso. La correlación entre sendos barriles se ha difuminado. ¿Cuál es la causa? Adam Vettese, experto de eToro, destaca que debido a que la demanda de petróleo es prácticamente inexistente, este sorprendente desplome de los precios de WTI se debe casi por completo al miedo sobre “los problemas de almacenamiento”. 

Por su parte, el Brent no tendría esos mismos problemas de almacenamiento que el crudo estadounidense, lo que significa que “los productores de petróleo con las mayores exposiciones estadounidenses serán los más afectados” de esta situación actual.

Esto es algo que, hasta ahora, se ha podido observar en el gráfico de la cotización de los futuros del WTI y el Brent. Generalmente, han ido más o menos de la mano en precio. Sin embargo, con estas dudas sobre el almacenamiento el esquema se ha puesto patas arribas con una diferencia que no se veía en términos tan amplios desde junio del 2018.

El problema para las empresas de frácking

Este escenario supone al final “un torpedo en la línea de flotación sobre las empresas dedicadas al frácking, en Estados Unidos, que dejan de ser competitivas a estos precios”, tal y como relata Pedro del Pozo, Director de Inversiones Financieras de Mutualidad de la Abogacía. Ello, a su vez, tiene un efecto de arrastre sobre el mercado de deuda de estas empresas, y sus “compromisos de pago adquiridos con fondos o bancos”

Del Pozo dice que es una traslación directa del problema al mercado financiero, que tanto las bolsas como los diferenciales de crédito interpretan de manera negativa. En ese sentido, tan solo una pronta recuperación de la demanda, es decir, una reactivación de la actividad económica puede “poner freno estructural a estos desajustes”.

Leer más: Aprende a invertir tu dinero y batir a la inflación

¿Y ahora qué?

Los interrogantes se abren ahora sobre qué puede ocurrir con el barril de referencia en Estados Unidos y si se pueden convertir en norma estos precios tan deprimidos. En opinión de Michel Salden, gestor de Vontobel AM, el futuro del WTI de junio puede ver un recorrido “similar al del futuro de mayo”. Algo que llevaría a pérdidas masivas para los inversores minoristas “en los front contracts y en los ETF pasivos”. 

El analista explica que, obviamente, esta aceleración en el cierre de los países no pertenecientes a la OPEP “acelerará el reequilibrio”, lo cual explica por qué los precios de los futuros del 2021 no se derrumbaron.

Por su parte, James Trafford, analista y gestor de fondos de Fidelity, no cree que las cotizaciones negativas del petróleo “se conviertan en lo normal a partir de ahora”. El precio del WTI al contado se observa mejor en el contrato de junio (que rondaba los 21 dólares en el momento de redactar este artículo). 

LEER TAMBIÉN: La fórmula mágica de Amancio Ortega para crear su imperio inmobiliario: ubicaciones 'prime', mercados estables y edificios terminados y con inquilinos

LEER TAMBIÉN: El ingeniero español que lidera el desarrollo de un motor que podría revolucionar la aviación

LEER TAMBIÉN: Esperar a rescatar el plan de pensiones al año siguiente a jubilarte tiene premio

VER AHORA: Los 10 vídeos más vistos en Youtube en España este año 2020