De los "ángeles caídos" a los bonos de Apple, Disney o Amazon: las mejores alternativas para invertir ahora mismo según Ignacio Fuertes, director de Rentamarkets

Ignacio Fuertes, socio y director de inversiones de Rentamarkets.
Ignacio Fuertes, socio y director de inversiones de Rentamarkets.
Rentamarkets
  • Business Insider España habla con Ignacio Fuertes, socio y director de inversiones de Rentamarkets, sobre la situación de los mercados en la actualidad.
  • El experto apuesta por los llamados "ángeles caídos" y por algunos bonos de Apple, Disney o Amazon.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El entorno bursátil ha navegado entre los altos y los bajos en los últimos meses. La crisis del coronavirus ha sido la generadora de la mayor montaña rusa jamás vista en cuanto a descenso y recuperación. 

Business Insider España ha hablado en exclusiva con Ignacio Fuertes, socio y director de inversiones de Rentamarkets, en una entrevista en la que detalla la situación de los mercados en la actualidad y dónde puede haber espacio para la inversión.

Fuertes describe que se venía de un escenario en el que todo el mundo quería sacar pecho para llegar antes a la línea de meta, cuando había activos muy caros a nivel global y unas condiciones de liquidez muy dudosas. Además, con un posicionamiento agresivo por parte de los inversores. “De ahí, entra el COVID-19 como catalizador adverso, por lo que se pasó de tener unas valoraciones excesivamente caras a, en cuestión de semanas, tener valoraciones atractivas a nivel global en activos de calidad”, comenta. 

“Se pudieron ver compañías que no veíamos cotizar, tanto en renta fija como en renta variable, en niveles de la crisis del 2012 o incluso antes”, asegura. 

En los bonos de mejor calidad crediticia, antes de que se produjera la crisis, los diferenciales estaban en máximos históricos. “Pasamos de tener unas valoraciones elevadas a unas muy atractivas, por la impresión de dinero tan fuerte que se ha producido en todo el mundo”, expone Fuertes. 

Sin embargo, considera que lo que se vio fue un efecto óptico: “No es que hayan subido las bolsas, sino que se ha caído el precio del dinero de alguna manera”. De hecho, el experto apunta que cada vez que el dólar ha subido en el entorno actual, el resto de los activos ha caído. “El riesgo que existe ahora mismo es que se deshaga todo este movimiento”, profundiza. 

En los mercados no hay correlación entre la cotización de algunos activos como su situación real como en los bonos de las aerolíneas

Es en este contexto en el que se llega al marco actual, en el mes de octubre, en el que, según Fuertes, se volvería a encontrar una discrepancia entre las valoraciones de los activos, que vuelven a estar en precio en aquellos en los que no hay dudas de la viabilidad de sus negocios y la generación de caja al descontar un escenario idílico frente a los sectores un poco más tocados, como aerolíneas u hoteleras, que tienen unos diferenciales desajustados.

“Por ejemplo, llegué a comprar bonos de aerolíneas a rentabilidades del 10% y ahora están al 2,5% cuando los aeropuertos están vacíos”, asegura Fuertes. El tráfico aéreo sigue bajo mínimos, por lo que se prevé que la recuperación en algunos segmentos se vaya a retrasar. De ahí a esa discrepancia que indica el socio de Rentamarkets.

Leer más: Europa está retomando los confinamientos, pero cuando se recuperen los viajes estas son las 3 aerolíneas del continente de las que deberías tener acciones, según Morgan Stanley

Con la situación actual en Europa de rebrotes en la que se están tomando medidas restrictivas habría un foco de preocupación, tal y como señala, porque el mercado había puesto en precio una mayor normalidad en 2021. Sin embargo, si la situación se alargase el esquema sería diferente, desde su punto de vista. “Eso es lo que nos está preocupando para tomar decisiones de inversión”, advierte.

Mayor liquidez en las carteras ante la penalización de las nuevas restricciones por el COVID-19

La narrativa actual en el mercado de no perderse el rally que muchos analistas comentan a los ojos de Fuertes no es la más adecuada. “Es una visión totalmente infantil como para justificar un proceso de inversión, ya que el mercado se está agarrando a esta visión explicando lo que ha pasado, pero no lo que va a suceder”, analiza.

En este sentido, estos nuevos bloqueos pueden llevar a generar una mayor desconfianza en el consumidor, que no gaste, y por eso han tomado la decisión de aumentar los niveles de liquidez en las carteras, especialmente en renta fija. “Creemos que como no hay un excesivo valor, hemos reducido el nivel de riesgo para poder aprovechar cualquier repunte de una manera constructiva”, explica.

Fuertes considera que la incertidumbre no es buena compañera del dinero y ahora el panorama de los mercados muestra un aumento de la volatilidad con la llegada de las elecciones en Estados Unidos. “A nuestro modo de ver, aunque no nos gusta hacer predicciones, hay que mirar los toros desde la barrera para observar si hay oportunidades de inversión después, puesto que no tenemos la necesidad de perseguir al mercado”, argumenta. 

La apuesta por "ángeles caídos" y por algunos bonos de Apple, Disney o Amazon, entre las mejores alternativas para invertir en la actualidad

En cuanto a alternativas con el tablero de la actualidad, Fuertes indica que les gusta mucho en Europa los potenciales “ángeles caídos” –empresas que están en el BBB o BBB- de rating– que están cotizando ya a niveles de BB. Esto resultaría atractivo, tal y como analiza, ya que serían firmas que no tienen por qué quebrar que cotizan a precios de empresas que ya han caído. 

También, ven interés en duraciones larga de emisores de muy buena calidad en la parte larga de la curva del dólar. “Compañías como Apple, Disney, Eli Lilly, Alibaba o Amazon. Todas ellas, están pagando rentabilidades del 3%”, agrega. 

“Son unos diferenciales muy atractivos y, una vez pasado a euros, el retorno sería por encima del 2%, pese a que, por otro lado, es un riesgo de duración elevado y hay que gestionarlo, pero es el trabajo que nos toca”, ahonda.

Leer más: Ni el coronavirus frena el boom de las salidas a bolsa: 2020 va camino de superar el número de OPV de los años de la burbuja puntocom

Así, el fondo Rentamarkets Sequoia FI, que gestiona de manera dinámica una cartera formada por crédito corporativo y deuda gubernamental, apuesta en la actualidad por bonos de elevada calidad crediticia como son los del sector tecnológico (Amazon, Alibaba, Apple o Tencent) o energético (Shell, Equinor o Total). 

Dicho esto, Fuertes concreta que ha aprovechado el arranque de septiembre para vender posiciones en sectores de mayor beta (hoteles, aerolíneas o automóviles entre otras), aunque para liquidar posiciones en CoCos y deuda IT-2 de entidades europeas, de modo que la posición de liquidez se ha incrementado hasta suponer el 41% de la cartera. Al mismo tiempo, ha reducido la duración a 1,5 años. “Ofrece poca protección a estos niveles”, concluye.
 

LEER TAMBIÉN: Un informe de Credit Suisse destapa las claves de la brecha de inversión de género: las mujeres miran más a largo plazo que los hombres y son más reacias al riesgo

LEER TAMBIÉN: Por qué las acciones de Tesla, Amazon y Nvidia no están infladas, según los expertos de Wall Street

LEER TAMBIÉN: Pedro Escudero, CEO DPM Capital: así es el hedge fund que pasó de ser una promesa del tenis a conseguir al CEO de Softbank Internacional como inversor

VER AHORA: Los 4 consejos del CEO de LinkedIn España para buscar trabajo en tiempos de coronavirus

    Más:

  1. Mercados
  2. Trending
  3. Top
  4. Inversión