Las empresas han descubierto que la sostenibilidad "tiene un retorno económico" y es "una ventaja competitiva", según esta startup española que les ayuda a medir el impacto de sus políticas

Johanna Gallo, cofundadora de APlanet
Johanna Gallo, cofundadora de APlanet

APlanet

  • APlanet es una startup española que ordena y automatiza la gestión de los datos de sostenibilidad de las empresas, lo que les facilita generar informes y detectar tendencias.
  • Con más de 120 clientes entre España, Portugal y Brasil, ha duplicado su facturación durante el año 2020 tras apenas 2 años de trayectoria.
  • "Las empresas están empezando a percibir que la sostenibilidad es una ventaja competitiva que se transforma en beneficio económico", asegura su cofundadora, Johanna Gallo, en una entrevista con Business Insider España.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Sostenibilidad es una de las palabras de moda en el entorno empresarial. Según el Foro Económico Mundial, si las compañías priorizaran la sostenibilidad ambiental podrían crear oportunidades de negocio por 8.700 millones de euros y 395 millones de empleos en los próximos 10 años; y las inversiones con criterios sostenibles ya comienzan a ofrecer rendimientos superiores a los activos tradicionales. Lo que antes se veía como un elemento de imagen o una obligación legal comienza a ser percibido por algunas empresas como un elemento diferencial para su negocio.

"Cada vez más empresas están empezando a percibir que la sostenibilidad tiene un retorno económico: ven que se perciben mejor sus empresas por parte de los grupos de interés. Ya no es solo que lo exijan, sino que es una ventaja competitiva que se transforma en beneficio económico", asegura a Business Insider España Johanna Gallo, cofundadora de la startup APlanet, que ofrece una herramienta tecnológica para recopilar y medir datos sobre sostenibilidad que ya utilizan más de un centenar de empresas.

Según su experiencia, el enfoque de la sostenibilidad en las empresas ha cambiado. "Hace unos años era puro compliance (cumplimiento normativo), tenían que presentar un informe y recoger datos; ahora ven que hay un valor detrás de todo eso, que les permite diferenciarse y ser los primeros", explica. Además, la adopción de medidas de este tipo por parte de las compañías líderes de cada sector provoca "un efecto arrastre, porque otras se quieren comparar con ellas".

APlanet comenzó hace 2 años de la mano de Johanna Gallo y Cyril Pierre. Ninguno de ellos dos había trabajado antes en sostenibilidad, sino en tecnología. "Yo trabajaba en Amazon y él en eBay. Detectamos que había una necesidad de gestionar esos datos y, si otros departamentos tenían tecnologías, había una necesidad grande de aplicar herramientas tecnológicas en las áreas de sostenibilidad", comenta.

De la A a la Z: 27 startups tecnológicas a las que no debes perder la pista en 2021, según los expertos

Con el objetivo de aportar tecnología a este ámbito y el "deseo personal de crear tecnología con un impacto social", pusieron en marcha el proyecto. Lo hicieron aplicando la metodología lean, hablando con clientes potenciales para generar un producto mínimo viable rápido y probarlo con empresas para ir mejorando con su experiencia. 

"Ayudamos a cualquier tipo de organización a gestionar su sostenibilidad de forma eficiente", explica Gallo. Una labor que hacen de dos maneras: optimizando los procesos de los departamentos de sostenibilidad, automatizando tareas "rutinarias y que aportan poco valor", y extrayendo los datos que las empresas habitualmente reportan externa e internamente para extraer información valiosa y detectar riesgos. "Esto hasta ahora se hacía de forma manual, con Excel, lápiz y papel, y lo que ofrecemos es hacerlo de una forma más eficiente", agrega.

Entre los datos que recopilan están los no financieros, que muchas compañías tienen que recopilar por normativa (políticas medioambientales, planes de igualdad entre hombres y mujeres, conciliación familiar, lucha contra la corrupción y el soborno, información fiscal...), la información de acción social (voluntariado corporativo, donaciones a organizaciones sociales), las medidas medioambientales (huella de carbono) y las de buen gobierno (políticas de contratación de proveedores, gestión de los beneficios o inversiones). 

La herramienta, con un modelo de negocio de suscripción anual, se conecta con los servicios que ya utiliza cada compañía o permite introducirlos manualmente o desde hojas de cálculo, y consolida la información de diferentes fuentes para darle a la empresa los principales indicadores en temas como igualdad o medio ambiente, pero también indicadores específicos de determinados sectores. "Hay organizaciones que lo tienen muy claro, y otras que piden que le ayudes para saber qué información recoger en función de su sector o de la Ley de Información No Financiera", asegura Gallo.

Más de 120 clientes en España, Portugal y Brasil

Johanna Gallo, cofundador ade APlanet.
Johanna Gallo, cofundador ade APlanet.

APlanet

El desarrollo de la herramienta de forma lean provocó que colaboraran primero con empresas que ya estaban trabajando en sostenibilidad para ayudarles en la gestión de datos y entrega de informes. "Tuvimos suerte porque estas empresas entendieron que íbamos desarrollando al mismo tiempo y lo hemos hecho en función de sus necesidades", explica la cofundadora de APlanet.

El fruto de ese proceso es que cuentan con más de 120 clientes repartidos casi a partes iguales entre España, Portugal y Brasil. "A veces me preguntan si es mejor un mercado que otro, lo que hemos descubierto es que es una necesidad global. La regulación existe en casi todos los países y la presión a las empresas también; antes se solía decir que estaban más presionadas las empresas de energía, ahora es en todos los sectores", apunta Galllo.

Por qué los grandes inversores ahora tienen en cuenta al medio ambiente y el buen gobierno en sus inversiones

Entre sus clientes hay entidades financieras, empresas energéticas, compañías de alimentación, construcción, instituciones educativas como colegios y universidades o empresas de comunicación. Compañías como la aseguradora Zurich, la energética EDP, Leroy Merlin, la entidad financiera WiZink e instituciones educativas como IE y CEF, o clubes de fútbol como el Benfica portugués están en su cartera de clientes.

La pandemia no frena a APlanet, que dobló su facturación en 2020

El impacto del coronavirus no ha frenado a esta joven compañía, que duplicó su facturación en 2020 pese a haber notado el impacto de marzo a mayo por la etapa de confinamiento estricto. Una vez superada, recuperó el ritmo de actividad, ya que la obligatoriedad de presentar información no financiera "seguía ahí" para muchas compañías.

Una necesidad que, según Gallo, no va a hacer más que crecer en los próximos años. "Las empresas han tomado conciencia de que hay que poner las bases para cualquier crisis, tener controlados los datos sociales y medioambientales, y por otro que la administración está poniendo cada vez más en el punto de mira que las empresas operen de forma sostenible. Esto está haciendo que detectemos incluso más necesidad que antes. Las ayudas de la Unión Europea están incluyendo criterios de sostenibilidad", explica.

Cuánto dinero han levantado las 17 startups tecnológicas más relevantes de 2021 y en qué lo han empleado: expansión internacional, desarrollo de producto y talento

Con All Iron Ventures, el fondo BStartup de Banco Sabadell, Draper B1 (antes BBooster) y la empresa pública Enisa entre sus inversores, con los que han levantado 1,7 millones de euros de financiación, APlanet ya cuenta con un equipo de 24 personas y espera seguir creciendo. "Si algo tiene de bonito la sostenibilidad es que crece a pasos agigantados, cada día surgen estándares nuevos, fórmulas... Es algo que es súper interesante desde el punto de vista de tecnología y de producto y es bueno que las empresas cuenten con la tecnología para incorporarlo", finaliza Johanna Gallo.

Otros artículos interesantes:

De la A a la Z: 27 startups tecnológicas a las que no debes perder la pista en 2021, según los expertos

14 de las 35 empresas del Ibex todavía suspenden en la presencia de mujeres en sus consejos

Las empresas podrían crear 395 millones de empleos en 10 años si priorizan la sostenibilidad ambiental, según el Foro Económico Mundial