Señales que pueden indicar niveles bajos de dopamina, una de las hormonas de la felicidad

Mujer triste mirando por el balcón
Getty

La dopamina es una de las conocidas como hormonas de la felicidad. Se produce de forma natural en ciertas regiones de tu cerebro y está vinculada con la sensación de recompensa, pero también con habilidades motoras, habilidades cognitivas o la motivación.

Los niveles bajos de dopamina se han relacionado con la enfermedad de Parkinson y la depresión. Una deficiencia puede tener impacto en la salud y hacerte sentir cansado, malhumorado o desmotivado entre otros síntomas.

No obstante, cambios sencillos en tu estilo de vida enfocados a mejorar tu ánimo pueden hacer segregar de forma natural ésta y otras hormonas de la felicidad.

Dopamina: qué es y para qué sirve

La dopamina es una hormona y un neurotransmisor; es decir una sustancia química que envía señales desde el cerebro al cuerpo

Su segregación puede proporcionar una intensa sensación de recompensa. Por ejemplo cuando comes azúcar, vas de compras, tienes sexo o te das un maratón de series, tu cerebro la libera. 

Los subidones de dopamina están ligados al refuerzo, de ahí que no puedas comerte solo una patata frita. En su lado más oscuro esta intensa sensación es un fenómeno vinculado a adicciones al juego, al alcohol o a las drogas.

Las hormonas de la felicidad: cómo subir de forma natural tus niveles de dopamina, serotonina, endorfinas y oxitocina

También resulta es clave para el movimiento y el ritmo cardiaco, la función renal y sanguínea, el sueño, el procesamiento del dolor o la lactancia así como en la atención y el aprendizaje.

 En cuanto al papel de la dopamina en la motivación, un pequeño estudio encontró que aumentarla en personas con niveles bajos les llevó a elegir tareas mentales más difíciles al centrarse maś en el beneficio obtenido respecto del esfuerzo.

¿Cuáles son los síntomas de la deficiencia de dopamina?

Muy poca o demasiada dopamina puede causar una amplia variedad de problemas en la salud. Según Harvard, niveles muy bajos de dopamina provoca los movimientos rígidos característicos de la enfermedad de Parkinson. 

Aunque la depresión se relaciona más a menudo con la falta de serotonina, una deficiencia de dopamina también contribuye a un estado de ánimo decaído. En particular, las personas con depresión a menudo sufren de falta de motivación y concentración.

De acuerdo a la Clínica Cleveland los síntomas de la deficiencia de dopamina pueden incluir: 

  • Falta motivación
  • Cansancio
  • Problemas de concentración
  • Mal humor
  • Ansiedad
  • Ausencia de placer por experiencias que antes disfrutabas
  • Sensación de depresión
  • Baja apetencia sexual
  • Tiene problemas para dormir o tiene trastornos del sueño.

Otras señales que pueden indicar niveles bajos de dopamina son temblores en las manos u otras zonas del cuerpo estando en reposo. También pérdida de equilibrio o coordinación, aumento de la rigidez de los músculos, calambres musculares, todos ellos vinculados a la enfermedad de Parkinson.

Asimismo un descenso de esta hormona puede afectar a la memoria a corto plazo y la resolución de problemas de pensamiento simples. 

Además puede vincularse con problemas de ira, baja autoestima, ansiedad, olvidos, impulsividad y falta de habilidad organizativa, factores asociados con el trastorno por déficit de atención con hiperactividad.

Causas de una deficiencia

Según la clínica una de las causas de niveles bajos de dopamina puede ser una lesión en las áreas del cerebro que la producen. También puede generarse cuando el cuerpo no responde adecuadamente a ésta.

El estado de ánimo se puede mejorar comiendo estos alimentos para producir endorfinas

Ciertas condiciones de salud están relacionadas con la deficiencia de dopamina. Por ejemplo, como se ha señalado las personas con la enfermedad de Parkinson tienen una pérdida de células nerviosas y dopamina en áreas concretas del cerebro. Y algunas adicciones serias, como a la cocaína, puede dañar los receptores de dopamina en el cerebro y disminuir su liberación.

El estrés, la falta de sueño, el exceso de grasas saturadas o la obesidad también podrían conducir a un descenso de esta hormona de la felicidad.

Cómo activar su liberación de forma natural

La forma eficaz de aumentar los niveles bajos de dopamina es abordar la causa del problema. Estos podrían incluir estrés, no dormir lo suficiente, abusar de drogas, o comer demasiada azúcar y grasas saturadas. 

Puedes aumentar tus niveles de forma natural con una dieta saludable, que incluya alimentos ricos en L-tirosina (la proteína necesaria para producirla). Estos incluyen soja, carne de ave, productos lácteos, aguacates, plátanos y semillas de calabaza y sésamo.

También hay alguna evidencia de que el cerebro libera más dopamina cuando se medita. "El cambio de conciencia que se produce durante la meditación puede desencadenar su liberación", remarcan desde Havard.

Por supuesto, las actividades que te hacen sentir bien también aumentarán esta hormona. Hacer ejercicio, dormir lo suficiente y mantener el contacto con la gente es una manera de potenciar su liberación.

Si la deficiencia está vinculada con afecciones médicas deberá ser abordada por un profesional médico.

Otros artículos interesantes:

¿Has sentido una emoción especial al disfrutar de una serie por la que no dabas dos duros? La dopamina es la causante de lo que sentimos cuando vemos series en plataformas

7 alimentos que potencian la serotonina y te ayudarán a que te sientas más feliz

Perder el apetito cuando estás enamorado no es cuestión de mariposas, es ciencia

Te recomendamos