El presupuesto de 2021 da su primer paso este martes: esto es lo que desvelará sobre la gravedad de la recesión y el reparto de las ayudas europeas

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, durante la presentación del proyecto de presupuestos para 2019
La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, durante la presentación del proyecto de presupuestos para 2019
Reuters
  • El proyecto de presupuesto para 2021 que ha elaborado el Gobierno echa a andar este martes con la aprobación por parte del Consejo de Ministros del cuadro macroeconómico y del nuevo techo de gasto.
  • Sin embargo, no presentará, como hasta ahora, una senda de estabilidad presupuestaria que acompañe a estas cuentas debido a la suspensión de las reglas fiscales de déficit y deuda en 2020 y 2021 por parte de la Unión Europea ante el impacto económico del coronavirus.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Tras más de 2 años y medio prorrogando las cuentas públicas para 2018 ante la falta de acuerdos parlamentarios en 2019 y por la crisis del coronavirus en 2020, el proyecto de los Presupuestos Generales del Estado para 2021 echa a andar este martes aunque, de nuevo, con retraso y rodeado de incertidumbre, tanto por su contenido como por las posibilidades de que sea aprobado.

Así, este martes el Consejo de Ministros aprobará el cuadro macroeconómico para el año que viene, en el que el Gobierno actualizará previsiblemente su estimación de caída del PIB durante 2020 y su posible rebote durante 2021, y el nuevo límite de gasto no financiero, más conocido como techo de gasto, que define los márgenes de desembolso en los que se moverán las próximas cuentas públicas.

Sin embargo, el Gobierno no va a presentar una senda de estabilidad presupuestaria que acompañe a estas cuentas, como se ha hecho habitualmente con cada proyecto de presupuesto, debido a la suspensión de las reglas fiscales de déficit y deuda en 2020 y 2021 por parte de la Unión Europea ante el impacto económico del coronavirus.

En febrero, antes de la pandemia, el Congreso de los Diputados aprobó una senda de estabilidad presupuestaria para el periodo 2020-2023, en la que ya se incluía una previsión de crecimiento del PIB más bajo que el cosechado en 2019 y en la que se preveía que el límite de gasto no financiero subiese un 3% en el año 2021, hasta los 131.437 millones de euros.

Un techo de gasto a la altura de las ayudas europeas

Esas expectativas han quedado totalmente desactualizadas por el impacto económico del coronavirus, como reconoció en agosto la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, que aseguró que el Gobierno presentaría un aumento del techo de gasto para 2021 más elevado que el de años anteriores por los fondos del programa comunitario para la recuperación del coronavirus.

Descartado el incremento del 3% aprobado en febrero, el aumento definitivo del techo de gasto medirá cómo se integran en las próximas cuentas públicas los 20.000 millones de euros en fondos europeos contra el coronavirus para 2021 y qué medidas de ingresos y gasto social prevé incluir en los presupuestos de 2021.

De este modo, la senda aprobada en febrero estimaba que el límite de gasto no financiero aumentara un 3% respecto a los 127.609 millones de euros que se fijaron inicialmente como tope presupuestario en 2020. Incluyendo los fondos comunitarios, el techo de gasto crecería un 15,7%, situándose en 147.609 millones de euros, el más elevado desde los 150.000 millones que alcanzó en 2011.

Sin embargo, si se tienen en cuenta las medidas de gasto social, sanitario y educativo que el Gobierno ha ido asumiendo al asegurar que las de 2021 serían unas cuentas expansivas, el límite de gasto no financiero podría crecer un 30% hasta los 166.109 millones de euros, según cálculos de Cinco Días, que no descarta que esa cantidad aumente aún más.

Leer más: Techo de gasto, apoyos parlamentarios y respaldo de Bruselas: los 5 obstáculos que debe superar el Gobierno para poder aprobar los Presupuestos Generales del Estado

Los casi 40.000 millones de euros de diferencia entre el techo de gasto de 2020 y el de 2021 se deben a la aplicación de los 20.000 millones de euros del fondo europeo contra el coronavirus y al coste de nuevas medidas sociales, como la extensión de los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), el ingreso mínimo vital o las primeras dotaciones para dependencia, que ha permanecido sin financiación propia de 2011.

En caso de concretarse esa cifra, el techo de gasto de 2021 se convertiría en el segundo más alto de la historia de España, solo por detrás de los 182.400 millones de euros que alcanzó en 2010, con el país en plena recesión económica y varios planes de saneamiento financiero y de aumento del gasto social para combatir sus consecuencias.

Un cuadro macro que medirá la gravedad de la recesión

La otra pieza del proyecto de presupuestos para 2021 que dará a conocer el Ejecutivo este martes es el cuadro macroeconómico, en el que se definirá hasta qué punto prevé que se contraiga el PIB este año, un retroceso que hasta ahora ha fijado en un 9,6%, por debajo de las expectativas de la Comisión Europea y los principales organismos e instituciones económicas.

Así, en julio, Bruselas corrigió al alza sus previsiones de verano, empeorando en 1,5 puntos porcentuales su pronóstico de recesión en España en 2020 respecto a sus pronósticos de abril, hasta una caída del 10,9%. La CE justificó estas expectativas tras un segundo semestre con cierto repunte que "no compensará totalmente" el impacto de las medidas de confinamiento que provocaron una "contracción sin precedentes" de la economía.

Ahora, sin embargo, las previsiones del Gobierno tenderán a alinearse con las del Ejecutivo comunitario o con las del Banco de España, revisando sus expectativas hasta una contracción de entre el 10% y el 11% del PIB en 2020, según han reconocido fuentes gubernamentales a Europa Press, lo que supone agravar aún más el escenario de recesión en el que se encuentra el país.

Además del PIB, el cuadro macroeconómico también servirá para actualizar las expectativas de desempleo y de deuda pública que maneja el Gobierno para 2021. El último escenario de este tipo publicado tras el inicio de la pandemia estimaba un aumento de la tasa de paro hasta el 19% este año y al 17,2% en 2021, mientras que auguraba que la ratio entre deuda y PIB se disparase 20 puntos en apenas un año, hasta alcanzar el 115,5%.

LEER TAMBIÉN: El Gobierno renuncia a presentar los Presupuestos en 2020 por la crisis del coronavirus

LEER TAMBIÉN: El coronavirus deja en un escenario muy frágil la aprobación de los nuevos Presupuestos Generales del Estado: qué puede pasar, según expertos

LEER TAMBIÉN: El techo de gasto presupuestario de España para 2021 se disparará debido a los fondos europeos contra el coronavirus, según el Gobierno

VER AHORA: Hay mundo más allá de los perfiles tecnológicos: estas son las habilidades más demandadas ahora mismo, según el CEO de LinkedIn España

    Más:

  1. Presupuestos generales del Estado
  2. Crisis
  3. Coronavirus
  4. Gasto público
  5. Unión Europea
  6. Trending
  7. Top