Amazon bate expectativas: gana 10.400 millones en el primer trimestre y el crecimiento de AWS vuelve a acelerarse por el entusiasmo con la IA

Andy Jassy, CEO de Amazon.
Andy Jassy, CEO de Amazon.

Reuters

Foto del redactor Alberto R. AguiarFoto del redactor Alberto R. Aguiar
  • El gigante del comercio electrónico satisface el consenso del mercado y la firma repunta levemente en las operaciones intradiarias.
  • La compañía ha indicado que su negocio cloud, AWS, vuelve a acelerarse. Lo explica con el entusiasmo por la inteligencia artificial.

Amazon despega tímidamente en las operaciones intradiarias después de que hayan cerrado los mercados. Tras cerrar una jornada en rojo, el valor de las acciones crecía en las operaciones posteriores al cierre en torno a un 2,7%. La razón: el gigante del comercio electrónico que dirige Andy Jassy ha satisfecho la expectativa del mercado.

La multinacional tecnológica es una de las grandes apuestas en el ámbito de la inteligencia artificial. La compañía lo sabe, Jassy ya se ha dirigido a los inversores, y su segmento cloud, Amazon Web Services (AWS) ha registrado un crecimiento del 17% en beneficios operativos en este primer trimestre del año fiscal si se compara con el mismo período del año pasado.

En términos brutos, la compañía ha facturado en estos primeros tres meses —de enero a marzo— 143.300 millones de dólares (unos 135.000 millones en euros al cambio actual), lo que implica un crecimiento interanual del 13%. Su beneficio operativo ha sido de 15.300 millones (14.300 millones en euros), lo que deja atrás la cifra de 4.800 millones que registró en el mismo trimestre de 2023.

Es en las ganancias netas donde la firma saca músculo. Amazon ha conseguido un beneficio de 10.400 millones de dólares en el primer trimestre (algo más de 9.700 millones en euros), lo que supera ampliamente la cifra que consiguió en el primer trimestre de 2023, cuando su beneficio neto no superó los 3.300 millones.

  • Ventas 1T 2024: 143.300 millones de dólares (+13%)
  • Beneficio operativo 1T 2024: 15.300 millones de dólares
  • Beneficio neto:1T 2024: 10.400 millones de dólares 

Para el segundo trimestre fiscal, Amazon espera facturar entre 144.000 y 149.000 millones de dólares, es decir, un aumento de ingresos de entre el 7% y el 11% con respecto al segundo cuarto de 2023. El beneficio operativo para los meses de abril a junio oscilaría los 10.000 y los 14.000 millones.

Andy Jassy, CEO de la compañía, ha enfatizado que estos resultados son "un buen comienzo del año para el negocio", que se puede apreciar "tanto en la mejora de la experiencia de nuestros clientes como en el informe financiero".

"La combinación de renovar y modernizar infraestructuras y las capacidades IA de AWS están reacelerando el crecimiento de AWS, nuestro negocio de Tiendas sigue expandiéndose ofreciendo precios bajos todos los días y mejorando la velocidad en el reparto de compras mientras reducimos costes".

Jassy también ha destacado que "nuestros esfuerzos en el segmento de la Publicidad" siguen dando resultados, sobre todo en el crecimiento de tanto el negocio de Tiendas como de Prime Video. "Vivimos un momento muy temprano para todos nuestros negocios mientras seguimos emocionados por cuánto podemos mejorar la vida de los clientes".

Efectivamente, AWS, la división cloud de la compañía, ha registrado un crecimiento del 17% en su facturación hasta lograr los 25.000 millones de dólares. Amazon está trabajando en chips propios diseñados específicamente para la inteligencia artificial, lo que está atrayendo a inversores entusiastas con el potencial de negocio que tiene la tecnología.

De hecho, entre los hitos trimestrales, la compañía destaca la creciente demanda de chips AWS Trainium e Inferentia o la colaboración estratégica que hace que "AWS sea el mejor lugar para que funcionen gráficas de Nvidia". 

Como anécdota, entre esos hitos también recoge el dato de audiencia que registró Operación Triunfo en Prime Video, el primer show semanal en directo de la plataforma: 3,5 millones de espectadores únicos.

Con todo, los resultados de Amazon no son todo lo espectaculares que podrían ser en la segunda mitad del año, momento para el que los inversores esperan ver cómo se desenvuelve la firma habiendo desplegado más el potencial de la inteligencia artificial en sus diversos negocios, mediante el uso de Rufus, el asistente de compra basado en IA, por ejemplo.

A pesar de haber satisfecho el consenso del mercado, los inversores de Amazon, llamado a ser uno de los grandes competidores en el mundo de la IA, no han reaccionado con el mismo entusiasmo con el que reaccionaron por ejemplo los de Google, que en estos días de informes financieros también anunció el pago del primer dividendo de su historia.

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.