Pasar al contenido principal

Ryanair pisa fuerte en el arranque de la 'nueva normalidad': operará hoy 1 de cada 4 vuelos en los aeropuertos españoles

Aviones Ryanair Dublín
Aviones de Ryanair en el aeropuerto de Dublín, Irlanda, en plena pandemia del coronavirus. REUTERS/Jason Cairnduff
  • Hoy arranca la nueva normalidad tras el fin del estado de alarma decretado por el Gobierno a mediados de marzo para contener la propagación del COVID-19.
  • Se han eliminado las restricciones a la movilidad y las fronteras están abiertas, con la excepción de Portugal, tras casi 100 días. 
  • La actividad en los aeropuertos empieza a reanudarse con la llegada de viajeros extranjeros. La red de Aena, gestor aeroportuario, tiene previstos hoy 325 vuelos comerciales. 
  • La mitad se reparten entre dos compañías: Binter —que opera los vuelos interinsulares en el archipiélago canario— y Ryanair. Este es el desglose, por compañías, de los vuelos que se operarán hoy en España.
  • Descubre más historias en Business Insider España

La nueva normalidad no ha cambiado, de momento, la estampa los principales aeropuertos. Tras casi 100 días de estado de alarma, decretado por el Gobierno a mediados de marzo para intentar contener la propagación del coronavirus, las restricciones a la movilidad han desaparecido y las fronteras, con la excepción de Portugal, están abiertas. 

Sin embargo, el frenesí de otros años en los aeródromos españoles aún está lejos. Aena, el gestor aeroportuario, prevé registrar hoy 325 vuelos de pasajeros, que se repartirán entre Madrid, Barcelona, Baleares, Canarias y otros destinos peninsulares con un elevado componente turístico como Alicante, Málaga o Valencia. El 90% de ellos procederá del espacio Schengen y, en conjunto, se ofrecerán más de 46.200 asientos.

En el aeropuerto de Barajas (Madrid), el de mayor tráfico de la red, hoy se esperan 120 operaciones, a repartir entre salidas y llegadas. "De ellos, 38 corresponden a salidas de vuelos de pasajeros y otros tantos a llegadas, lo que supone unos 10 o 12 vuelos de pasajeros más que en los últimos días", apuntan fuentes de Aena. La cifra, aunque denota progresión, está todavía a años luz de las 1.200 operaciones que, de media, registraba a diario Barajas antes del estallido del coronavirus

En junio de 2019, Barajas recibió 5,56 millones de pasajeros y se quedó a las puertas de las 38.000 operaciones, lo que supone, de media, más de 185.000 pasajeros y 1.265 operaciones cada día.

Binter Canarias y Ryanair concentran hoy la mitad de los vuelos de pasajeros

El ritmo ha cambiado en los cielos españoles, pero sus protagonistas siguen siendo los mismos. Al menos, por el momento. Pese a que el COVID-19 ha puesto contra las cuerdas al sector aéreo y son muchas las voces que ya empiezan a alertar de una espiral de quiebras y de concentración, el arranque de la nueva normalidad tiene un nombre propio: Ryanair.

La low cost irlandesa, líder intratable en el mercado nacional en los últimos años, ha empezado con fuerza. Pese a que el viento no sopla de cola en esta ocasión, Ryanair no parece dispuesta a frenar y hoy, en el primer día tras el final del estado de alarma, operará 1 de cada 4 vuelos. No será quien más conexiones realice, ya que Binter Canarias —cuyo modelo se centra en los vuelos interinsulares en ese archipiélago—, realizará 96 vuelos, frente a los 80 de Ryanair. Entre ambas, concentrarán la mitad de las conexiones comerciales de la jornada.

El foco de Ryanair estará en enlazar los principales aeropuertos españoles con Reino Unido, Irlanda, Alemania, Italia y Holanda. Y, también, en las conexiones nacionales hacia los archipiélagos balear y canario y otras rutas. 

Por encima de la veintena de vuelos cada uno estarán Vueling, Iberia y su filial de bajo coste Express, y el grupo Lufthansa. Air Europa se quedará en los 20, mientras que por debajo de esa cifra se situarán Air Nostrum y Air France-KLM, ambas con 14 conexiones.

Campaña de precios bajos para incentivar la demanda

Para llenar los vuelos, las aerolíneas se han embarcado en una campaña de descuentos que, en opinión de Mark Manduca, analista de Citi, hace que sea "un gran momento para ser consumidor". El riesgo, sin embargo, es que el sector entre en una guerra de precios que termine de empeorar su ya de por sí deteriorada situación.

La que Luis Gallego, presidente de Iberia, definió hace unos días como "la peor crisis en la historia de la aviación", amenaza con dejar un sector más reducido y restringir la oferta. Según la Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA, por sus siglas en inglés), España será uno de los países, junto a Reino Unido y Alemania, donde las aerolíneas verán más recortado su negocio. El sector dejará de ingresar 15.000 millones de euros en el país y su evolución irá estrechamente ligada a la del turismo, ya que el 80% de los viajeros extranjeros que visitan España llega en avión.

Leer más: El CEO de Ryanair cree que Aena debería las tasas a la aerolíneas para ayudar a recuperar el negocio: "Sería mejor que prestar dinero a Iberia o Vueling"

En los últimos días, han empezado a atisbarse las primeras consecuencias del coronavirus en el negocio aéreo. Level Europe, la filial con la que IAG pretendía expandir la marca de bajo coste Level en el corazón de Europa, se ha declarado en concurso de acreedores. Lufthansa Group, que ha pactado con el Gobierno alemán una inyección de 9.000 millones de euros para intentar asegurar su supervivencia, estudia vender su filial Brussels Airlines o que entre en quiebra. Y, al otro lado del Atlántico, Aeroméxico tuvo que salir al paso de los rumores que apuntaban a su entrada en bancarrota para tranquilizar al mercado asegurando que está buscando financiación. 

 

 

 

 

 

 

 

Y además