Pasar al contenido principal

El desplome de Sabadell y Caixabank en bolsa tras presentar resultados arrastra el Ibex 35, que cae un 1,8% en la semana

Una trader con las pantallas de los mercados de fondo.
Getty Images
  • El Ibex 35 acumula en la semana una caída del 1,8%, aunque aguanta en los 9.019 puntos en el cierre del viernes. 
  • La caída de las acciones de la banca, sobre todo en el caso de Caixabank y Sabadell, ha lastrado al selectivo. 
  • Sabadell con una caída del 8,18% y Caixabank, que se ha dejado un 7,22%.

La primera sesión del Ibex 35 en el mes de febrero ha cerrado en rojo arrastrado por las fuertes caídas de la banca. Este viernes, tocaba el turno a tres bancos del selectivo de dar a conocer sus cuentas, BBVA, CaixaBank y Banco Sabadell, en las que los dos primeros aumentaron su beneficio y el tercero recortó el suyo más de la mitad respecto a 2019.

Los mercados han castigado a los bancos tras la presentación de las cuentas y el Ibex ha cerrado la sesión con una caída del 0,41% hasta los 9.019 puntos. En la semana, el selectivo español acumula un retroceso del 1,8%.  

Los bancos han terminado la jornadas en rojo destacando Sabadell con una caída del 8,18% y Caixabank, que se ha dejado un 7,22%. El resto de la banca también ha cerrado en negativo, a excepción de BBVA que ha cerrado con un repunte del 0,77%. Por su parte, Bankia se ha dejado un 2%; Santander, un 1,39% y Bankinter ha retrocedido un 0,94%. 

Leer más: Banca online: así es la apuesta de los grandes bancos entre cierres y transformaciones de sucursales

De este modo, el Ibex 35 ha cerrado la semana con una caída acumulada del 1,8%, tras un mes de enero en el que el selectivo español se ha recuperado en parte de los números rojos sufridos durante el último periodo de 2018. E

Los resultados de la banca lastran al Ibex

Para CaixaBank, el beneficio atribuido ha sido de 1.985 millones en 2018, lo que supone un incremento del 17,8% respecto a 2017. La entidad apunta que estos resultados se deben sobre todo la fortaleza de los ingresos core, la mayor aportación de BPI y la reducción de las dotaciones.

Sabadell ha sufrido el peso de su filial británica TSB y ha visto como su beneficio se ha reducido un 54,2% respecto a 2017, hasta 328 millones de euros. Si no se incluyese en sus cuentas el impacto de los costes extraordinarios, que Sabadell ha valorando en 637,1 millones de euros, el banco destaca que su beneficio neto habría repuntado hasta los 783,3 millones de euros.

En el caso de BBVA, sus beneficios han crecido un 51,3% en 2018 empujados por la venta de la filial en Chile. Pese al mal comportamiento de Turquía y las dificultades vividas en el mercado argentino, la entidad logró un beneficio de 5.324 millones de euros en el último ejercicio.

Te puede interesar