Orange ingresa un 7,4% menos por el impacto del 'low cost' y la caída del 'roaming': "Esto va a durar un tiempo, no prevemos volver pronto a la senda del crecimiento"

El consejero delegado de Orange España, Jean-François Fallacher, en la rueda de prensa
El consejero delegado de Orange España, Jean-François Fallacher, en la rueda de prensa

Orange España

  • Orange ha cerrado el primer trimestre de 2021 con 1.188 millones de euros en ingresos, un 7,4% menos que el mismo periodo de 2020.
  • La tendencia al bajo coste del mercado y el impacto del desplome del turismo en los ingresos por roaming son algunas de las claves. "No prevemos que nuestros ingresos vuelvan a la senda del crecimiento pronto", ha admitido su CEO, Jean-François Fallacher.
  • La compañía comenzará "en semanas" la migración de los clientes de República Móvil a Simyo, que no tendrán que cambiar la tarjeta SIM.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Orange España ingresó 1.188 millones de euros durante el primer trimestre de 2021, un 7,4% menos que en el mismo periodo del año pasado, unos resultados marcados por la reducción de los ingresos por servicios comerciales, que cayeron un 10,2% interanual, especialmente los de los clientes de sólo móvil (-13,6%).

La compañía ha detallado que cuenta con 19,9 millones de clientes, de los cuales 15,9 millones son clientes móviles y 4,03 de banda ancha fija. Orange ha aumentado un 6,1% sus clientes de fibra óptica respecto al mismo periodo de 2020, hasta los 3,4 millones; mientras que sus clientes de redes 4G ya son 10,5 millones, dos tercios del total de sus usuarios de móvil. En las líneas móviles, destaca el desplome de los clientes de móviles prepago, que caen un 24,4% hasta los 1,8 millones de líneas, una situación que se debe al desplome del turismo.

El consejero delegado de Orange España, Jean-François Fallacher, ha explicado que sus resultados "siguen impactados por el COVID-19, pero también por el menor ARPU [ingreso medio por usuario] debido al paso al low cost", que según ha detallado el responsable del área de negocio para consumidores, Diego Martínez, está en torno a los 53 euros entre todas las marcas del grupo (Orange, Jazztel, Simyo y Amena).

"Los resultados reflejan el momento complicado del sector. Tenemos un mercado hipercompetitivo e hiperfragmentado, con una enorme agresividad comercial y una marcada tendencia al low cost, lo que supone una erosión de todo el mercado", ha enfatizado Fallacher, retomando el discurso que ya expresó durante la presentación de los resultados del año 2020.

Orange ha perdido un 2,3% de sus ingresos por servicios mayoristas, que fueron de 215 millones en este trimestre, entre los cuales destaca la pérdida de un 40% de los ingresos por roaming, que las operadoras reciben de las compañías de los clientes extranjeros, incluso de los de la Unión Europea, que acuden a España por turismo.

"Los turistas no han vuelto a España, es una pérdida enorme para nosotros, hemos perdido más de un 40% del roaming. La gente piensa que es gratuito, pero para los operadores es una fuente de ingresos, cuando viene un turista alemán a Ibiza, su operadora nos paga por los recursos consumidos, con lo cual es una fuente importante para nosotros y la hemos perdido. No obstante, esto es temporal, porque estoy convencido de que el turismo volverá a España", ha explicado Fallacher.

Las telecos apuestan por aumentar sus servicios para generar ingresos y fidelidad del cliente: esto es lo que puedes contratar en Movistar, Orange, MásMóvil o Vodafone

El CEO de Orange España ha considerado que esta deriva del mercado hacia las ofertas de bajo coste "no va a ser temporal", sino que va a continuar. "Por esta razón no prevemos que nuestros ingresos vuelvan a la senda del crecimiento pronto", añadió Fallacher, que aun así ha considerado que la "tendencia es mejor" para su compañía, debido a su plan de transformación, y no ha dudado en hablar de reducciones de costes.

"Vamos a tener que reducir costes y mejorar eficiencias, eso está claro, forma parte del plan, hay muchas medidas en las que se incluyen la simplificación y la reducción del número de marcas", ha añadido.

Orange comenzará "en semanas" la migración de clientes de República Móvil a Simyo, que no tendrán que cambiar la SIM

En ese proceso de simplificación de marcas, Orange va a migrar a los clientes de la operadora de bajo coste República Móvil a Simyo. "Hacemos esto por simplificar costes y reducir gastos en publicidad. Hay varias acciones como esta que estamos abordando con el comité ejecutivo y que van en esta dirección", ha argumentado el CEO de la compañía.

La migración comenzará "en las próximas semanas", según ha desvelado Diego Martínez. "La hemos diseñado de forma muy automática: el cliente no tiene que cambiar la SIM, y lo haremos de forma que se beneficie de ciertas ventajas que le vamos a añadir dentro de las que ya disfrutaba en República Móvil para darle la bienvenida a Simyo", ha añadido.

Orange España plantea una revisión de sus marcas en un mercado "ultracompetitivo" donde deja la puerta abierta a "cualquier oportunidad" de consolidación

Preguntado por si este proceso de simplificación de marcas podría afectar a alguna otra enseña del grupo, como Amena, Martínez ha afirmado que la compañía verde "tiene tracción en el mercado" y Orange "cuenta con ella" porque tiene "una oferta muy potente y bien posicionada en el mercado", aunque no descartó más movimientos. 

"Daremos más detalles a la vuelta de verano o antes para el plan global de arquitectura de marcas, esto depende de evolución de sistemas, redes...", ha añadido el responsable de clientes particulares de Orange España.

Orange ve positiva la opa de MásMóvil sobre Euskaltel

El consejero delegado de Orange España ha valorado de forma positiva la opa de MásMóvil sobre la operadora vasca Euskaltel, ya que bajo su punto de vista "cualquier consolidación del mercado es buena" porque la compañía gala se considera "un número 2 muy fuerte", y ha pronosticado que será el inicio de una reducción del número de marcas.

"A corto plazo vemos que va a haber un cambio en las condiciones del mercado, simplemente porque ha habido múltiples adquisiciones, y no hemos visto una racionalización de marcas", ha considerado Fallacher.

Esta unión de marcas tendrá consecuencias para Orange España en cuanto a que es proveedor de ambas compañías. "Tanto MasMóvil como Euskaltel necesitan nuestras redes móviles y de fibra para ofrecer sus servicios en parte, tenemos contratos de infraestructuras con ellos, así que esperamos que haya una renegociación al menos del contrato de Euskaltel", ha valorado.

Más de una docena de adquisiciones en 15 años por unos 1.400 millones: por qué la opa de MásMóvil sobre Euskaltel lo cambia todo

Fallacher no ha rechazado la posibilidad de que Orange vaya al mercado para ampliar su presencia a través de alguna compra. "Somos un número 2 fuerte, si surgiera una oportunidad que tuviera sentido y mejorara nuestra posición, la valoraríamos. No obstante, no hay una operación precisa ni ningún plan sobre la mesa en este momento", ha explicado.

El fútbol y la Superliga: "Ha sido sorprendente, veremos si se materializa"

La marca considera el fútbol una "enseña" dentro de sus contenidos audiovisuales, un producto que vive un momento agitado por la propuesta conocida el domingo 18 de 12 grandes clubes europeos de constituir una Superliga al margen de la UEFA, de la que tres días después se ha desligado la mayoría de sus promotores, excepto Real Madrid y Barcelona. "Ha sido sorprendente no solo para Orange, sino para todo el mundo, vamos a ver si se materializa, porque ha dado lugar a muchas corrientes negativas, por parte de UEFA, FIFA, gobiernos, Ligas...", ha recordado el ejecutivo.

Fallacher ha aprovechado la pregunta para reiterar que la operadora considera "elevado" el precio de las competiciones de fútbol y ha visto esta situación como "otra señal más de lo que pasa con la industria del fútbol", recordando que en ligas como la francesa o la italiana se ha producido ventas de derechos televisivos a la baja. "Esto es una señal, para mí", ha remarcado.

El Real Madrid y FC Barcelona aspiran a ingresar 150 millones más al año con la nueva Superliga

El responsable de Orange ha reiterado que se debería cambiar el mecanismo de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia por el cual se establece el precio que los operadores tienen que pagar a Telefónica por subcontratar los derechos. "Son muy onerosos, la fórmula de la actualidad no es lo correcta y debería cambiarse", ha señalado, esperando a que haya "más claridad" sobre la Superliga para ver qué ocurrirá con su oferta, que actualmente incluye la Liga de Campeones de la UEFA, la más amenazada por esta nueva competición.

Orange Bank supera los 100.000 clientes en España

Orange lanzó a finales de 2019 su banca digital en España, Orange Bank, que ya ha superado los 100.000 clientes en el país y los 120 millones de euros en depósitos. Diego Martínez ha definido esta como "la apuesta más relevante" de la compañía, que tiene "un crecimiento muy potente", y ha asegurado que desde su lanzamiento ha financiado 300 millones de euros en terminales.

Orange Bank lanza su banca digital en España con una cuenta remunerada al 1% y préstamos preconcedidos para clientes

En cuanto a la nueva empresa resultante de la división de torres o towerco, anunciada en los resultados anuales de 2020 y denominada Totem, la directora de Red y Tecnología de Orange España, Mónica Sala, ha explicado que su previsión es crearla antes de final de año. "Tenemos identificadas las torres que se van a transferir y estamos definiendo los procesos que se pondrán en ello. El objetivo es hacer la transferencia de los activos en el Q4 de este año", ha asegurado.

Otros artículos interesantes:

Orange España plantea una revisión de sus marcas en un mercado "ultracompetitivo" donde deja la puerta abierta a "cualquier oportunidad" de consolidación

Las telecos apuestan por aumentar sus servicios para generar ingresos y fidelidad del cliente: esto es lo que puedes contratar en Movistar, Orange, MásMóvil o Vodafone

MásMóvil lanza una opa sobre Euskaltel de 2.000 millones de euros: así se fraguó una operación inesperada en el sector de las telecos