Pasar al contenido principal

Sabadell dispara sus beneficios en el primer semestre hasta los 532 millones tras acabar con la migración tecnológica de TSB

José Guardiola, consejero delegado de Sabadell.
Sabadell
  • Banco Sabadell ha obtenido un beneficio de 532 millones de euros en el primer semestre de 2019, lo que supone un crecimiento interanual del 340,9%. 
  • Tras haber acabado con la migración tecnológica del británico TSB, la entidad recupera el paso en sus resultados. 
  • El negocio bancario, margen de intereses más comisiones netas, muestra un crecimiento del 2,7% en el grupo. 

Después de los quebraderos de cabeza de la migración tecnológica de TSB, Sabadell vuelve a recuperar el paso en sus resultados. El banco dispara su beneficio en las cuentas que ha presentado en las cuentas a la CNMV antes de la apertura de mercado. 

Sabadell ha logrado un beneficio de 532 millones de euros en el primer semestre de 2019, lo que supone un repunte interanual del 340,9%. Esto se debe a las menores provisiones y la ausencia de costes extraordinarios derivados de la migración tecnológica de su filial británica TSB. 

De esta manera se reducen los costes. El total de costes se sitúa en 1.567 millones de euros a cierre de junio de 2019, 1.043 millones de euros sin contar TSB, que compara con 1.656 millones de euros a cierre de junio del ejercicio anterior, 1.051 millones de euros sin tener en cuenta a TSB, lo que supone una reducción del 5,4%. Respecto al ratio de eficiencia, éste se sitúa en 54,7% al cierre de junio de 2019.

Estas son las principales cifras de los resultados: 

  • Beneficio neto: 532 millones de euros. 
  • Subida del beneficio frente a 2018: 340,9%. 
  • Margen bruto: 2.494 millones de euros, un 5,2% menos que el ejercicio anterior. 
  • Margen de intereses: 1.806, un 0,2% menos que en el primer semestre de 2018.
  • ROE: 6,85% 
  • Ratio de capital CET1 fully loaded: 11,2%. 
  • Morosidad total del grupo: 4,05%. 

Respecto a los ingresos del negocio bancario, la entidad señala que los correspondientes a la suma del margen de intereses y las comisiones netas muestran un crecimiento sostenido, con un aumento interanual del 2,7% a nivel grupo. 

Asimismo, el crédito vivo cierra el segundo trimestre de 2019 con un crecimiento interanual del 0,7%, que ascendería al 2,3% si se excluye a TSB del recuento. En cifras, esto representa un saldo de 141.703 millones de euros (107.853 millones de euros sin contar TSB).

En cuanto a TSB, la entidad señala que ha recuperado el impulso comercial, despliega el negocio de pymes, que aumenta un 6% hasta junio, y crece en depósitos con un aumento del 2,6% y en créditos, donde repunta un 1,2%.

Y además