Esto es todo lo que puedes hacer con un poder notarial

Qué es un poder notarial
  • Si quieres realizar gestiones en representación de otra persona, debes contar con el pertinente documento que acredite esa condición.
  • Los poderes notariales permiten abrir o cancelar una cuenta, cobrar un cheque a nombre de un tercero o tramitar un testamento en el banco.
  • Descubre más historias en Business Insider España

Hace tiempo que los servicios financieros onlineempezaron a desplazar a la atención presencial que se dispensaba antaño en las ventanillas de las sucursales. Aunque todavía hay personas que se aferran a esa relación cara a cara, sobre todo en los segmentos de población de mayor edad, las apps de los bancos son la vía más recurrente para acceder a una cuenta y efectuar operaciones. Además de la propia evolución tecnológica, que marca un hito prácticamente a diario, se une el empujón digital que el COVID-19 le ha dado a la banca

A pesar de todo ello, sigue habiendo hueco para herramientas que podrían denominarse tradicionales, por ejemplo, el poder notarial bancario. A continuación te contamos qué es, las operaciones que permite llevar a cabo al autorizado y cómo se ha adaptado este instrumento al escenario digital actual. Porque, si tenías dudas al respecto, sí, los poderes notariales también pueden ejercerse por medio de firma electrónica, al ser esta reconocida por los notarios.

Qué es un poder notarial

Aunque se trata de un concepto sencillo, el primer paso es aclarar a qué nos estamos refiriendo. Un poder es un documento público autorizado por un notario que permite a una persona o empresa designar a otro como su representante para que actúe en su nombre en determinados actos jurídicos. El segundo deberá acreditar su cualidad de apoderado mediante la exhibición de la copia autorizada de ese permiso, tal como explican desde el Consejo General del Notariado.

Qué es un poder notarial bancario

De manera más concreta, cuando ese documento se expide para efectuar gestiones en entidades financieras, hablamos de un poder notarial bancario. Este autoriza al designado a realizar determinados trámites en nombre de un tercero. En todo caso, al igual que sucede en otros ámbitos, es necesario acreditar por escrito o digitalmente las facultades que se delegan. 

Como es lógico, resulta aconsejable, si vas a investir a otra persona del poder de actuar en tu nombre frente a una entidad financiera, que sea alguien de tu confianza.

Cómo ahorrar hasta 4.000 euros al año en facturas del hogar simplemente eligiendo mejor tu proveedor de servicios

¿Comisión bancaria en los poderes notariales?

Por descontado, una vez presentado el correspondiente poder, la entidad financiera procederá a su bastanteo, es decir, a la verificación de la identidad del representante. Esta comprobación puede significar el cobro de una comisión.

Operaciones en el banco con un poder notarial

La citada especificación de las posibilidades que quedan en manos del apoderado es la que marca el límite sobre lo que puede o no llevar a cabo como representante. En otras palabras, las operaciones que pueden realizarse en el banco mediante un poder las explicita quien concede el permiso de actuación y quedan registradas ante notario (de ahí, obviamente, proviene su denominación). No obstante, las gestiones más habituales que incluyen los poderes notariales bancarios son las siguientes:

  1. Abrir una cuenta bancaria o cancelarla es uno de los clásicos. Con el poder notarial lleva prácticamente el mismo tiempo que le supondría al representado por sí mismo.
  2. Cobrar un cheque que se encuentre consignado a nombre de un tercero es igualmente posible a través de poderes notariales bancarios. La situación más común en este campo se produce cuando el poderdante reside en el extranjero.
  3. Tramitar un testamento en el banco, también si es digital.

Donación o herencia, ¿cuál es la mejor forma de dejar la casa a los hijos?

Límites del poder notarial

Aunque varían en función de cada caso, las facultades otorgadas al autorizado son únicamente las firmadas ante notario, como ya se ha señalado. Dicho de otro modo, el poder no es, ni mucho menos, una carta blanca. De la misma manera, el poderdante tiene libertad para revocar el permiso concedido en cualquier momento.

Los poderes notariales y la firma digital

Finalmente, volviendo al tema de la digitalización, es preciso destacar que la firma electrónica reconocida entre notarios permite remitir telemáticamente y de manera inmediata copias autorizadas de poderes entre diferentes notarías sin que sea necesaria la remisión del documento en papel, ahorrando así un tiempo valioso en el otorgamiento de la escritura en la que intervendrá el apoderado, concluyen desde el Consejo General del Notariado.

Así que, si necesitas que otra persona realice un trámite bancario en tu nombre, procurando que sea siempre de alguien de tu entera confianza, el poder notarial es la herramienta adecuada para ello.

Otros artículos interesantes:

Estas son tus salidas cuando no puedes pagar el préstamo que pediste

Estos son los 56 trámites que ya puedes hacer con la Seguridad Social vía SMS

Cuánto tarda en llegar una transferencia en cada banco

Te recomendamos