Putin amenaza a los países pobres con el hambre como la siguiente fase de la guerra con Ucrania, según alertan los expertos

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, durante una reunión con granjeros en junio de 2016.
El presidente de Rusia, Vladímir Putin, durante una reunión con granjeros en junio de 2016.

Mikhail Svetlov/Getty Images

La invasión rusa en Ucrania puede derivar en una crisis alimentaria mundial. Según los expertos, esto es parte del plan del Kremlin para presionar a la Unión Europea, implicada en el apoyo de los ucranianos y que ya ha denunciado como crímenes de guerra las actuaciones de Putin. 

"Rusia tiene un plan para el hambre. Vladímir Putin, presidente de Rusia, está preparando estallar la hambruna en el mundo desarrollado como el siguiente paso en su estrategia contra la Unión Europea", reflexiona el historiador de la Universidad de Yale y experto en autoritarismo, Timothy Snyder, en su cuenta de Twitter, y que Moscú está "planeando hacer morir de hambre a asiáticos y africanos con el fin de ganar la guerra. Es un nuevo nivel de colonialismo". 

Ucrania ha sido descrita en muchas ocasiones como el granero de Europa, ya que es el mayor exportador de trigo, aceite de girasol y maíz. Aporta aproximadamente el 10% de las exportaciones globales de trigo, el 15% de las exportaciones de maíz y la mitad de las exportaciones mundiales de aceite de girasol. 

Sin embargo, la guerra en Ucrania ?particularmente el bloqueo por parte de Rusia de los puertos del mar Negro? ha puesto en jaque el comercio internacional. Esto está provocando una escasez en el suministro de alimentos y disparando los precios en muchos países que podría sumir a millones de personas en la hambruna, según avisan los expertos. 

A las puertas de la recesión: estos son los países que podrían sufrir una contracción económica en los próximos meses

Alrededor de 18 millonesdetoneladas de grano están almacenados en Ucrania sin posibilidad de distribución. Se espera que los agricultores cultiven 60 millones de toneladas más en otoño, según recoge la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO). "Los agricultores ucranianos se alimentan a ellos mismos y a millones más alrededor de todo el mundo", señala para Reuters Rein Paulsen, director de la oficina de resiliencia y emergencia de FAO. 

"Garantizar que puedan continuar la producción, almacenar de forma segura y acceder a mercados alternativos es vital para fortalecer la seguridad alimentaria dentro de Ucrania y garantizar que otros países dependientes de las importaciones tengan un suministro suficiente de grano a un coste razonable", subraya Paulsen. 

La ONU advierte que el conflicto en Ucrania puede provocar que haya 47 millones de personas más sufran inseguridad alimentaria en 2022. Países en África y en Oriente Medio, que dependen fundamentalmente del grano ucraniano, están especialmente en riesgo. En conjunto, Rusia y Ucrania proveen del 40% del suministro de trigo de África. 

De hecho, Rusia también representa una parte muy importante de la producción de trigo y aceite de girasol en el mundo. Rusia sigue exportando grano y otros productos básicos a pesar de la guerra con Ucrania, pero está siendo selectivo en qué países reciben este suministro. 

"Solo suministraremos comida y productos agrícolas a nuestros amigos", expresó en Telegramel expresidente ruso Dmitri Medvédev, estrecho aliado de Putin y vicepresidente del Consejo de Seguridad de Rusia. Del mismo modo, a principios de abril Putin dijo que "tendremos que ser más cuidadosos sobre los suministros de comida a países terceros, especialmente cuidadosos monitorizando las exportaciones a países que son hostiles con nosotros". 

Snyder explica que "el plan de hambre" está diseñado para ser efectivo en tres niveles, incluyendo un esfuerzo mayor en "destruir el Estado de Ucrania" cortando las exportaciones. Es, además, un intento de desestabilizar a la Unión Europea generando "refugiados del Norte de África y de Oriente Medio, áreas alimentadas por Ucrania". 

"Por último, y lo más horrible, una hambruna mundial es el telón de fondo necesario para la campaña propagandística rusa contra Ucrania. La muerte masiva real es necesario para el concurso de propaganda", apunta también el experto historiador. "Cuando las protestas por el hambre comiencen y la desesperación se extienda, la propaganda rusa culpará a Ucrania y pedirá que se reconozcan los territorios ganados por los rusos en Ucrania y que se levanten todas las sanciones". 

Rita Konaev, experta militar rusa, cuenta a Business Insider que Rusia empleó tácticas similares en Siria. "Han buscado abiertamente desestabilizar a Siria, a sus vecinos y a Europa a través de la afluencia de refugiados ?sabiendo que empujarían para acabar la guerra en Siria y aceptando el futuro del país con Assad. Es parte de su libro de juego". 

"La invasión rusa sobre Ucrania ha exacerbado una ya existente mala situación" 

Un apero de labranza cosecha grano en el campo, mientras la guerra ruso-ucraniana continúa en Odessa, Ucrania.

La ofensiva militar rusa en Ucrania empezó cuando la economía global todavía estaba lidiando con el impacto persistente de la pandemia del covid-19, que interrumpió las cadenas de suministro y elevó los precios del combustible. En 2020, durante el primer año de la pandemia, hasta 811 millones de personas en todo el mundo se enfrentaron al hambre

Putin ha dejado a Rusia destrozada, incluso si gana la guerra en Ucrania: es hora de que EEUU y Europa empiecen a planificar un futuro sin él

"La invasión rusa en Ucrania ha exacerbado una ya existente mala situación" y "está afectando a la comunidad global", explica Ertharin Cousin, exdirector del programa mundial de alimentos de la ONU entre 2012 y 2017, a Business Insider

"Hay algunos países que están más afectados que otros, particularmente aquellos en el África Subsahariana, ya que son importadores netos de Ucrania. Esto tiene un efecto directo en su capacidad para comprar alimentos, puesto que su fuente de productos básicos ya no está disponible para ellos. Además, debido al efecto que la falta de esos cereales tiene en el sistema de alimentos mundial, se produce una escalada de precios general, lo que nos afecta a todos", añade Cousin. 

En Somalia ya se han notado los efectos del conflicto. "La guerra es peor ahora que en cualquier otro momento de mi vida trabajando en Somalia en los últimos 20 años, y es debido a los efectos de la guerra en Ucrania", cuenta Mohamud Mohamed Hassan, director en ese país de la organización benéfica Save the Children, a TheWashington Post: "Las comunidades están en un punto de ruptura".

"Mucha gente habría sobrevivido si la crisis de Ucrania no hubiese pasado y la comida seguiría entrando", subraya Hassan al periódico americano, añadiendo que "al menor los precios de la comida habrían sido estables y habría comida disponible". 

"Rusia atacó a Ucrania... eso es lo que ha creado este problema"

Vista general del puerto comercial de Odessa, Ucrania

El presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, ha culpado explícitamente del aumento de la crisis de comida a Rusia. "Si no fuese por la guerra rusa contra Ucrania, simplemente no habría escasez en el mercado de alimentos", comentó el líder ucraniano en un discurso a distancia ante la Unión Africana en junio. "Si no fuera por la guerra rusa, nuestras empresas granjeras y agricultoras podrían haber conseguido cosecha récord este año". 

Josep Borrell, responsable de la política exterior de la UE, ha descrito recientemente el bloqueo de Rusia en las exportaciones de alimentos ucranianos como "crímenes de guerra reales". "No puedes utilizar el hambre de la gente como un arma de guerra", expresó Borrell el pasado mes en Luxemburgo. 

Mientras Kiev y sus aliados occidentales acusan al Kremlin de convertir los alimentos en un arma y de robar el grano ucraniano, Putin niega que Rusia esté bloqueando las exportaciones de Ucrania. 

Putin está ganando la guerra, tanto dentro como fuera del campo de batalla

El Kremlin ha culpado a Occidente de la crisis alimentaria que se avecina, señalando las duras sanciones impuestas a Moscú por la guerra. El Gobierno ruso ha ofrecido pasajes seguros a los barcos que transportan grano a cambio del levantamiento de las sanciones. Mientras tanto, Rusia sigue culpando a Ucrania de la situación por las minas navales en el mar Negro, que Kiev se resiste a retirar porque harían más vulnerables los puertos ucranianos ante los ataques rusos. 

A la hora de la verdad, "la guerra es la culpable" de la escalada de la crisis alimentaria, dice Cousin, añadiendo que "la ocupación rusa del mar Negro tiene un efecto directo en la capacidad de mover los alimentos". 

"Rusia argumenta que no puede mover sus fertilizantes o el grano debido a las sanciones. Si escuchas a las partes involucradas ?y yo soy tu público? puedo ver que hay desafíos por todas las partes. No podemos ignorar el hecho de que no es sobre si el grano se está moviendo, es sobre el hecho de que Rusia ha atacado Ucrania. Eso es lo que ha creado este problema en general", según Cousin. 

En la reciente cumbre del G7, los líderes se comprometieron a aportar 4.500 millones de dólares, unos 4.358 millones de euros, para ayudar a la crisis mundial de los alimentos ligada a la invasión rusa

A medida que los países se movilizan para hacer frente a la situación, Cousin asegura que es importante que los gobiernos "eviten el error de pensar que pueden proteger a su propia población de la inseguridad alimentaria, implementando restricciones a la exportación; eso solo agravaría aún más los desafíos en el sistema alimentario mundial, en particular para los países importadores netos en un momento en que son tan dependientes del sistema alimentario mundial". 

Cousin también subraya que es clave para la comunidad global tomar "medidas preventivas" ahora, advirtiendo que "lo que hoy es un problema de accesibilidad podría convertirse en un problema de disponibilidad para el año que viene en estas fechas". 

Otros artículos interesantes:

Los reyes del textil europeo ceden ante el efecto dominó de Rusia: de la debilitada robustez de Inditex a la irrefrenable caída de ventas de H&M y Zalando

Los cortes de gas natural en Alemania provocarían el colapso de industrias enteras, advierte la principal sindicalista del país

Google ha permitido que una empresa rusa sancionada accediera a datos de estadounidenses y europeos durante meses: un informe alerta de un gran peligro si han llegado al Kremlin

Te recomendamos