Pasar al contenido principal

Samsung se refugia en sus microchips para mantener el tipo en el primer trimestre, aunque prevé caídas en la demanda de smartphones y televisiones este año

Un asistente al evento de presentación del Samsung Galaxy S20 porta una mascarilla protectora
Un asistente al evento de presentación del Samsung Galaxy S20 porta una mascarilla protectora. REUTERS/Stephen Lam

  • El negocio de la memoria y los semiconductores de Samsung ayudan a la surcoreana a capear la crisis del coronavirus en los resultados del primer trimestre de 2020.
  • La firma ha registrado un beneficio operativo de 6,45 billones de won, que al cambio en euros se traducen en 4.900 millones entre enero y marzo.
  • La compañía también espera que la demanda de smartphones y televisores caiga sensiblemente a lo largo de 2020, y espera un segundo trimestre complicado.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Samsung espera que la demanda de smartphones y televisiones decaiga durante el segundo trimestre de 2020 por la crisis del coronavirus. La compañía surcoreana espera ver cómo las ventas y los beneficios de estos dos mercados decaigan "significativamente en función de cómo el COVID-19 afecta a la demanda y provoca globalmente el cierre de tiendas y fábricas".

De hecho, la crisis provocada por la pandemia podría atrasar o recortar los planes de inversión en 5G de la multinacional asiática, según han recogido diversos medios como la CNBC.

Todo esto lo ha dicho la propia firma en su informe de resultados del primer trimestre. En línea con lo que se preveía, Samsung ha mantenido el tipo gracias a su producción de chips y memoria. La compañía ha presentado unos beneficios operativos de 6,45 billones de wones coreanos, que al cambio se traducen en unos 4.900 millones de euros.

Leer más: Las tecnológicas como Samsung están entrando en el negocio de la publicidad al usar datos para crear públicos objetivos, pero necesitarán mucho más para tener éxito

Según recoge la CNBC, Samsung confía en que el sector de los chips siga robusto en los próximos meses. A pesar de que la crisis podría afectar a la inversión de la compañía en las nuevas redes 5G, es precisamente en la producción de microchips y baterías donde la empresa ha encontrado su particular salvavidas. Aunque la CNBC se centra sobre todo en el sector de la memoria, Bloomberg avanzaba a principios de abril que es en los semiconductores de redes donde Samsung podía refugiarse ante una eventual caída de la demanda de smartphones y televisiones.

Sanjeev Rana es analista de mercados en CLSA, y según explica a la CNBC, esta tendencia "optimista" para este segmento de Samsung perdurará unos cuantos meses más. En un comunicado, la multinacional lo explicaba así: "Mirando al segundo trimestre, Samsung espera que el negocio de la memoria permanezca sólido, pero los beneficios globales podrían decaer con respecto a los trimestres anteriores porque el COVID-19 podría impactar significativamente en la demanda de nuestros principales productos".

Además, esta incertidumbre durará hasta la segunda mitad de 2020, ya que "la duración y el impacto de la pandemia todavía no se conoce".

Y además