Los Samsung Galaxy Buds 2 Pro son un acierto para quienes buscan gran sonido y cancelación de ruido: su formato sorprende para bien, aunque tiene un detalle que no me termina de convencer

Samsung Galaxy Buds 2 Pro
Samsung Galaxy Buds 2 Pro

Samsung tiene bastantes motivos para estar contento con cómo le va en el mercado recientemente en muchas de las categorías de producto en las que tiene presencia, donde se encuentra en las primeras posiciones.

En sus últimos resultados, pertenecientes al segundo trimestre de 2022, la compañía surcoreana batió récord en ingresos y su beneficio interanual creció un 12% en el segundo trimestre, a pesar de la caída en ventas de dispositivos móviles.

En el caso del mercado de smartphones, fue líder mundial en el segundo trimestre de este año, con el 21% de cuota y por delante de Apple, según datos de Canalys, que recoge también que el mercado se contrajo un 9% respecto al año 2021.

El producto actual que mejor acompaña en cuanto a ventas al smartphone no es otro que los auriculares inalámbricos, que los expertos esperan que sea el segundo dispositivo después del móvil inteligente en superar los 1.000 millones de ventas a nivel global.

Su tasa de crecimiento es la más alta de todos los productos de tecnología, incluso por delante de los smartwatch. La firma de análisis de mercado Market Research Future predice que el crecimiento de este producto tendrá una tasa anual del 36,1% hasta 2030, cuando espera que el mercado internacional esté valorado en 31.657 millones de euros.

En este contexto, Samsung ha decidido renovar sus auriculares inalámbricos de gama alta y, junto con sus nuevos smartphones plegables Galaxy Z Fold4 y Flip4, en agosto lanzó también sus nuevos Galaxy Buds 2 Pro en España, por un precio de 239,89 euros.

He podido probarlos en mi día a día durante varias semanas y te cuento cómo ha sido mi experiencia de uso con los nuevos Galaxy Buds 2 Pro.  

Los auriculares tienen un diseño muy curioso pero efectivo: su forma permite llevarlos mucho tiempo sin que se muevan.

Samsung Galaxy Buds 2 Pro

Samsung ha dotado a sus auriculares inalámbricos más premium de un diseño muy particular que los diferencia del resto de modelos de auriculares intraurales.

Frente a la forma de botón que hoy en día es tan común en el mercado, los Galaxy Buds 2 Pro apuestan por un diseño con más alargado con forma ovalada. Esta superficie extra hace que los auriculares resulten especialmente estables a la hora de sujetarse en el oído y pueden llevarse durante mucho tiempo seguido con comodidad.

En las varias semanas de uso no se me han caído ni una sola vez al utilizarlos, por lo que resultan adecuados para quienes quieran hacer ejercicio con ellos sin necesidad de utilizar sistemas más aparatosos, como los que usan ganchos.

La ligereza de los auriculares también es una gran aliada si se hace un uso continuado, ya solo pesan 5,5 gramos cada uno y reducen su tamaño un 15%, con lo que están entre los más livianos que he probado, a pesar de que son resistentes al agua (IPX7).

Están disponibles en España en 3 colores: blanco, negro y morado. Aunque creo que el tono morado es el más atractivo, he probado el negro, que realmente es color grafito, o gris oscuro, y me ha gustado también por su sobriedad y por lo bien que combina con los pequeños detalles.

El estuche de carga también es un acierto gracias a sus componentes premium y a que es realmente compacto...

Samsung Galaxy Buds 2 Pro

El estuche de carga no es un accesorio más en los auriculares inalámbricos, como puede ser el cargador de un smartphone, sino que es la funda donde los llevamos siempre. Su diseño es fundamental y Samsung demuestra que ha entendido esto con la funda de sus Galaxy Buds 2 Pro.

En primer lugar, se trata de una funda muy agradable al tacto: su material, a medio camino entre el plástico y la silicona, no es rígido del todo sino algo blando. Esto ayuda a que sea muy ligero (43,3 gramos) y también que no se resbale ni emita reflejos.

Lo que ha aprendido a nivel laboral este alto directivo de Samsung tras 11 años trabajando en la compañía

El estuche me ha gustado especialmente gracias a la compacto que resulta: apenas 5 centímetros de base y de altura, y solo 2,77 de grosor, por lo que es de las fundas más compactas que he probado. Esto no parece afectar a su resistencia: parece sólido y su bisagra es sorprendentemente estable.

En este diseño tan premium solamente he echado en falta una pequeña hendidura para que sea más sencillo de abrir, aunque su mecanismo de imán haga que sea bastante sencillo.

... pero también trae consigo los únicos problemas que he experimentado: cortes en el audio al llevar el estuche en el bolsillo y cierta dificultad para guardarlos bien.

Samsung Galaxy Buds 2 Pro

A la vez que es donde reside gran parte del atractivo de los Galaxy Buds 2 Pro, también es donde me ha parecido que se encuentran los aspectos que más puede reprochársele a Samsung.

Lo compacto de la funda y la forma tan particular de los auriculares hace que sea poco intuitivo colocar correctamente los auriculares al guardarlos. Aunque no es nada grave y sus imanes son de gran ayuda, creo que se podía haber mejorado algo más este aspecto.

El mayor problema de mi experiencia probando los Galaxy Buds 2 Pro me ha sucedido cuando escuchaba la música llevando el estuche en el bolsillo.

Si, como yo, eres de los que llevan a menudo las manos en los bolsillos, puede que te suceda que al rozar el estuche, este se abra ligeramente y el sonido se detenga durante unas décimas de segundo hasta recalibrarse.

Es un problema fácil de solucionar, ya que en las siguientes generaciones se podría poner un imán más potente y, de esta forma, se soluciona el inconveniente.

La calidad de sonido es uno de sus puntos fuertes: Samsung hace que se note su gama alta con unos geniales graves y agudos.

Samsung Galaxy Buds 2 Pro

Los Galaxy Buds 2 Pro son unos auriculares de gama alta y de ello deja constancia su gran calidad de sonido, que hace destacar especialmente los graves pero también la calidad en general. en este sentido tengo que decir que se nota la tecnología de 24 bits que usa, en lugar de los 16 bits habituales.

La gran novedad aquí es el Audio 360, que se combina con la certificación Dolby Atmos para que el sonido cambie al girar la cabeza. Aunque es una novedad interesante, lo cierto es que en el uso cotidiano no he notado que marque la diferencia.

Las llamadas son otro de los aspectos donde los auriculares de Samsung aprueban con nota y los 3 micrófonos que incorpora permiten escucharlas con claridad. También puede activarse la cancelación de ruido para una mejor experiencia en entornos ruidosos, aunque mantiene el sonido ambiente para poder escucharse a uno mismo si se elige en la opciones.

Una cancelación activa de ruido espectacular y un modo ambiente aún mejor.

Samsung Galaxy Buds 2 Pro

Pese a que la calidad de sonido es fundamental, la cancelación de ruido activa es la función que suele diferenciar a los auriculares buenos de los sobresalientes.

Samsung lo sabe y ha conseguido que los Galaxy Buds 2 Pro tengan una cancelación de ruido demencial, realmente efectiva incluso en los entornos más ruidosos como estaciones y trenes. 

Se nota que cada vez la industria está más cerca de conseguir aislar al 100% del entorno, y además son de gran ayuda funciones inteligentes como la que detecta si el usuario habla para desactivar la cancelación de ruido automáticamente, una función con la que Samsung se acerca a Sony y las características de sus WH-1000XM4.

Pero lo que más me ha gustado de las funciones de sonido de los auriculares del fabricante surcoreano es que tienen seguramente el mejor modo de sonido ambiente que haya probado en unos auriculares intraurales (los que se meten dentro del oído).

 

Es común que el modo ambiente te permita escuchar tu entorno sin aislarte completamente, pero lo normal en los auriculares de este tipo es obtener un sonido metálico con el que resulta obvio que estás oyendo a través de micrófonos, muy distinto a como lo oirías de manera normal.

Pues este no es el caso con los Galaxy Buds 2 Pro. Su modo transparente consigue su propósito con nota: se perciben los sonidos del entorno con una nitidez muy superior a la de otros modelos actuales, incluso de gamas altas. Solo se oye un ligero ruido blanco usando este modo que hace que no llegues a olvidarte de que los llevas puestos, pero es mucho menor de lo normal y se aprecia el esfuerzo de Samsung.

Sus controles táctiles son bastante precisos para ser tan compactos, salvo para subir y bajar el volumen.

Samsung Galaxy Buds 2 Pro

Los usuarios de auriculares inalámbricos están acostumbrados a que la mayoría permiten controlarlos a través de su superficie exterior táctil. Los Galaxy Buds 2 Pro no son una excepción.

Su formato compacto no evita que los comandos táctiles básicos funcionen bastante bien: sobre todo la pulsación simple para reproducir y detener y la pulsación larga para alternar entre la cancelación de ruido y el modo transparente.

Existe la posibilidad de configurar otras acciones habituales, y por ejemplo pulsar 2 veces reproduce la siguiente pista, mientras que hacerlo 3 veces permite volver a la anterior (quizá podía haberse pensado un comando más lógico).

Solo he echado en falta más trabajo en uno de los comandos más socorridos para unos auriculares: subir y bajar el volumen.

Aunque existe una forma de hacerlo, requiere usar una función experimental de la app en los ajustes llamada Labs, con la que hay que tocar en el borde del auricular 2 veces (el izquierdo baja el volumen y el derecho lo sube), pero que me parece que baja mucho la precisión con respecto al resto de controles.

Requiere descargar una app específica... y a pesar de ello tiene funciones exclusivas para dispositivos Samsung.

Samsung Galaxy Buds 2 Pro

Los Galaxy Buds 2 Pro se controlan a través de la aplicación para móviles Galaxy Buds2 Pro Manager. No me ha gustado demasiado que haya que descargar una app específica y sería de agradecer que Samsung lo unificase en servicios como Smart Things, incluyendo en los móviles de otras marcas.

A través de su app puede acceder a numerosos controles de forma bastante sencilla e intuitiva: ecualización de sonido, personalizar los controles táctiles, leer en alto las notificaciones, activar el sonido ambiente durante las llamadas e incluso recordatorios para estirar el cuello y no encorvarse gracias al uso de un giroscopio.

Creo que el gran aspecto que se echa en falta en la app es la posibilidad de hacer un análisis del canal auditivo para adaptar el sonido, una función que cada vez llega a más auriculares true wireless de la competencia y que puede personalizar notablemente la experiencia.

Y como otros fabricantes, Samsung también ha introducido en sus auriculares funciones para los usuarios de sus dispositivos Galaxy, como los smartphones, que se pueden conectar con un solo toque sin tener que buscarlos en la a menudo atiborrado lista de productos Bluetooth.

La batería no destaca respecto a su gama si se usa la cancelación de ruido: 5 horas y 18 con estuche.

Samsung Galaxy Buds 2 Pro

Samsung no ha querido enfangarse en la batalla por tener la mejor autonomía y, aunque no diría que decepcione, es evidente que su formato compacto y sus tecnologías avanzadas reducen su duración de batería.

Con 5 horas de uso continuado si se activa la cancelación de ruido activa, los Galaxy Buds 2 Pro me han parecido más que suficientes para un uso cotidiano, y al llegar a las 18 horas con el estuche, creo que solo los más adictos a la música o los podcasts tendrán que cargarlos más de una vez por semana

Si tu uso es más moderado, como es mi caso, no creo que sea un problema, aunque también es cierto que otros modelos de gama alta rozan ya las 30 horas de autonomía con cancelación de ruido activada.

Los Buds 2 Pro son la elección ideal si buscas unos auriculares de gama alta super compactos, cómodos y si la cancelación de ruido y el modo transparencia son un must para ti.

Samsung Galaxy Buds 2 Pro

Por todo lo anterior, me ha parecido que los Galaxy Buds 2 Pro son un producto muy sólido de Samsung en el que la firma surcoreana logra brillar en calidad de sonido y sobre todo en una cancelación de ruido bestial y un modo transparente que aún destaca más.

Su forma ovalada y su estuche de carga de apenas 5 centímetros le dan mucha personalidad al diseño pero sobre todo comodidad, ya que no se mueve apenas y es de lo más compacto que ofrece el mercado actual.

Si bien los Buds 2 Pro tienen algunos aspectos que no me han gustado demasiado para un dispositivo de su precio, estoy seguro de que los más adeptos al ecosistema de productos de Samsung e incluso los que no lo sean acertarán con estos auriculares tan premium.

Conoce cómo trabajamos en BusinessInsider.

Etiquetas: gadgetsTrending, Samsung, Review