Pasar al contenido principal

Telefónica cae en bolsa arrastrada por un informe negativo de JP Morgan

José María Álvarez-Pallete
Telefónica

Las acciones de Telefónica han cerrado este miércoles 12 de septiembre con una caída de un 1,62% hasta los 6,68 euros por títulos tras conocerse un informe negativo sobre la valoración de la acción. El análisis de JP Morgan reduce en un 27% la valoración de la teleco. 

Los analistas del banco de inversión reducen el precio objetivo hasta los 6,2 euros recortando la recomendación sobre el valor a infraponderar desde neutral. La reducción de hoy es la segunda después de que en junio situara el precio de la acción en los 8,5 euros. 

La valoración de estos expertos supone un potencial de bajada de alrededor del 9% respecto al cierre del martes de la acción cuando el título acabó en los 6,79 euros por título. Esta valoración es la más baja de las emitidas últimamente sobre la compañía de las telecomunicaciones. 

Leer más: Estos son los desafíos y las debilidades de Telefónica

A este informe se suma el recorte reciente de valoración de Goldman Sachs que redujo recientemente el precio objetivo de Telefónica a los 7 euros frente los 7,7 euros de la valoración anterior, según informa Bolsamanía. 

Las dudas de los analistas

Las dudas de los analistas sobre la teleco llegan en un momento en el que las acciones de Telefónica han vivido varios castigos de los mercados ya habían llegado a cotizar la semana pasada por debajo de los siete euros lo que les colocaba en niveles de 2002.

Tras este último informe, las acciones de Telefónica ha llegado a caer durante la sesión de este miércoles a niveles que no habían visto desde la entrada del euro cuando se colocaron por debajo de los 6,65 euros, según informa Europa Press. Finalmente han cerrado en 6,68 euros. Esto lleva a que la capitalización de la empresa baje hasta el sexto lugar del Ibex por detrás de firmas como BBVA o Amadeus. 

En este sentido, el presidente de la compañía, José María Álvarez-Pallete aseguraba este martes que la situación era muy difícil de explicar.  "Nosotros no nos resignamos ni nos conformamos porque lo que estamos construyendo es una compañía de telecomunicaciones para los próximos 20-30 años y consideramos que la compañía hoy es mucho más fuerte que lo que era hace cinco o diez años por esa transformación que hemos visto", apuntaba. 

En cualquier caso, ha admitido que "está claro que en la percepción de los inversores es el (sector) que peor se está comportando en bolsa en los dos últimos años". "No sólo Telefónica, todo el sector", añadía. 

Te puede interesar