Sam Altman, CEO de OpenAI, dice que los gobiernos deberían conceder licencias a las empresas de IA y castigarlas si lo hacen mal

Sindhu Sundar
| Traducido por: 
Sam Altman, CEO de OpenAI, durante su declaración ante el Senado estadounidense.
Sam Altman, CEO de OpenAI, durante su declaración ante el Senado estadounidense.

Elizabeth Frantz/Reuters

  • Sam Altman, consejero delegado de OpenAI (la desarrolladora de ChatGPT), ha recomendado al Senado estadounidense la creación de una agencia gubernamental para supervisar la seguridad de la inteligencia artificial.
  • Altman ha explicado que esta agencia podría conceder licencias a las compañías para realizar trabajos avanzados de IA, así como revocarlas en caso de que esas mismas empresas no cumplan con los criterios que estipule el Gobierno.

Sam Altman, CEO de OpenAI (la desarrolladora de ChatGPT o DALL-E), ha señalado este martes —ante una comisión de investigación del Senado estadounidense— que debería existir una agencia para vigilar los proyectos de inteligencia artificial que operen "por encima de una cierta escala de capacidades". 

Altman ha indicado a los legisladores de la comisión del Poder Judicial de Estados Unidos que dicha agencia debería poder conceder licencias para trabajos avanzados en materia de IA y retirarlas en caso de que las compañías incumplan las normas de seguridad establecidas

La agencia podría funcionar como la Comisión Reguladora Nuclear estadounidense, ha sugerido un senador, que concede licencias a centrales nucleares y supervisa estrictamente su uso. Altman se ha mostrado de acuerdo con esta propuesta.

ChatGPT ilustración

El fundador de OpenAI ha sugerido esta idea de la creación de una agencia de supervisión en respuesta a una pregunta formulada por el senador republicano John Kennedy, de Luisiana, que había planteado un posible escenario que implicase "un ala enloquecida de la comunidad de IA que, intencionadamente o no, podría utilizar la inteligencia artificial para matarnos a todos y hacernos daño".

Altman ya había asegurado a los reguladores estadounidenses que esta tecnología podría descontrolarse. "Creo que, si esta tecnología sale mal, puede salir bastante mal", declaró el CEO de OpenAI durante la audiencia. "Y queremos ser claros al respecto, queremos trabajar con el Gobierno para evitar que eso suceda".

OpenAI ha desarrollado ChatGPT, quizá el bot de inteligencia artificial más popular de los últimos años. Altman, de 38 años, es uno de los fundadores de esta empresa junto a Elon Musk, que decidió emprender su propio camino hace unos años.

Un representante de OpenAI no ha respondido inmediatamente a la petición de declaraciones por parte de Business Insider.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.