Uber reduce sus pérdidas en el primer trimestre pese a la menor facturación gracias a la venta de ATG y al impulso del negocio de los envíos a domicilio

Un conductor de Uber en su coche.
Un conductor de Uber en su coche.
REUTERS/Marcos Brindicci
  • Uber facturó 2.903 millones de dólares en el primer trimestre de 2021, un 11% menos que el mismo trimestre de 2020.
  • La venta de la división de coches autónomos ATG le ha permitido reducir sus pérdidas trimestrales un 96%, hasta dejarlas en 108 millones.
  • El negocio del delivery creció un 230% interanual y compensa la caída del transporte de pasajeros, que cayó un 65% para Uber. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Uber ha cerrado el primer trimestre de 2021 con un 11% menos de facturación, pero ha conseguido reducir sus pérdidas un 96% gracias a la venta de su división de coches autónomos ATG a Aurora, que le reporta 1.600 millones de dólares en este trimestre, según ha informado la compañía.

En conjunto, Uber ha informado de unas pérdidas de 108 millones de dólares (90 millones de euros, al cambio actual) frente a los 2.936 millones que perdió en el mismo trimestre de 2020, pese a que facturó 2.903 millones de dólares (2.415 millones de euros), un 11% menos en perspectiva interanual. 

La compañía de movilidad ha visto crecer su facturación bruta un 24% hasta los 19.536 millones de dólares (16.253 millones de euros), un dato que incluye lo que cobran los conductores y transportistas de la plataforma, superando las perspectivas de los analistas, que esperaban 18.070 millones, según recoge Yahoo.

Uber dice que en 2021 dejará por fin de perder dinero: estos son los pasos que su CEO está dando para conseguirlo

Por su contribución a la facturación de la compañía, destaca el buen desempeño del negocio de los envíos a domicilio, que le reportaron 1.741 millones de dólares de facturación neta (1.448 millones de euros), un 230% más que en el primer trimestre de 2020 y el transporte por carretera, que creció un 51% hasta reportarle 301 millones (250 millones de euros). La facturación neta por el transporte de pasajeros cayó un 65%, hasta los 853 millones de dólares (709 millones de euros).

Estos son los principales datos de Uber en el primer trimestre de 2021:

  • Facturación: 2.903 millones de dólares, un 11% menos que en el primer trimestre de 2020.
  • Facturación del negocio de movilidad: 853 millones de dólares, un 65% menos.
  • Facturación del negocio de delivery: 1.741 millones de dólares, un 230% más.
  • Facturación del negocio de transporte por carretera: 301 millones de dólares, un 230% más.
  • Usuarios activos mensuales: 98 millones, un 5% menos.
  • Resultado neto: pérdidas de 108 millones de dólares, un 96% menos que en el mismo periodo de 2020, cuando perdió 2.936 millones de dólares. Son 0,06 dólares por acción, con lo que mejora las perspectivas de los analistas, que eran de pérdidas de 0,37 dólares por título.

"Uber está comenzando a funcionar a pleno rendimiento, conforme más consumidores viajan con nosotros de nuevo y continúan usando nuestra oferta de envíos en expansión. Continuaremos innovando y buscando nuevas formas de profundizar en la conexión con nuestros clientes como la única plataforma global que te ayuda a moverte donde necesites y conseguir lo que quieras", ha señalado el consejero delegado de Uber, Dara Khosrowshahi, a través de un comunicado.

Por regiones geográficas, la mayor parte de la facturación de Uber sigue procediendo de Estados Unidos y Canadá (1.849 millones de dólares, un 11% menos), aunque su región de mayor crecimiento de Asia Pacífico, donde aumentaron un 138% sus ventas hasta alcanzar los 527 millones de dólares en este primer trimestre del año.

En el mercado EMEA, que incluye Europa, Oriente Medio y África, Uber reportó una facturación neta de 225 millones de dólares, un 52% menos, aunque la compañía ha admitido un impacto de 600 millones de dólares en Reino Unido, debido a la decisión de la Corte Suprema del país que en febrero determinó que los conductores de la plataforma debían ser considerados empleados y no autónomos. Un mes después, Uber reconoció que esta decisión afectaría a más de 70.000 conductores en el Reino Unido.

La compañía incluye en sus resultados trimestrales varios datos de su negocio descontando el impacto de esta medida, sin la cual habría facturado 3.503 millones de dólares, un 8% más que el año anterior.

Uber incluye entre los riesgos futuros para su negocio la "incertidumbre" provocada por la evolución de la pandemia y un posible caso fiscal en el Reino Unido "por el cambio de clasificación de los proveedores de transporte".

Otros artículos interesantes:

Uber permitirá reservar un viaje con hasta 30 días de antelación en Uber Reserve y recoger pedidos de Uber Eats durante los traslados

El CEO de Aurora, la startup respaldada por Amazon, explica por qué va a comprar la división de coches autónomos de Uber pese a su pésima reputación

Uber dice que en 2021 dejará por fin de perder dinero: estos son los pasos que su CEO está dando para conseguirlo