Pasar al contenido principal

Qué dicen los grandes bancos centrales del mundo sobre el Bitcoin

Monedas de Bitcoin
Pixabay

El Bitcoin está en boca de todo el mundo desde hace muchos mesessu minado es letal para el medio ambiente debido al elevadísimo consumo eléctrico que demanda, algunos creen que se trata de una peligrosa burbuja y otros de un milagro económico, diversos países han decretado ilegal la criptomoneda y empresas y corporaciones estudian las oportunidades que brinda esta revolución.

A raíz de la polémica, los bancos centrales de varios países ya se han pronunciado acerca del Bitcoinque en las últimas semanas ha rozado sus máximos históricos. Estas importantes entidades financieras deberán tomar posición con respecto al surgimiento y crecimiento de criptomonedas privadas que llaman cada vez más la atención de los ciudadanos. Veamos qué dicen en varios países, según detallan desde Bloomberg.

¿Qué dicen los bancos centrales sobre el Bitcoin?

  • A EE.UU. le preocupa la privacidad: La Reserva Federal del país estadounidense está estudiando las criptomonedas y por el momento, no emite ninguna respuesta oficial. Sin embargo, Jerome Powell, miembro del consejo y candidato a presidente, afirmó que existen problemas técnicos en la tecnología y subrayó la importancia de la gestión de riesgos. 
  • El Banco Central Europeo considera esta eclosión una burbuja y considera un peligro la inversión en criptomoneda. Recientemente, el propio vicepresidente del Banco Central Europeo tachó de “instrumento de especulación” al Bitcoin y rechazó que pueda ser considerado como una moneda real. Vitor Constancio comparó el auge de la criptodivisa con la burbuja de los tulipanes en el siglo XVII. Benoît Coeuré advirtió acerca de los riesgos de su valor y sus vínculos con la evasión fiscal y el delito. Cabe destacar que Mario Dragui afirmó que por el momento, el impacto de las criptomonedas en la economía de la Eurozona es limitado. 
  • Apoyo y exigencia de condiciones por parte de China: Desde el país asiático dejan claro que el banco central controla completamente las criptomonedas. Las condiciones para la adopción de dicha tecnología están dadas, aunque están prohibidas las operaciones bursátiles de Bitcoin y otras  divisas. Aunque no se sabe fecha, las autoridades están dispuestas a valerse de esta tecnología para mejorar el control y la eficacia de los pagos.
  • Japón vigila el Bitcoin: El gobernador del Banco de Japón, Haruhiko Kuroda, afirmó el pasado mes de octubre que aunque la institución no tiene pensado de forma inminente emitir monedas digitales, estudian el debate y vigilan de cerca las criptomonedas, subrayando sus peligros. “Emitir monedas digitales de bancos centrales al público general es como si un banco central le diera acceso a sus cuentas a todos”, dijo Kuroda.
  • Reino Unido alaba el blockchain: El gobernador del Banco de Inglaterra, Mark Carney, mencionó las criptomonedas como potenciadoras de una “revolución” en el mundo de las finanzas. La tecnología blockchain permitiría a los bancos centrales fortalecerse ante ataques cibernéticos. En 2016 el banco abrió un acelerador de tecnologías financieras. Sin embargo, desde Reino Unido no tienen planes de crear una versión digital de la libra esterlina.
  • Cautela en Alemania: El Bundesbank es extremadamente cauteloso con el Bitcoin y otras monedas virtuales. Su presidente Jens Weidmann lo considera un “actor especulativo”. Aunque el miembro del consejo Carl-Ludwig Thiele dijo en septiembre que un cambio de los depósitos en blockchain interrumpiría los modelos comerciales de los bancos, el Bundesbank ha estado estudiando activamente la aplicación de dicha tecnología en los sistemas de pago.
  • Precaución en Francia: El gobernador del Banco de Francia, Francois Villeroy de Galhau, aconsejó en junio una gran precaución con respecto al Bitcoin ya que no existe una institución pública detrás que brinde confianza. En la historia, todos los ejemplos de monedas privadas terminaron mal”. Bitcoin incluso tiene un “lado oscuro”, dijo, citando ataques de datos y advirtiendo que las personas que usan la criptomoneda “lo hacen bajo su propio riesgo”.
  • Oposición al Bitcoin en la India: El banco central del país se opone totalmente a las criptomonedas dado que pueden ser un canal para el lavado de dinero y el financiamiento del terrorismo. Sin embargo, un grupo dentro de la entidad estudia si las divisas digitales respaldadas por bancos centrales mundiales pueden usarse como moneda de curso legal. Actualmente, el uso de criptomonedas es una violación de las reglas de cambio.
  • Advertencia a los ciudadanos en Singapur: La autoridad monetaria declaró de forma oficial el 19 de diciembre que “le preocupa que los miembros del público se sientan atraídos a invertir” en ellos debido al gran aumento en su valor. Según el banco central, los compradores deben ser conscientes de que “corren el riesgo de perder todo su capital”. La declaración destacó que no existe una protección regulatoria para los inversores, e instó a los ciudadanos a reportar sospechas de fraude a la policía.
  • Apoyo a la innovación en Brasil: Por el momento, el Banco Central do Brasil considera que “no existe un riesgo inmediato para el sistema financiero brasileño”, aunque se mantiene alerta a la evolución del uso de esas monedas, tal y como subrayó en un comunicado en noviembre. No obstante, el banco se comprometió a “apoyar la innovación financiera, incluyendo a las nuevas tecnologías que hacer que el sistema financiero sea más seguro y más eficiente “.
  • Exploración del blockchain en Canadá: La vicepresidenta senior del Banco de Canadá, Carolyn Wilkins, quien lidera la investigación sobre las criptomonedas, dijo en una entrevista en noviembre que las criptomonedas no son auténticas formas de dinero,”sino activos”. Por el momento, consideran prometedora la tecnología blockchain para hacer que el sistema financiero sea más eficiente. El personal de BOC también investiga si será apropiado emitir su propia moneda digital para transacciones minoristas en el futuro.
  • Corea del Sur, en plena investigación: Por el momento, el Banco de Corea quiere proteger a los consumidores y evitar que las criptomonedas se usen como una herramienta para fraudes y delitos. El vicegobernador Shin Ho-soon afirmó en noviembre que se necesitaban más investigaciones y monitoreo. Tantos coreanos han abrazado el Bitcoin que el primer ministro advirtió que las criptomonedas podrían corromper a la juventud de la nación. Además, se estudia un posible impuesto a las ganancias de capital en criptomonedas.
  • Rusia se niega en banda: El banco central de Rusia ha expresado su preocupación sobre los riesgos potenciales de las monedas digitales, y la gobernadora Elvira Nabiullina ha apuntado que se oponen totalmente al dinero privado, tanto físico como virtual, y que no legalizarán esquemas piramidales. El banco central trabajará con los fiscales para bloquear los sitios web que permiten a los inversores minoristas acceder al intercambio de Bitcoin, tal y como informó Sergey Shvetsov.
  • Australia tacha de especulación a las criptomonedas: El jefe de su banco central dio un discurso en Sydney el 13 de diciembre, explicando que es más probable que el activo atraiga a los delincuentes que a los consumidores. “La fascinación actual con estas monedas obedece más a la especulación que a las posibilidades de su uso como una forma eficiente y conveniente de pago electrónico”, dijo Philip Lowe, Gobernador del Reserve Bank of Australia. El banco no tiene previsto emitir su propia moneda digital. 
  • Turquía contempla las monedas digitales: Las monedas digitales podrían contribuir a la estabilidad financiera si se diseñan bien, afirmaba el gobernador del Banco Central de Turquía, Murat Cetinkaya, en Estambul el pasado mes de noviembre. Pese a que presentan nuevos riesgos para los bancos centrales, podrían convertirse un elemento importante para una economía sin efectivo, y las tecnologías utilizadas pueden ayudar a acelerar y hacer más eficientes a los sistemas de pago.
  • Países Bajos, a la vanguardia: Los holandeses son de los más atrevidos a la hora de experimentar con las monedas digitales. Hace dos años, el banco central creó su propia criptomoneda llamada DNBcoin, solo para circulación interna, con el objetivo de comprender mejor su funcionamiento. Al presentar los resultados en 2016, Ron Berndsen, quien estuvo a cargo del proyecto, dijo que blockchain podría aplicarse para llevar a cabo transacciones financieras complejas.
  • Marruecos afirma que constituyen una violación de la ley: Representando una de las posturas que se oponen de forma más firme a la expansión del Bitcoin y otras criptodivisas, las autoridades del país afirmaron en un comunicado reciente que todas las transacciones que involucran monedas virtuales violan las regulaciones y son punibles por ley. Así, en Marruecos las criptomonedas equivalen a un sistema de pago oculto, no respaldado por ninguna institución y que implica riesgos significativos para sus usuarios.

Te puede interesar