BBVA gana 4.653 millones en 2021 y pagará el mayor dividendo en efectivo en 10 años

Carlos Torres, presidente de BBVA

REUTERS/Vincent West

BBVA deja atrás el impacto de la pandemia en sus cuentas. El banco gana 4.653 millones de euros en 2021 frente a los 1.305 millones del ejercicio anterior, según las cuentas presentadas por el grupo a la CNMV antes de la apertura del mercado. 

Si se toma en cuenta el beneficio recurrente, aquel que no tiene en cuenta las operaciones extraordinarias, la cifra sería de 5.069 millones de euros, la más elevada en 10 años. En este resultado la entidad no tiene en cuenta ni la venta de Estados Unidos, pero tampoco lo más de 600 millones de euros de costes derivados de su primer ERE en España. 

"En 2021 hemos logrado el mayor beneficio recurrente de los últimos diez años, 5.069 millones de euros. Esto ha sido posible por la recuperación de la actividad, que se ha traducido en un crecimiento significativo de nuestros ingresos, y por unas menores provisiones", ha dicho Carlos Torres, presidente del banco sobre los resultados. 

Tras un 2020 marcado por los efectos de la pandemia y las fuertes provisiones, en 2021, el banco recuperó su actividad comercial y esto se notó en sus cuentas. De esta forma, el margen de intereses registró una cifra de 14.686 millones de euros frente a los 14.592 millones de un año antes, lo que supone un aumento del 0,6%. 

En cuanto a las comisiones, la entidad tuvo un crecimiento del 15,6% de las comisiones netas hasta 4.765 millones de euros. 

BBVA señala que los resultados del grupo en 2021 estuvieron marcados por "el buen comportamiento del margen de intereses y de las comisiones, es decir, los ingresos recurrentes del negocio bancario que junto con la positiva evolución del resultado de operaciones financieras (ROF) compensaron el peor desempeño de la línea de otros ingresos y cargas de explotación". 

El margen bruto de la entidad se situó en 2021 en 21.066 millones de euros, lo que supone un incremento del 4,5% frente a un año antes cuando la entidad en esa línea registró una cifra de 20.166 millones de euros. 

En el terreno del capital, la ratio CET1 fully-loaded (el que tiene en cuenta el de mayor calidad) del grupo se situó a 31 de diciembre de 2021 en 12,75%. Esta cifra supone una bajada en el trimestre, con una caída de 173 puntos básicos. 

Este dato se sitúa por encima del objetivo de gestión, que la entidad había situado en el rango 11,5-12% de CET1. Este nivel de CET1 incluye la deducción del importe total del programa de recompra de acciones autorizado por el supervisor por un importe máximo de 3.500 millones de euros y que supone un impacto aproximado de -130 puntos básicos.

"También ha sido un año de extraordinarios avances en nuestra estrategia. Estamos viviendo una época de disrupción sin precedentes impulsada por la innovación y la sostenibilidad, dos tendencias en las que BBVA es pionero", ha añadido Torres. "Hoy, el 40% de los nuevos clientes llegan al banco por canales digitales, frente al 4% hace tan solo 5 años. Y más del 70% de las ventas se hacen digitalmente", ha apuntado. 

El mayor dividendo en 10 años: un payout del 44% 

En cuanto a la remuneración al accionista, el banco tiene previsto someter a la aprobación de la Junta General el pago en efectivo de un dividendo de 23 céntimos de euro brutos por acción. Este pago, que está previsto para abril de 2022, se suma a los 8 céntimos que el banco pagó en octubre de 2021. 

En total, la retribución al accionista será de 31 céntimos para el ejercicio 2021, el mayor dividendo por acción en efectivo de los últimos 10 años, que representa un payout del 44%. 

Asimismo, BBVA tiene en marcha uno de los mayores programas de recompra de acciones en Europa, de hasta 3.500 millones de euros. Del primer tramo, de 1.500 millones de euros de importe máximo, se ha ejecutado un 60% hasta el 31 de enero de 2022. 

BBVA ha acordado llevar a cabo un segundo y último tramo del programa, por un importe máximo de 2.000 millones de euros, que se iniciará al terminar la ejecución del primer tramo y finalizará no más tarde del 15 de octubre de 2022. 

El negocio por mercados 

En España, los segmentos más rentables, como empresas medianas y crédito al consumo y tarjetas, impulsaron el crédito un 1,7% en el ejercicio. Los recursos de clientes aumentaron un 2,8%, gracias a los fondos de inversión y a las cuentas a la vista, que compensaron el descenso de los depósitos a plazo.

En la cuenta de resultados, destaca el crecimiento de los ingresos por comisiones (+21,5% interanual), gracias a la recuperación de la actividad. Asimismo, el resultado se vio favorecido por los ingresos de bancaseguros (fundamentalmente por el acuerdo con Allianz) y los resultados de operaciones financieras, muy apoyados por la actividad de Mercados Globales. 

Pese a todo, el margen de intereses se redujo un 1,8%, en línea con lo que se esperaba en el año, principalmente por el efecto del entorno de tipos de interés y de la menor contribución de las carteras COAP. Sin embargo, el margen neto registró un alza del 14,5%, gracias a la estabilidad de los gastos de explotación. 

El beneficio atribuido en el ejercicio 2021 ascendió a 1.581 millones de euros, un 143% más que en 2020. Se trata del mejor resultado de los últimos 11 años. En términos de calidad crediticia, el coste de riesgo continuó su tendencia descendente, hasta alcanzar el 0,30% en el acumulado del año, frente a más del doble en 2020. La tasa de mora cerró el año en el 4,2% y la de cobertura se situó en el 62%.

En México, la actividad crediticia mostró dinamismo (+6,5% interanual) en todos los segmentos, especialmente el de pymes, tarjetas de crédito e hipotecas. En la misma línea, los recursos de clientes crecieron a buen ritmo gracias al impulso de los depósitos a la vista y los fondos de inversión. 

En Turquía, destacó el crecimiento de la inversión crediticia en liras turcas, con un alza en 2021 del 28,1% con respecto al cierre de 2020. Por el contrario, el crédito en moneda extranjera descendió un 13,3% en el mismo horizonte temporal. 

En América del Sur, la cartera crediticia aumentó en todos los segmentos y en todos los países de la región, destacando las carteras de consumo y tarjetas de crédito. En conjunto, el crédito creció un 10,3% en 2021. El beneficio atribuido en el ejercicio ascendió a 491 millones de euros, un 23,0% más que el año anterior. El coste de riesgo descendió hasta el 1,65% en el acumulado del año. La tasa de mora se situó en el 4,5% y la de cobertura, en el 99%.

Otros artículos interesantes:

Tú a Boston y yo a Ankara, los caminos opuestos de los dos grandes bancos españoles: Santander apuesta por crecer en Estados Unidos y BBVA decide salir del país

Santander, BBVA, CaixaBank y Sabadell vigilan de cerca las criptomonedas: prueban a cuentagotas pero no se fían y advierten de sus riesgos

BBVA eleva el dividendo hasta el 50% del beneficio en su plan 2021-2022 presentado tras el anuncio de la opa sobre el banco turco Garanti

Te recomendamos