Pasar al contenido principal

Inditex ralentiza su ritmo de crecimiento en 2018 con un aumento del beneficio del 2%

Pablo Isla, presidente de Inditex.
Pablo Isla, presidente de Inditex. Europa Press
  • Inditex ralentiza el ritmo de crecimiento y cierra el ejercicio de 2018 con unas ventas de 26.145 millones de euros, un 3% más con respecto al año anterior. 
  • La empresa matriz de Zara anotó un beneficio de 3.444 millones de euros, lo que supone un 2% más respecto a hace un año y un 12% más a tipo de cambio constante. 
  • Con un total de 7.490 tiendas en todo el mundo, las ventas comparables repuntaron un 4% en 2018. 

Inditex ralentiza el ritmo de crecimiento. El gigante gallego de moda cerró el ejercicio de 2018 con unas ventas de 26.145 millones de euros, una cifra que supone un 3% más con respecto a 2017, una cifra que implica que la compañía anotó un nuevo máximo histórico. Sin tener el cuenta el efecto divisa, las ventas de la compañía repuntaron un 7% y crecieron todas las áreas geográficas en las que el grupo tiene actividad. 

El beneficio de la compañía de Amancio Ortega repuntó un 2% y se situó en 3.444 millones de euros. El repunte que sería del 12% a tipo de cambio constante. 

Las ventas por superficie comparable repuntaron un 4% en el ejercicio cerrado en enero de 2018, frente al 5% del año anterior. Desde la compañía señalan que las ventas comparables crecieron en todas las áreas geográficas y formatos, en tiendas físicas y online. 

Si bien el ritmo de crecimiento de las ventas del grupo en 2018 se sitúa en línea con las cifras anotadas a lo largo del 2018, supone, a la par, el menor crecimiento de la compañía desde 2013, cuanto las ventas repuntaron un cerca de un 5%. También el beneficio creció menos que en los últimos años: un 2% frente al 6,7% que repuntó en 2017.

Leer más: El Corte Inglés desafía a Inditex con un acuerdo para vender en exclusiva 140 marcas internacionales en España

Además, las división online del grupo presidido por Pablo Isla ha disparado sus ventas un 27%, hasta los 3.200 millones de euros y suponen un 12% de las ventas del grupo, frente al 10% que copaban en 2017. 

  • Ventas: 26.145 millones de euros (un 3% más).
  • Beneficio: 3.444 millones de euros (un 2% más).
  • Resultado bruto de explotación (Ebitda): 5.457 millones de euros (un 3% más).
  • Beneficio operativo (Ebit): 4.357 millones (un 1% más).
  • Margen bruto: 14.816 millones de euros (un 4% más).
  • Ventas online: 3.200 millones de euros (un 27% más).
  • Las ventas por superficie comparable crecieron un 4% en 2018.

La empresa matriz de Zara ha anotado un resultado bruto de explotación (ebitda) de 5.457 millones de euros, lo que supone un 3% más respecto a hace un año, y un 11% más a tipo de cambio constante. 

Además, desde Inditex han destacado el buen desempeño del margen bruto que mejoró en 39 puntos básicos y creció un 4% hasta alcanzar los 14.816 millones de euros “tras mantener las políticas comerciales no promocionales y todo ello en un entorno de fuerte impacto negativo de divisa por la fortaleza del euro”, señalan desde el grupo. 

El beneficio operativo (ebit) se situó en los 4.357 millones de euros, lo que supone un ascenso de un 1% respecto a hace un año o un 9% a tipo de cambio constante. 

Leer más: Amancio Ortega se hace con dos edificios en Washington y amplía su cartera inmobiliaria en EE.UU.

El titán de la moda suma, a cierre de 2018, hasta 7.490 tiendas en todo el grupo. Inditex realizó 370 aperturas en 56 mercados y 355 cierres y 226 reformas que incluyen 112 ampliaciones. En cuanto a áreas geográficas, Europa copa, de nuevo, el grueso de las ventas del grupo y representa el 45,1% en 2018. Le siguen Asia, que supone el 23,2% de la facturación, España, que copa el 16,2%  y América que representa el 15,5% de las ventas. 

El Consejo de Administración propondrá a la Junta una nueva política de dividendos. El dividendo ordinario supondrá un payout del 60% del beneficio —frente al 50% actual—, y además se distribuirá, como dividendo extraordinario, un total de 1 euro por acción a percibir entre los años 2019, 20 y 21.

El primer efecto de esta política es un incremento del dividendo del 17% en el presente año, que supone repartir 0,88 euros por acción, 0,66 como dividendo ordinario y 0,22, extraordinario

Y además