La compleja ecuación del sector textil: a medio camino entre una ligera recuperación de las ventas y 30.000 puestos de trabajo en la cuerda floja

Un rótulo de traspaso en el escaparate de una tienda de ropa durante la pandemia de coronavirus

Reuters

  • Las ventas apenas descendieron en junio un 0,3% respecto al mismo mes de 2020, en lo que supone el descenso más leve desde que arrancó la pandemia.
  • La clave menos positiva viene de la mano de los 30.000 puestos de trabajo, aún en ERTE, que según el presidente de la patronal Acotex no se van a recuperar una desaparezcan las suspensiones de empleo.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

"Los datos son catastróficos, estamos en modo supervivencia", confesaba el presidente de Acotex, Eduardo Zamácola, hace algo más de una mes al hacer público su informe anual. No exageraba: 2020 se había saldado con un caída de las ventas del 41%, hasta 10.619 millones de euros, al tiempo que el sector había perdido 26.700 empleos y asumía el cierre de 14.800 tiendas.

Ahora, el verano parece mostrar un motivo para la esperanza. Eso sí, muy cogida con pinzas. El último barómetro elaborado por la organización revela que las ventas apenas descendieron en junio un 0,3% respecto al mismo mes de 2020, supone hablar del descenso más leve desde que arrancó la pandemia. 

Los gigantes Inditex, H&M o Fast Retailing encarnan la discreta recuperación de un sector que busca dejar atrás el 'catastrófico' 2020

“El dato es positivo, pero hay que cogerlo con pinzas. En junio, todas las ventas son promociones y rebajas, con lo que en muchos casos desaparecen los márgenes”, asegura Zamácola y recoge Cinco Días. De hecho, Pese al repunte experimentado en junio, las ventas están un 35% por debajo de los niveles precrisis. 

El acumulado anual sigue arrojando una caída negativa del 29,8%, lo que no hace sino demostrar cuan sombrío ha sido los meses anteriores. El pasado año, en pleno auge de la pandemia, la caída de la facturación llego a caer incluso un 72,6%. Cabe explicar que durante la crisis financiera de 2008, las ventas cayeron un 11 % y ya se trataba del peor año para el sector. 

30.000 puestos de trabajo en la cuerda floja

Rebajas coronavirus
Reuters

Esta ligera y discreta recuperación sigue enturbiada por el mercado laboral. Esta debacle de cifras había supuesto la pérdida de 26.700 empleos en 2020. El sector había pasado de emplear a 199.112 personas en 2019 a hacerlo con 172.432 al cierre de 2020. 

Esta incontestable realidad le seguía otro vaticinio peor. Zamácola explicaba hace un mes habría un mayor ajuste de plantilla, puesto que el dato de empleos destruidos estaba "anestesiado", en parte por el efecto de los ERTE.

El comercio arranca las rebajas con un moderado halo de esperanza: la patronal habla de "ligera" reactivación en pleno debacle del sector textil y auge del 'e-commerce'

En este sentido, el directivo explicaba que durante la pandemia habían echado el cierre el 25% de los comercios y esto solo había saldado con la destrucción del 13% del empleo. "Esos 12 puntos de diferencia señalan a los 30.000 trabajadores que están en ERTE de fuerza mayor y no van a recuperar el empleo cuando desaparezcan las suspensiones de empleo”, apunta el presidente.

Ante esto, Zamácola se muestra contrariado con la normativa laboral surgida de la pandemia: “No tiene sentido que con un 40% de caída de ventas no se pueda despedir y que haya que asegurar los puestos de trabajo hasta seis meses después de finalizado el ERTE de fuerza mayor. Hemos pedido al Gobierno que se nos ayude a despedir y un buen instrumento sería el Fondo de Garantía Salarial (Fogasa)”.

La patronal que habla de "despido inevitable", señala que no ha obtenido por ahora ninguna respuesta por parte de la Administración. En cualquier caso desde Acotex subrayan que es importante mantener los ERTE de fuerza mayor con sus bonificaciones hasta que no se recupere completamente la normalidad.

Las rebajas: entre la ligera esperanza y la caída de la afluencia

Rebajas de El Corte Inglés en marcas de alta costura con descuentos del 50%.
Rebajas de El Corte Inglés en marcas de alta costura con descuentos del 50%.
Flickr/Eduardo A. Ponce

Antes de que arrancaran las rebajas, la Confederación Española del Comercio (CEC) preveía que el volumen de ventas para la campaña, que se inició en mayor medida el pasado 24 de junio, se reactivaría con respecto a la del pasado año. 

La patronal, eso sí, hablaba de "ligera mejoría" y siempre frente a los datos de la campaña de 2020. Alertaba, así, de que las cifras estarían lejos de las registradas en 2019. De esta forma estimaban que la facturación aún podría caer entre un 20 % y un 30 % con respecto a ese año.

Al margen de cómo será el balance de estas rebajas, los primeros indicadores no son buenos. Al menos en términos de afluencia a tienda. La plataforma de catálogos y ofertas digitales Tiendeo, detalla que en los 10 primeros días de rebajas el flujo de consumidores a tienda físicas en España había disminuido un 45% en relación a la campaña de rebajas de verano 2020.

Pero si la afluencia a tiendas cae, también lo hacía la intención de compra (-41%) respecto a los valores del año anterior. Lo mismo sucede con el retroceso del 59% que se produce en el volumen de búsquedas de ofertas y rebajas.

Otros artículos interesantes:

Las rebajas no salvan a la moda: las ventas caen hasta el 53% en enero por la pandemia y Filomena

El comercio arranca las rebajas con un moderado halo de esperanza: la patronal habla de "ligera" reactivación en pleno debacle del sector textil y auge del 'e-commerce'

Las rebajas de verano comienzan en caída libre: las visitas a tiendas físicas en España disminuyen un 45% en los primeros 10 días de campaña

Te recomendamos

Y además