Pasar al contenido principal

Existen razones científicas por las que deberías mostrar algo de cariño en San Valentín, incluso si odias el día

Physical affection reduces stress.
  • Algunas personas aman el día de San Valentín.
  • Otros no.
  • Pero incluso los que odian este día pueden sufrir lo que se conoce como "ansiedad de rendimiento" durante este día.
  • No hace falta que compres regalos caros para demostrarle a tu pareja que la quieres.
  • El afecto físico siempre es bienvenido y además es bueno para la salud.

El día de San Valentín ya está aquí, pero no todos están entusiasmados con la idea. Algunas personas simplemente lo entienden como una pesadilla publicitaria, mientras que otras anhelan pasar un día romántico repleto de regalos caros y planes pensados al detalle.

Pero si estás totalmente en contra de la idea de gastar dinero en esta fiesta, aún puedes hacer que el Día de San Valentín sea significativo para tu pareja mostrando algo de afecto físico.

Puede parecer obvio, pero según Becky Spelman, experta en relaciones de We-Vibe, algunas personas sufren "una especie de ansiedad por el rendimiento" durante el Día de San Valentín.

"Debido a que se sienten sometidos a mucha presión por ser románticos, también se sienten paralizados y preocupados de que todo lo que hagan no esté a la altura de las expectativas", explica.

"A menudo, las personas en esta situación optan por no hacer nada o terminan comprando flores o una simple caja de bombones ... Si su pareja es una persona romántica que desea ser mimada, es probable que se sienta poco apreciada y querida, y esto incluso podría causar una crisis en la relación".

Pero no tiene que ser nada del otro mundo. Y la mejor noticia es que el afecto físico, además de ser gratuito, ha demostrado científicamente que es beneficioso para tu salud mental y física.

Leer más: 8 señales para saber si una relación de pareja tiene futuro

"Hay amplios beneficios en recibir y brindar afecto en las relaciones cercanas", asegura a INSIDER, Brittany Jakubiak, investigadora de psicología en la Universidad de Siracusa (Nueva York, Estados Unidos).

"Los beneficios incluyen la reducción del estrés, un estado de ánimo más positivo, una mayor satisfacción general con la vida e incluso un menor riesgo de resfriarse".

Avoiding touch can signal something is wrong.
Evitar el contacto puede indicar que algo va mal. Universal

La oxitocina ayuda a crear vínculos personales y a menudo se habla de ella como "la hormona del amor" porque se libera cuando abrazamos a otras personas, tenemos relaciones sexuales y cuando las madres sostienen a sus bebés.

Un estudio publicado en el Journal of Psychosomatic Medicine ha descubierto que la sexualidad también está relacionada con la reducción de los niveles diarios de cortisol.

"El cortisol es el sistema de alarma del cuerpo que se activa cuando este está estresado y controla tu estado de ánimo, motivación y miedo", cuenta David Brudö, CEO y cofundador de Remente, una aplicación de salud mental.

"Es completamente natural, pero demasiado estrés puede causar de todo, desde dolores de cabeza hasta depresión. El estudio ha descubierto además una reducción en los problemas crónicos de las parejas que tenían contacto físico regularmente".

Los niveles bajos de oxitocina pueden tener un impacto perjudicial en nuestro bienestar, lo que significa que la falta de contacto puede llevar a la soledad, la depresión y la ansiedad.

No solo es malo para tu salud mental, sino que evitar el contacto con tu pareja puede indicar que algo va mal.

"Si el tacto te dice 'Estoy aquí, me preocupo por ti, te cuido' ', entonces evitar el contacto puede comunicar una falta de disponibilidad, preocupación o compromiso y, en última instancia, socavar la relación", afirma Jakubiak.

Leer más: Las diez canciones más populares sobre amor, sexo, desamor y contra San Valentín, según Spotify

Y hay muchas maneras de mostrar afecto, no solo con besos y abrazos.

"En nuestra investigación, también vemos los beneficios de los toques casuales que ocurren accidentalmente o en el proceso de hacer otra cosa, como sentarse con las piernas tocándose en el sofá", asegura Jakubiak. "Las personas también se brindan afecto diciendo cosas como 'Te quiero' o 'Te aprecio', o estando disponibles para celebrar los éxitos del otro y ayudar cuando surgen problemas".

Sin duda, no es necesario gastar mucho dinero para demostrarle a alguien que te importa, declara Spelman.

"Preparar tortitas con forma de corazón en el desayuno para una persona querida no va a vaciar tu cuenta del banco, por ejemplo", sugiere.

"La clave para un buen día de San Valentín podría ser no hacer demasiado, sino ¡hacer lo que sea juntos!".

Y además