Pasar al contenido principal

Internet corre el riesgo de quedar dividida en dos por Estados Unidos y China en menos de 5 años

El encuentro entre Trump y Xi Jinping podría agravar la guerra comercial, según Goldman Sachs [RE[
Donald Trump y Xi Jinping. AP/Saul Loeb
  • EE.UU. y China podrían dividir Internet en 2 bloques en los próximos 5 años, según ha asegurado en el último Foro de Davos el inversor chino Kai-Fu Lee, CEO del fondo de capital riesgo Sinovation Ventures.
  • Esta opinión se suma a las de otros expertos que han alertado de que se está fraguando la fragmentación de Internet en dos redes diferenciadas con regulaciones y servicios propios, lo que se conoce como splinternet.
  • Lee ha señalado además a la cadena estadounidense CNBC que China podría adelantar a EE.UU. en el terreno de la inteligencia artificial en los próximos 5 años.

El futuro de Internet como una red global única podría estar en entredicho. Las crecientes restricciones que aplica China al uso de la red y la internacionalización de sus compañías tecnológicas podrían provocar la fragmentación de Internet en dos redes con regulaciones y servicios totalmente diferenciados entre sí, uno liderado por EE.UU. y las compañías de Silicon Valley y otro en manos de Pekín y sus principales empresas tecnológicas.

Este fenómeno, denominado splinternetpodría producirse tan pronto como en los próximos 5 años, según ha defendido en el último Foro Económico Mundial de Davos (Suiza) el inversor chino Kai-Fu Lee, el CEO del fondo chino de capital riesgo Sinovation Ventures. En declaraciones a la cadena estadounidense CNBC, Lee ha previsto que en próximo lustro las apps y servicios de compañías chinas y estadounidenses se repartirán Internet a partes iguales.

Estados Unidos y China definen su espacio online de influencia

Kai-Fu Lee no es el único experto que ha advertido de la fragmentación de Internet. Hace unos meses el ex CEO de Google, Eric Schmidt, ya predijo que China crearía su propia red en 2028, destinada no solo al gigante asiático, sino también a los 60 países implicados en su iniciativa Belt and Road, un plan económico y comercial para enlazar Asia, Europa y África, en el que España participa desde 2015 como inversor en el Banco Asiático de Inversión en Infraestructuras.

Leer más: Europa, sin rumbo claro frente a la digitalización americana y china

Lee, que ha ejercido previamente como director de Google en China, ha señalado que su predicción no augura un Internet meramente chino frente a otro para el resto del mundo, sino dos bloques de similar tamaño. "Mientras que las apps chinas han sufrido para entrar en EE.UU., la Unión Europea y los países anglófonos, creo que han tenido una rápida aceptación en India, el sudeste asiático, Sudamérica y Oriente Medio", ha asegurado Lee a la CNBC.

"En 5 años, si miras los teléfonos de todos los habitantes del planeta y cuentas cuantas apps chinas y americanas tiene cada uno, creo que el recuento quedaría en un empate", ha añadido Kai-Fu Lee. El inversor chino ha señalado que la internacionalización de compañías chinas como Alibaba o Tencent en países como Indonesia, Malasia o Filipinas refuerza su penetración en esos mercados.

China podría adelantar a EE.UU. en inteligencia artificial

El CEO de Sinovation Ventures también ha pronosticado que en los próximos 5 años China podría convertirse en la potencia dominante en el terreno de la inteligencia artificial. Lee asegura que, pese a que EE.UU. es actualmente el país líder en investigación en este sector, Pekín "está avanzando en la implementación de la tecnología de inteligencia artificial".

Por ello, Kai-Fu Lee prevé que el gigante asiático supere a EE.UU. en 5 años si mantiene su trayectoria actual. "China tiene más datos, más usuarios, más uso por datos y hay políticas gubernamentales abiertamente a favor de la inteligencia artificial", ha destacado Lee a la CNBC, señalando la puesta en marcha de su plan Made in China 2025, en el que se ponen en marcha iniciativas para asegurar que China liderará esta tecnología en 2030.

De hecho, el desarrollo tecnológico chino y su aplicación práctica ha dado lugar a varias propuestas que han causado polémica en Occidente. Una de esas medidas es el sistema de crédito social, por el que aspira a clasificar a los ciudadanos chinos en función de su comportamiento y otorgarles derechos según su calificación, que se suma a otras iniciativas de control social, como la aplicación para denunciar a morosos.

Leer más: Descuentos en hoteles y mejores tipos de interés: el controvertido sistema de crédito social chino no va solo de castigar a la gente

Además, el Gobierno chino también cuenta con otras medidas que generan preocupación fuera de sus fronteras, como el programa de desarrollo de aplicaciones militares a partir de inteligencia artificial para competir en este terreno con EE.UU. o las leyes locales de censura online a las minorías étnicas en el país asiático.

En el mismo Foro de Davos en el que Kai-Fu Lee ha advertido sobre un Internet dividido en 2, el magnate George Soros aprovechó su discurso anual ante los asistentes al evento para alertar del peligro que supone China y su desarrollo tecnológico para las libertades civiles y las sociedades abiertas. Además, Soros criticó el papel de las grandes tecnológicas occidentales como facilitadoras de tecnología al gigante asiático para aseguran su control social.

Y además