Este es el presupuesto que España ha destinado a frenar el COVID frente a otros países europeos

(de izq a der) El presidente de Grecia, Kyriakos Mitsotakis; el presidente de España, Pedro Sánchez; y la canciller federal alemana, Angela Merkel.
(de izq a der) El presidente de Grecia, Kyriakos Mitsotakis; el presidente de España, Pedro Sánchez; y la canciller federal alemana, Angela Merkel.

REUTERS/Pool

  • La comunidad europea está comenzando a invertir los fondos de ayuda distribuidos por la UE, siendo España el que más dinero ha recibido en función a su PIB.
  • En relación con el dinero gastado de estos fondos, Francia aglutina un 33% de los suyos, por delante del 28% de Alemania, el 20% de España y el 8% de Italia (28.000 millones).
  • Descubre más historias en Business Insider España.

España es el país europeo que más ayudas públicas ha movilizado para frenar el coronavirus, al menos respecto al tamaño de su economía.

El Gobierno de Pedro Sánchez ha conseguido desde comienzos de la pandemia unos 69.000 millones de euros en avales a empresas (un 5,2% de su PIB) que se suman a los 38.000 millones (3,5%) invertidos en el apoyo sanitario, según reveló la vicepresidenta de la dirección general de Competencia de la Comisión Europea, Margrethe Vestager.

En concreto, las medidas más costosas de la estrategia española han sido el apoyo presupuestario del fondo de contingencia al Ministerio de Sanidad (1.400 millones de euros), la transferencia anticipada a las regiones de los servicios sanitarios regionales (9.000 millones de euros), la propia investigación de la enfermedad (1.000 millones de euros) y los costes de la prestación por desempleo para los trabajadores en ERTE sin contribución mínima (unos 23.000 millones de euros), entre muchas otras. 

Así lo indican los últimos datos actualizados del Fondo Monetario Internacional en relación con las principales respuestas políticas de los gobiernos comunitarios para hacer frente a la pandemia, que permiten perfilar un retrato de cómo el dinero ha fluctuado en la UE y en qué se ha materializado en los diferentes países. Esto, unido a las ayudas públicas destinadas a cada país, conforman la implicación económica de cada Gobierno con su gestión del virus.

Rastreadores, médicos y pruebas PCR: así podría haber invertido España los 23.000 millones gastados en pagar las prestaciones por ERTE y desempleo durante la pandemia

Claro que esta afirmación carece de sentido sin saber cuáles fueron las retribuciones.

En este sentido, Alemania es el país la que más recibió en función de su economía —más de la mitad de los casi 2 billones autorizados por la UE— por encima de Italia, Francia (un 15% cada una) y España (5%). Con relación a lo que las ayudas representan para sus economías, los fondos destinados supondrían el 5,2% del PIB español a cierre de 2019, un dato que se sitúa por delante del de Francia (4,7%), Alemania (2,8%) e Italia (1,6%).

En relación con el dinero "gastado", el Gobierno de Emmanuel Macron aglutina un tercio de sus fondos (unos 114.000 millones de euros), por delante del 28% de Alemania (96.000 millones), el 20% de España (69.000 millones) y el 8% de Italia (28.000 millones).

Inversión de los fondos propios

Así, con esto sobre la mesa, la respuesta alemana es también de las que menos tiempo ha tardado en empezar a gastar no sólo el dinero europeo, sino el suyo propio. Para combatir la crisis de COVID-19 y apoyar posteriormente la recuperación, el Ejecutivo de Angela Merkel adoptó dos presupuestos suplementarios: 156.000 millones de euros (4,9% del PIB) en marzo y 130.000 millones de euros (4% del PIB) en junio. Para finales de año, el Gobierno deberá 218.500 millones de euros más.

En general, y además del paquete fiscal del Gobierno federal, muchos ejecutivos de menor nivel (länder y alcaldías) han anunciado medidas propias para apoyar sus economías, ascendiendo el desembolso germano hasta los 141.000 millones de euros en apoyo directo y aproximadamente 70.000 millones de euros en garantías de préstamos a nivel estatal. Claro que los fondos europeos ayudan.

Los 8 ejes de los Presupuestos de 2021 que acaba de presentar el Gobierno

En Francia, relata el FMI, las autoridades introdujeron 3 leyes de presupuesto rectificativo entre marzo y julio, aumentando la dotación fiscal dedicada a abordar la crisis hasta los 135.000 millones de euros (casi el 6% del PIB, incluyendo medidas de liquidez). Esto se suma a un paquete de garantías públicas de 327.000 millones de euros (cerca del 15% del PIB) y a los 315.000 millones de garantías para préstamos bancarios y planes de reaseguro de crédito. 

Italia, a su vez, lleva adoptando desde el mes de mayo su propio paquete de medidas fiscales de "relanzamiento", una apuesta que le ha costado al Gobierno más de 55.000 millones de euros (3,5% del PIB).

La inversión no parará allí, ya que el Ejecutivo de Giuseppe Conte prevé aumentar el apoyo a los ingresos de las familias (14.500 millones de euros), fondos para el sistema sanitario (3.300 millones de euros) y otras medidas de apoyo a las empresas, incluyendo subvenciones para las pymes y aplazamientos de impuestos (16.000 millones de euros).

No terminará aquí, ya que desde la última desviación del déficit (25.000 millones, un 1,6% del PIB) el pasado 8 de agosto ya se ha adoptado un tercer paquete de ayudas centrado en medidas laborales y sociales (12.000 millones de euros y sumando). 

Otros artículos interesantes:

Los 8 ejes de los Presupuestos de 2021 que acaba de presentar el Gobierno

Presupuestos 2021: regulación del alquiler, más becas, ayudas a la dependencia y a la conciliación y protección social y subida de impuestos

Rastreadores, médicos y pruebas PCR: así podría haber invertido España los 23.000 millones gastados en pagar las prestaciones por ERTE y desempleo durante la pandemia

Te recomendamos

Y además