Los precios del petróleo y el gas se disparan tras las sanciones de Occidente a Rusia que podrían asfixiar sus exportaciones

Petróleo BP gas

Reuters

Los precios del petróleo y del gas han subido este lunes después de que los países occidentales intensificaran las sanciones contra Rusia, aumentando una vez más el temor a que las medidas de represalia puedan interrumpir los envíos de energía.

Los futuros del crudo Brent, de referencia en Europa, subieron por última vez un 4%, hasta 98,35 dólares el barril, después de haber alcanzado un máximo de 105,07 dólares el barril más temprano en la sesión. El West Texas Intermediate subió un 4,4% a 95,64 dólares el barril, frente a los 99,10 dólares anteriores.

Estados Unidos, la Unión Europea, el Reino Unido y Canadá acordaron el sábado retirar a algunos bancos rusos del sistema financiero SWIFT, lo que significa que la capacidad del país para realizar negocios con otros se vería afectada.

Ursula von der Leyen, presidenta de la Comisión Europea, ha dicho que la medida se toma para "paralizar la capacidad de Putin de financiar su maquinaria bélica" y que bloquearía el comercio internacional ruso. 

"La creciente preocupación por las interrupciones del suministro energético ruso está haciendo que los precios del petróleo y el gas suban con fuerza", ha apuntado Carsten Fritsch, de Commerzbank.

Europa no puede dejar de comprar gas ruso: esta es la razón

Los precios del gas natural en Europa se han disparado un 36%, hasta los 119 euros (133,43 dólares) por megavatio-hora en la apertura del lunes, y seguían cotizando a ese nivel en la última comprobación, según Fritsch.

"Las marcadas subidas de precios se deben a las sanciones impuestas a Rusia por Occidente, que volvieron a endurecerse significativamente el fin de semana", explica Fritsch.

Además, la UE también se dispone a congelar los activos del banco central ruso en la región, lo que imposibilita que el establecimiento liquide activos en divisas.

VIDEO

Every nuclear bomb explosion in history

Goldman Sachs señala que la exclusión de algunos bancos rusos del sistema SWIFT crea obstáculos, pero no barreras para el comercio de materias primas. La clave está en que algunos bancos siguen teniendo acceso al sistema, lo que significa que es probable que haya excepciones para las transacciones de energía y alimentos, de acuerdo con los analistas de Goldman.

"La ausencia de la intermediación de SWIFT dejaría, por ejemplo, pagos más lentos y el aumento de las cuentas por cobrar para los exportadores rusos de materias primas (más que un cese completo de las transferencias financieras)", dijeron el domingo.

Pero algunos analistas esperan que Rusia tome represalias a esta última ronda de medidas restrictivas reduciendo o suspendiendo completamente los envíos de energía a Europa.

"Es probable que las sanciones y el éxodo de las compañías petroleras occidentales se traduzcan a medio y largo plazo en una menor producción rusa de petróleo y gas, ya que dificultarán considerablemente las inversiones para mantener la producción y desarrollar nuevas fuentes", concluye Fritsch.

Mientras la invasión rusa de Ucrania ha dejado a los mercados tambaleándose, el grupo OPEP+, que incluye a Rusia, tiene previsto reunirse el 2 de marzo. Se espera que el grupo mantenga el acuerdo existente de añadir 400.000 barriles diarios al suministro de petróleo en abril, según Reuters.

Otras noticias sobre el ataque de Rusia a Ucrania en Business Insider España:

Puedes ver otras noticias del día en nuestra portada.

Otros artículos interesantes:

El precio del gas en Europa se dispara más de un 40% tras el ataque de Rusia a Ucrania

¿Qué significa la invasión de Rusia en Ucrania para los mercados? 13 expertos en inversión responden

La guerra entre Rusia y Ucrania agravará la escasez de semiconductores, ya que son los principales proveedores de materiales clave

Te recomendamos