Elon Musk admite que los problemas de suministro y la escasez global de chips han provocado dificultades "insanas" para Tesla

Elon Musk
Elon Musk

NurPhoto/Contributor/Getty Images

  • Elon Musk ha asegurado en la conferencia con analistas tras los resultados del primer trimestre de Tesla que la compañía ha tenido muchos problemas con la cadena de suministro.
  • El fundador de la compañía ha señalado la escasez mundial de chips, los retrasos en el transporte marítimo y las restricciones por la pandemia en China.
  • Los problemas en las cadenas de suministro han afectado a varias compañías, provocando escasez y aumento de precios.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Elon Musk ha reconocido durante la conferencia con analistas tras los resultados del primer trimestre de Tesla, que la compañía ha afrontado muchos problemas con la cadena de suministro en este arranque de 2021.

Musk ha admitido que han tenido "dificultades insanas" con su cadena de suministro en el trimestre. "Hemos tenido algunos de los problemas más complicados en toda la vida de la compañía" ha afirmado.

El consejero delegado ha admitido que entre sus mayores problemas ha estado la escasez global de chips, que ha afectado en gran medida a la industria automovilística, así como el retraso en el transporte marítimo de mercancías ha afectado a sus objetivos de producción.

En febrero, Tesla tuvo que detener brevemente la producción del Model 3 en su planta de California (Estados Unidos) debido a problemas en el suministro por retrasos en mercancías que les llegaban por mar y por el temporal de nieve que retrasó los componentes que llegaban por tierra.

Los errores de cálculo por la pandemia agravaron la escasez de semiconductores: "Redujimos las proyecciones con la crisis financiera como modelo, pero la demanda fue muy resistente"

La escasez global de semiconductores ha causado estragos en las industrias tecnológica y automovilística. En enero Bloomberg informó de que las compañías del sector automotor podían perder hasta 61.000 millones de dólares (50.500 millones de euros) en facturación por este motivo.

Muchos fabricantes se han visto obligados a parar sus fábricas y priorizar aquellos modelos que les reportan más beneficios por este motivo. Los chips suponen aproximadamente el 40% de los costes de producción de un nuevo coche, según un informe de la consultora Deloitte, ya que se utilizan para los sistemas de navegación, la conectividad bluetooth y los sistemas de alerta ante colisión.

Mush también ha admitido que Tesla ha sufrido problemas con su producción en China, debido a las restricciones en el país por la pandemia, lo que ha complicado la llegada de ingenieros a la planta de la compañía.

El retraso en las entregas marítimas por la escasez de contenedores también ha afectado a Tesla.

Zach Kirkhorn, director financiero de la empresa, ha asegurado que la compañía está experimentando unos altos costes de transporte, pese al "tremendo trabajo" del equipo y de sus proveedores en mantener las fábricas en marcha.

"Continuamos trabajando pese a la inestabilidad de la cadena de suministro global, particularmente por el tema de los semiconductores y las capacidades portuarias", ha explicado.

Los costes de envío de China a Europa se triplican: así es la amenaza para el suministro de bienes

El retraso de las mercancías en los puertos y la escasez de contenedores ha provocado retrasos a muchas compañías, así como ha generado un incremento de los costes de transporte y cierta escasez en algunos bienes. Los retrasos en los puertos del sur de California (Estados Unidos) ha provocado que casi 20 buques hayan tenido que esperar semanas para atracar y descargar sus mercancías.

De hecho, en este mismo año otras compañías como Nike, Costco, Toyota, Honda o Samsung han admitido que los problemas de suministro han afectado a sus resultados del primer trimestre y probablemente tendrán impacto en el resto del año. La semana pasada, varias compañías, incluyendo a Procter & Gamble o Coca-Cola, anunciaron que subirían precios para paliar el incremento de costes del transporte.

Pese a todo, Tesla batió su récord de entregas en un trimestre con 184.877 vehículos, impulsado por la gran demanda de vehículos eléctricos en China, y obtuvo un beneficio de 0,93 dólares por acción, por encima de los 0,80 dólares esperados por Wall Street.

Otros artículos interesantes:

La escasez global de chips está causando estragos en muchos sectores, de los coches a las videoconsolas: estas son las industrias más afectadas

Los costes de envío de China a Europa se triplican: así es la amenaza para el suministro de bienes

Tesla vuelve a superar las expectativas de Wall Street con sus beneficios del primer trimestre, en el que batió su récord de coches entregados

Te recomendamos

Y además