Pasar al contenido principal

Esta startup cree que puede solucionar la desigualdad del planeta con un videojuego

Startup
Getty Images
  • Una novedosa iniciativa de una empresa permite a cualquier startup participar en un videojuego online para presentar sus proyectos a inversores, que son quienes deciden a los ganadores.
  • Cada mes, se desarrolla un torneo online en el que pueden participar todo tipo de proyectos: desde empresas de nuevo cuño a investigaciones científicas o novelas.
  • Entre los jueces se encuentras varios inversores de éxito como Marc Andreessen, el cofundador de Stripe, Patrick Collison, o el economista Tyler Cowen.

Uno de los grandes problemas de la Humanidad es la desigual distribución de la riqueza: la semana pasada, un informe de Oxfam desvelaba que las 26 personas más ricas del planeta acumulaban la misma riqueza que la mitad más pobre del mundo, unas 3.700 millones de personas.

Por eso, desde el ámbito empresarial existen cada vez más iniciativas relacionadas con la igualdad en el reparto de la riqueza, que pretenden complementar las medidas sociales y económicas de la esfera gubernamental. Una de las últimas: Pioneer, que ha creado un videojuego para seleccionar a las startups que acabarán con la desigualdad en el mundo.

O eso es lo que asegura la empresa, que organiza mensualmente un torneo online abierto a cualquier proyecto —desde una startup, una ONG o una investigación científica, hasta una novela— que pretenda mejorar el equilibrio de la riqueza en el mundo, tal y como explica este artículo de Inc.

Leer más: Todas las ayudas para autónomos, emprendedores y pymes que puedes solicitar según la comunidad autónoma en la que vivas

Al final de cada mes, la docena de organizaciones más valoradas por los demás participantes pasan a la fase final, en la que un jurado decide al ganador o ganadores: en este caso, el premio es la propia elección de los jueces que, o bien son inversores, o bien representan un puente hacia la financiación.

Entre los jueces se encuentras varios inversores de éxito como Marc Andreessen, el cofundador de Stripe, Patrick Collison, o el economista Tyler Cowen.

Entre los ganadores de la segunda edición del torneo, anunciados la semana pasada, se incluyó a un joven de 24 años de Ghana que está creando una plataforma de contratación de profesionales online, dos jóvenes de la India que están desarrollando un asistente de conducción digital, o un periodista de Malasia que escribe sobre la vida temprana de los grandes genios de la Historia.

Premios en metálico y una apuesta por el networking

Daniel Gross, antiguo empleado de Apple y creador de Pioneer, compara a los ganadores con X-Men: "personas extrañas y poderosas que realmente no encajan donde están". De hecho, sus referencias a la ficción son amplísimas y no esconde que una de sus inspiraciones para el torneo es El juego de Ender, la famosa novela de Orson Scott Card que se llevó al cine en 2013 con Harrison Ford, Ben Kingsley y Asa Butterfield como protagonistas.

El premio que recibe cada ganador en el torneo de Pioneer es de 1.000 dólares —unos 880 euros— en metálico y un billete de avión a San Francisco, donde pueden conocerse entre sí y relacionarse con potenciales mecenas. La propia Pioneer es uno de los inversores potenciales en el evento.

Se trata de una fórmula que garantiza una oportunidad de oro para los participantes, pero que también asegura a Pioneer una posición de poder en el caso de que un proyecto tenga éxito: participando en el torneo, uno de los requisitos es aceptar que Pioneer tiene derecho a invertir hasta 100.000 dólares —unos 88.000 euros— junto con otros inversores en cualquier ronda de financiación, con una inversión limitada al 20% de dicha ronda.

Leer más: 5 frases de Warren Buffet para ser un buen inversor

"No creo que necesitemos dejar las cosas al azar. Solíamos hacerlo en la era anterior a Internet [...], pero ahora podemos eliminar la suerte de la ecuación y, si tienes el talento y la ambición, puedes alcanzar el éxito", resume Gross.

"Si el sistema funciona, podría corregir un problema global como la distribución de Pareto [que establece que el 80% de la riqueza queda en manos del 20% de la población] de riqueza e ingresos. Si tenemos un sistema para identificar el talento joven en un estadio temprano y podemos aportar dinero para que alcance sus objetivos, básicamente habremos conseguido corregir el grave problema que tenemos hoy en día", explica.

La meritocracia, pues, se encarga del resto.

Te puede interesar