Pasar al contenido principal

Netflix pincha, se estanca su crecimiento de usuarios y los pierde en los EEUU: por qué esto también es una mala noticia para su competencia

[RE] El CEO de Netflix, Reed Hastings.
El CEO de Netflix, Reed Hastings. Getty Images
  • Netflix confiaba en sumar cinco millones de suscriptores nuevos en el segundo trimestre del año y solo ha conseguido 2,7.
  • Para el tercer trimestre elevan las previsiones a siete millones, frente al tercer trimestre del año pasado, en el que consiguieron 6,1.
  • Los resultados de Netflix en el segundo trimestre del año también pone en serios apuros a sus competidores.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El crecimiento de Netflix se ha estancado: prometió a los inversores que conseguiría 5 millones de suscriptores más en todo el mundo para el segundo trimestre del año. La firma ha presentado los resultados correspondientes a este periodo y solo ha podido conseguir 2,7 millones más. Wall Street preveía que la empresa conseguiría al menos 5,06 millones.

No es la única mala noticia. La plataforma de streaming ha presentado sus resultados globales para el segundo trimestre del año y aunque en su carta a los accionistas la compañía defiende que el número de suscriptores en los EEUU se ha mantenido plano, la realidad es que ha perdido 126.000 usuarios.

Además, Netflix ha perdido suscripciones en aquellos países en los que se han encarecido sus tarifas. Sin embargo, en la carta remitida a los accionistas se aduce que el principal motivo de estos malos resultados es la falta de más contenidos originales y grandes estrenos entre abril y finales de junio.

Leer más: Netflix lanzará un plan barato para móviles: todo lo que debes saber

En Estados Unidos, el precio de las principales modalidades de Netflix pasó de costar 10,99 dólares a 12,99 dólares. En junio, la filial en España también explicó cómo el plan Estándar pasaba de costar 10,99 euros a 11,99 euros y el Premium —que ofrece hasta cuatro pantallas simultáneas y calidad 4K— subía de 13,99 a 15,99 euros mensuales.

La misiva, que firma el consejero delegado Reed Hasting, asume que los pronósticos "fallaron en todas las regiones". Sin embargo, y a pesar de que la competencia está consolidando sus posiciones —HBO lanza HBO Max y Disney presenta su Disney Plus—, en Netflix no piensan que esto haya tenido que ver: "No se produjeron cambios en este sentido en el segundo trimestre".

Las previsiones para el tercer trimestre: 7 millones de nuevos suscriptores

En la misma carta, Netflix confía en conseguir más de siete millones de nuevos suscriptores tras el tercer trimestre del año. En el tercer trimestre del año pasado consiguió 6,1 millones. Son unas cifras optimistas teniendo en cuenta que las previsiones iniciales para el segundo trimestre eran sumar cinco millones de cuentas más, y solo han conseguido 2,7.

Mientras tanto, continúan los rumores de que Netflix podría adentrarse en el mercado de los videojuegos, y es que los inversores quieren lo mismo que quienes se tragan todas las series de la firma: más.

Sin embargo, Hasting desdeña esta posibilidad explicando que el lanzamiento de un juego para teléfonos móviles de Stranger Things es "una iniciativa de merchandising", pero no implica que estén adentrándose en este sector.

Los resultados del segundo trimestre no sientan bien en el NASDAQ

Netflix, cotizante en el índice NASDAQ, se ha dejado un 10% del valor de sus acciones desde que se conocieron los resultados de la firma este miércoles en los Estados Unidos, explican los compañeros de Business Insider EEUU. Pero tanto la inversión como la empresa confía en que los resultados de este segundo trimestre hayan sido un pequeño traspiés.

Además de las previsiones para el tercer cuarto del año, la empresa afronta los meses estivales con la confianza de que la tercera temporada de Stranger Things ha arrojado resultados records —el mejor estreno en cuatro días de cualquier servicio en julio, con más de 40 millones de usuarios siguiendo la temporada y 18 millones habiéndola terminado a las 96 horas—.

También es una mala noticia para su competencia

Netflix ha conseguido introducir en Wall Street que el número de suscriptores es una métrica válida y objetiva para darle valor —o quitárselo— a un negocio, lo cual ha puesto en un serio aprieto a sus competidores. Esta y otras dos razones son las que ha dado Fast Company para apuntar también a los rivales de Netflix.

También el hecho de que los resultados del segundo trimestre hayan pinchado una vez la firma haya subido los precios en algunas de sus tarifsa es indicativo de que ya se ha llegado a un tope de mercado, lo cual podría provocar que algún que otro directivo de HBO se esté tirando de los pelos.

Por supuesto, el hecho de que Netflix no quiera entrar en el segmento de los videojuegos o en el de la publicidad es también un serio apuro para sus rivales: a veces, tener un arma y no utilizarla te vuelve más poderoso.

Y además