Pasar al contenido principal

El pueblo madrileño que exporta palmeritas a Japón y ha hecho de ello su motor económico: más de 60.000 kilos vendidos al año

las palmeritas españolas que han llegado hasta Japón.
Ayuntamiento Morata de Tajuña.
  • Las palmeritas se han convertido en un símbolo de Morata de Tajuña.
  • En este pueblo madrileño de menos de 800.000 habitantes hay seis pastelerías y al año se venden unos 60.000 kilos de palmeritas.
  • Convertidas en un motor económico de la localidad, han comenzado a celebrar la Fería de la palmerita de Morata.
  • Algunos de estos productos han llegado incluso a Nueva York o Japón, según relataba un artículo de El Comidista.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Si los manolitos se han colado como un dulce esencial de cualquier celebración madrileña, las palmeritas no andan lejos.

Y es que la versión mini del clásico bollo de nuestra infancia resulta perfecta para cumpleaños, fiestas de despedida de compañeros de la oficina o simplemente como capricho para merendar.

La fiebre de las palmeras sea cual sea su tamaño lleva tiempo extendiéndose por el país. Blogs, cuentas de Instagram y hasta medios de comunicación se dedican a descubrir cuáles son las mejores palmeras de chocolate de Madrid o de España. Incluso "la thermomix", cuenta con su propia receta para cocinarlas.

Pero si hay un lugar en el que las palmeritas se han convertido en algo más que un rico dulce es en Morata de Tajuña.

Situado a unos 35 kilómetros de Madrid, este pueblo de 7.548 habitantes, cuenta con seis pastelerías y vende unos 60.000 kilos de palmeritas al año.

Como indican desde el propio ayuntamiento de la localidad, en Morata de Tajuña las palmeritas se han convertido en un reclamo turístico y en un "motor de la economía morateña que ya genera decenas de empleos".

Algo que desde hace poco se ve impulsado por la celebración de la Fería de la palmerita de Morata. El evento que en 2018 celebraba su segunda edición, tiene lugar en el pueblo los días 15 y 16 de diciembre y en él las seis pastelerías que preparan este dulce ponen a la venta y para degustar cada una de sus maneras de prepararlo, desde el chocolate normal, al blanco o el fondant.

Leer más: Estos son los productos españoles que triunfan en los supermercados del resto del mundo

El pueblo llegaba a despachar hasta 5.400 kilos de palmeritas durante la pasada edición, como informa el Comidista en relación al evento.

Según recoge ese artículo, el inicio de la elaboración de palmeritas en Morata de Tajuña llegaba de la mano de la pastelería De la Torre. Hace setenta años, Luis de la Torre comenzaba a buscar una receta perfecta del dulce.

A partir de su éxito, una vez encontrado, otras pastelerías y obradores se sumarían a la moda de las palmertiras en esta localidad madrileña.

Precisamente por considerarse los primeros, De la Torre describe a sus palmetiras  como "las auténticas de Morata de Tajuña" y desde su web las envía a toda España.

Pero no solo se quedan en nuestro país. Las palmeritas de Morata de Tajuña levantan tal pasión que han llegado hasta Japón o Nueva York. Así lo reconocían desde otra de las pastelerías emblemáticas del pueblo, Paco Pan, en la que la versión de este dulce están rellenas de nata.

Y además