Pasar al contenido principal

Slime, el peligroso juguete infantil de moda

intoxicaciones por slime
Wikimedia Commons

Se conoce como slime y es la nueva sensación entre los más pequeños.

Esta pasta de modelaje o plastilina para jugar es la versión actualizada de lo que hace años se conocía como "blandiblú". Ahora la moda de este "moco gelatinoso" ha vuelto entre los más pequeños de la casa, pero con una pequeña diferencia. 

Aunque en la mayoría de tiendas puede encontrarse por no muy alto precio, la moda del DIY ha hecho que a través de un buen número de vídeos en YouTube que explican cómo hacer slime, muchos padres hayan decidido elaborar su propio juguete.

La facilidad de elaboración que conlleva crear esta masa viscosa es realmente sencilla y rápida. Y tal es la demanda de este nuevo juguete de moda y el atractivo extra de fabricarlo de manera casera, que ya son muchos los vídeos que explican el proceso que pueden encontrarse, algunos de ellos acaparando miles de visitas.

Pero a pesar de la facilidad que conlleva su elaboración, preparar slime casero puede incluir una solución acuosa de agua y ácido bórico o borax. Esta sustancia química, utilizada como blanqueador en numerosos productos de limpieza y droguería, resulta tóxica si se ingiere.

Leer más: Salud sin bulos, una iniciativa para erradicar rumores falsos en la red

Según las advertencias realizadas por la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) está creciendo el número niños pequeños que están resultado intoxicados debido al slime.

El motivo de estas intoxicaciones se debe, según explica la propia OCU, a que durante el proceso, el borax debe mezclarse con agua, para proceder a generar la pasta que después se coloreará, y en numerosas ocasiones los más pequeños están confundiendo esta mezcla con agua, ya que resulta igualmente transparente resultando intoxicados.

Aunque son muchos los tutoriales que circulan en la red que ya que no cuentan con ácido bórico para la elaboración del slime, los vídeos que sí lo incluyen no ofrecen en gran parte de los casos advertencias previas sobre la naturaleza del ácido bórico o sus posibles consecuencias al manipularlo.

Entre las consecuencias de ingerir borax, se pueden dar afecciones más leves como síntomas gastointestinales hasta incluso quemaduras químicas y lesiones cutáneas en ciertas ocasiones al manipular el slime.

En caso de toxicidad severa pueden llegar a requerir un lavado gástrico urgente, e incluso diálisis. Una ingesta elevada puede acarrear, según los especialistas, problemas de salud más graves como insuficiencia renal, arritmias cardíacas, coma y convulsiones. 

Te puede interesar