La siguiente generación de vacunas podrían ser inhaladas, según una nueva investigación

La vacuna de la polio

Reuters

  • Las futuras vacunas podrían administrarse por inhalación en lugar de una inyección, según sugiere un nuevo estudio que asegura que las vacunas pueden ser absorbidas con seguridad de esta forma. 
  • La vacuna es distribuida al torrente sanguíneo a través de los pulmones y provoca una fuerte respuesta inmune. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Las futuras vacunas podrían administrarse por inhalación en lugar de una inyección, según sugiere un nuevo estudio que asegura que las vacunas pueden ser absorbidas con seguridad de esta forma. 

La tecnología ha sido desarrolladas por investigadores de la Universidad de Rutgers en Nueva Jersey y sus resultados se han publicado en la revista Cell. 

El equipo ha utilizado fagos (virus que infectan bacterias) parra explorar sus posibilidades de actuar como vectores vacunales. El fago podría modificarse con la proteína deseada y administrarse para que entre en la célula y active el sistema inmune. 

Es una forma segura para los humanos y fácilmente escalable, aseguran los científicos. Además, no necesitan temperaturas ultra frías como ocurre con la vacuna de ARN mensajero desarrollada por Pfizer, que tienen que mantenerse a 70 grados bajo cero

Por qué el sistema inmune de los niños podría estar mejor preparado para combatir la enfermedad del coronavirus

La investigación de terapias con fagos no es nueva, pero la gran innovación del estudio dirigido por Wadih Arap es que ha diseñado un proceso de desarrollo de una vacuna basada en fagos que se administra mediante un aerosol y es segura de inhalar. 

La vacuna es distribuida al torrente sanguíneo a través de los pulmones y provoca una fuerte respuesta inmune, según los estudios en ratones y primates. 

Los científicos llevan décadas investigando otras vías alternativas de administrar las vacunas que no impliquen la inyección. 

Los resultados de la vacuna de AstraZeneca siguen sin resolver algunos interrogantes importantes sobre su capacidad para frenar los contagios

De hecho, uno de los equipos españoles del CSIC que trabaja en el desarrollo de una vacuna contra el coronavirus está explorando la posibilidad de que su candidato pueda ser administrado por la vía intranasal. 

"En las vías respiratorias, que son la vía de entrada del virus, hay unas mucosas que tienen una inmunidad específica diferente de la sistémica", explicó Isabel Sola, científica a cargo de la investigación, en una entrevista anterior a Business Insider España. Al administrar la vacuna por la vía nasal, iría directamente al pulmón y podría activar esta inmunidad tan necesaria para bloquear la entrada al virus. 

LEER TAMBIÉN: Isabel Sola, investigadora del CSIC: "Nuestras vacunas son tan competitivas y potentes como las que se están desarrollando a nivel internacional"

LEER TAMBIÉN: Algenex, la biotecnológica española que lleva años desarrollando una nueva forma de hacer vacunas a partir de insectos, podría ser la solución en futuras pandemias

LEER TAMBIÉN: Diferencias entre las vacunas contra el coronavirus: Oxford-AstraZeneca, Pfizer-BioNTech y Moderna

VER AHORA: Javier Rodríguez Zapatero, presidente de ISDI: “Quien se transforme digitalmente hará un gran servicio tanto a la sociedad como a sí mismo”