Las startups de la nube que se dispararon en la pandemia tienen ahora que luchar por su supervivencia

Una herramienta de productividad

Anthony Jackson para Business Insider

La startup de productividad Notion se ha convertido rápidamente en una de las empresas más atractivas de Silicon Valley, un boom que se aceleró drásticamente con la pandemia. Su software de trabajo "todo en uno" en la nube se ha convertido en un punto de referencia para las empresas tecnológicas, las empresas de capital riesgo e incluso los influencers de TikTok, que se han vuelto virales por utilizar el software para organizar su vida diaria. 

Pero el pasado mes de noviembre, el meteórico ascenso de Notion se vio eclipsado por la noticia de que Microsoft iba a lanzar un producto llamado Loop, que se parece mucho a Notion. Loop se incluye ahora en la suite de productividad insignia de la compañía, Microsoft 365, que incluye Word, Excel y Teams y que tenía más de 300 millones de usuarios de pago en abril de 2021.

La "clonación" de Notion no fue una gran sorpresa. De hecho, algunos incluso podrían haber anticipado el movimiento, que se ha vuelto relativamente común entre los gigantes tecnológicos cuando se enfrentan a la competencia emergente. El software empresarial destinado al mundo del trabajo, en particular, es un ámbito que ha estado dominado durante mucho tiempo por unos pocos titanes, pero en los dos últimos años se ha producido una explosión de empresas emergentes que buscan hacerse con su cuota de mercado.

Debido en gran parte a la pandemia, nuevas empresas como Miro, Airtable y Notion consiguieron una financiación y unas valoraciones sin precedentes, justo cuando las empresas estaban dispuestas a arriesgarse con nuevos programas para potenciar sus plantillas que, de repente, pasaron a trabajar a distancia. Su uso se disparó, revolucionando el sector. 

Sin embargo, estas startups se enfrentan ahora a un momento crítico. Justo cuando la presión por estar a la altura de sus altísimas valoraciones se hace sentir, muchos clientes están buscando recortar gastos en plena desaceleración del mercado. Según los expertos, es probable que las herramientas de las empresas más pequeñas y nuevas sean las primeras en ser recortadas, lo que devolverá la ventaja a las grandes empresas. 

Algunos de los recién llegados han realizado recientemente despidos, y los que no puedan cumplir las expectativas corren el riesgo de ser absorbidos, lo que favorecerá aún más a las grandes empresas.

Las startups quieren ahorrar costes en la nube para sobrevivir, pero los inversores advierten de las nefastas consecuencias de un recorte excesivo

"Los compradores están empezando a tomar decisiones estratégicas más intencionadas en torno a lo que es una plataforma principal y lo que es una aplicación que se va a conectar a ella", explica a Business Insider Chris Marsh, analista de la empresa de investigación de mercados 451 Research. 

Las herramientas de productividad que se han hecho con nuevos nichos o que son capaces de automatizar procesos y ayudar a las personas a colaborar de forma asíncrona tienen todavía una gran oportunidad de competir, según analistas e inversores. Sin embargo, el listón para el éxito será mucho más alto.

Ofrecer plataformas completas da ventaja a las suites de productividad consolidadas

Jody Shapiro, CEO y fundador de la startup de software Productiv, que ayuda a las empresas a analizar los servicios que utilizan sus empleados, explica a Business Insider que recientemente ha visto un cambio en la forma en que sus clientes piensan en su software laboral.

El entusiasmo inicial por cambiar a la modalidad de trabajo a distancia al principio de la pandemia llevó a las empresas a gastar mucho en herramientas de software sin pasar por el típico proceso de adquisición, afirma. Pero ahora se están volviendo más estratégicas, tratando de eliminar el solapamiento y cuestionando qué herramientas necesitan realmente. 

Para muchas empresas, puede ser difícil justificar el coste de las herramientas por separado cuando las suites ofrecen mucho de lo que necesitan bajo un mismo paraguas. Además, herramientas como Asana, Smartsheet y Notion suelen ser utilizadas por equipos más pequeños dentro de las empresas y no por toda la base de empleados, por lo que es más fácil recortarlas.

Es más, una encuesta realizada en 2021 por Survey Monkey a 252 responsables de la toma de decisiones de TI reveló que el 54% citó el ahorro de costes como la principal razón para considerar a un proveedor de software emergente en lugar de las empresas más establecidas. Esto sugiere que, incluso antes de la recesión, muchas empresas buscaban ofertas alternativas como una forma de ahorrar -no de gastar- dinero.

El hecho de que sea mucho más fácil recortar una sola herramienta que una suite con todo incluido no sólo ofrece una ventaja a los gigantes del software como Microsoft, Google, Salesforce y Cisco, sino que también muestra que adoptar una estrategia de plataforma puede ser clave para las empresas de software emergentes que compiten para convertirse en esenciales. 

"Las mejores empresas del mercado se convierten en empresas multiproducto", o "no suelen ser capaces de hacer otras cosas, por lo que son adquiridas", afirmó en su día Alex Zukin, analista de Wolfe Research, a Business Insider.

25 años de ecosistema emprendedor en España: la burbuja de las 'puntocom', el invierno nuclear y las startups que sobrevivieron a la criba

Al preguntar por el lanzamiento por parte de Microsoft de ese producto similar a Notion, Loop, un portavoz de la compañía se limita a recordar la estrategia de la plataforma. "La gente necesita más que una sola aplicación para hacer su trabajo. Microsoft 365 es un conjunto integrado de herramientas de productividad y colaboración que funcionan conjuntamente, lo que supone un ahorro de costes y una mayor comodidad para los clientes en lugar de tener que reunir varias aplicaciones para crear una solución completa", explica el portavoz a Business Insider

En el momento del lanzamiento de Loop, el CEO de Notion, Ivan Zhao, señaló a Business Insider que tienen "la misión de permitir que todo el mundo utilice el software exactamente como quiera. Es un largo viaje y estamos sólo al principio".

La estrategia de plataforma es ahora palpable en todo el sector de la productividad, ya que las empresas que tuvieron un gran auge durante la pandemia están adoptando diversos enfoques para convertirse en plataformas. Zoom, por ejemplo, está aprovechando su impulso para crear otros productos como el servicio telefónico en la nube, la tecnología de salas de conferencias y una tienda de aplicaciones. 

Slack, por otro lado, optó por unirse a una plataforma dominante cuando fue comprada por Salesforce por 27.700 millones de dólares en 2020, formando una entidad combinada que ha podido competir mejor contra su rival Microsoft. 

Además, otros competidores en el sector están utilizando integraciones para actuar más como plataformas y convertirse en piezas más grandes de los flujos de trabajo diarios de sus clientes. Miro se integró con Google Workspace para impulsar la pizarra virtual en Google Meet, y Figma anunció recientemente una integración con Microsoft Teams.

"Es cada vez más importante que las empresas de software tengan la capacidad de convertirse en una plataforma más grande", señalaron los analistas de RBC en una nota de 2021. "De lo contrario, corren el riesgo de no poder ganar una tracción significativa más allá de un cierto umbral".

 

Las startups que construyan nuevas categorías tienen más probabilidades de sobrevivir

Aunque la recesión complica el crecimiento de las startups de productividad y colaboración, los expertos dicen que no es una tarea imposible. Muchas de las startups de productividad más populares abordan problemas de colaboración que no se resuelven con las herramientas de software existentes o están creando nuevas categorías de herramientas de trabajo. 

Herramientas como Notion y Coda, por ejemplo, están transformando la colaboración de documentos y la gestión de proyectos, al tiempo que añaden funciones de automatización para facilitar tareas sencillas. Empresas como Miro, Figma y Canva están creando una nueva categoría de herramientas de colaboración visual dirigidas a equipos de trabajo en remoto. 

Para muchas empresas, una herramienta de pizarra virtual como Miro se está convirtiendo en una tercera herramienta esencial para la productividad y la colaboración, junto con Slack y Zoom, afirma Rich Wong, socio de Accel. 

Esto es incluso cierto dentro de la propia Salesforce. "Slack es el centro de nuestro Cuartel General Digital, así que me uniré a una Junta con mi equipo mientras elaboro una hoja de ruta del producto en Miro. Podemos grabar un vídeo para compartirlo en el canal de Slack de nuestro equipo para una colaboración asíncrona", explica Andy White, vicepresidente senior de tecnología empresarial de Salesforce, propietaria de Slack. 

Los vientos de compras de startups y consolidación llegan atenuados a España, una tendencia que podría acelerarse si hay compañías con problemas para financiarse

Aunque estas herramientas existían antes de la pandemia, eran de nicho, y fue el impulso al trabajo a distancia lo que las "generalizó" y "encontró un montón de nuevos casos de uso", afirma Marsh, de 451 Research.

Sin embargo, algunas de estas startups todavía tienen que hacer algunos esfuerzos de "creación de categoría" antes de que puedan despegar realmente fuera de la industria tecnológica, añade.

Aunque la mayoría de la gente está familiarizada con herramientas como los documentos de Word, las presentaciones de PowerPoint, el correo electrónico y, ahora, incluso la mensajería en el puesto de trabajo y las videoconferencias, muchas startups están creando categorías completamente nuevas de software. Las herramientas de pizarra y documentos inteligentes como Miro y Figma tienen que vender a los clientes no sólo sus productos, sino nuevas formas de trabajar.

También está la cuestión del reconocimiento de la marca y del producto, que es otra de las principales ventajas de los actores de la suite como Microsoft, Salesforce y Google. Estas empresas no sólo han dominado el mercado del software para el lugar de trabajo durante décadas, sino que también son algunas de las empresas más reconocidas del mundo. 

De hecho, es más probable que los compradores adquieran software de un proveedor con el que están familiarizados, según un estudio de Gartner, lo que supone un gran reto para las startups. 

También está por ver qué empresas saldrán ganando en esas nuevas categorías, sobre todo porque las empresas más grandes copian funciones y los despidos afectan al sector.

Lo que necesitas saber para estar informado

Lo que necesitas saber para estar informado

¿Te gusta lo que lees?

Comienza tu día sabiendo qué piensan y qué les preocupa a los ejecutivos de las principales empresas del mundo con una selección de historias enviada por Business Insider España a primera hora cada mañana.

Recibe la newsletter

Además de la "clonación" de Notion por parte de Microsoft, Zoom ha añadido su propia herramienta de pizarra virtual. Loom y Hopin, aplicaciones para la comunicación por vídeo y los eventos virtuales, respectivamente, despidieron recientemente a su personal tras el auge de la pandemia. Ambas se enfrentan también a la creciente competencia de Slack y Zoom, que han añadido funciones similares. 

Estas dinámicas también hacen que no esté claro qué nuevas herramientas pueden llegar a ser empresas independientes y cuáles serán adquiridas, según Marsh.

En última instancia, "las empresas que construyan productos que los usuarios amen masivamente son las que van a ganar", sentencia a Business Insider Sandeep Bhadra, socio de Vertex Ventures.

Otros artículos interesantes:

Las 15 grandes operaciones de los últimos 25 años en el ecosistema emprendedor español

Los beneficios estratosféricos de los perfiles tecnológicos están llegando a su fin

De la euforia a los despidos: los gigantes tecnológicos afrontan lo que queda de año con el reto de mejorar la productividad perdida

Te recomendamos