Toyota compra por 456 millones de euros Level 5, la división de coches autónomos de Lyft, el gran rival de Uber en Estados Unidos y Canadá

Vehículo autónomo de la filial de Lyft, Level 5, comprada por Toyota, en Palo Alto (California, EEUU).
Vehículo autónomo de la filial de Lyft, Level 5, comprada por Toyota, en Palo Alto (California, EEUU).

Reuters/Jane Lee

  • Toyota ha comprado a Lyft su departamento de coches autónomos, Level 5, por 456 millones de euros (550 millones de dólares).
  • El fabricante japonés ha cerrado la operación a través de Woven Planet, una filial creada este 2021 para investigación en conducción autónoma, que ya invirtió en la empresa de entregas a domicilio con vehículos autónomos Nuro.
  • La venta permite soltar lastre a Lyft, el gran rival de Uber en Estados Unidos y Canadá, que perdió un 35% de su facturación en 2020 por el impacto de la pandemia.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Toyota ha comprado Level 5, el departamento de coches autónomos de Lyft, la compañía estadounidense de vehículos con conductor que es el gran rival de Uber en Estados Unidos y Canadá, en una operación de 550 millones de dólares (456 millones de euros) realizada a través de una de las filiales del fabricante japonés, Woven Planet.

Woven Planet es el nombre que Toyota decidió dar a su instituto de investigación y desarrollo avanzado para tecnologías de conducción autónoma (Toyota Research Intitute -Advanced Development, Tri-Ad) a partir de enero de 2021, cuando anunció la constitución de esta compañía con 760 empleados y dividida en dos filiales, Woven Core sobre conducción autónoma y Woven Alpha, destinada a buscar nuevas áreas de expansión de negocio e incubar proyectos de innovación. 

Al frente de esta empresa puso a James Kuffner, un especialista en robótica que trabajó en Google entre 2009 y 2016 impulsando su división de conducción autónoma, que cuenta en la filial de Toyota con un fondo de 800 millones de dólares (663 millones de euros) para invertir en compañías tecnológicas.

Esta nueva filial de Toyota, que ya había invertido anteriormente en la compañía californiana de vehículos sin conductor para reparto Nuro añade ahora la compra de la división de vehículos autónomos de Lyft, para lo que desembolsará 200 millones de dólares una vez se cierre el acuerdo y otros 350 millones durante un periodo de 5 años, según ha revelado Toyota. La transacción se completará durante el tercer trimestre de 2021.

Toyota presenta su asistente a la conducción en sus dos últimos modelos, con aprendizaje automático y actualizaciones inalámbricas

Level 5, fundada en julio de 2017, lleva desde marzo de 2018 probando sus sistemas de conducción autónoma en las carreteras de California (Estados Unidos), para lo que aprovecha la información que generan los conductores de los vehículos de Lyft. Cuenta con un equipo de 400 trabajadores repartidos entre Palo Alto (California, EEUU), Múnich (Alemania) y Londres (Reino Unido), que se integrarán en la filial de Toyota.

"Este acuerdo será clave para unir a las personas, los recursos y la infraestructura que nos permitirá transformar el mundo en el que vivimos a través de las tecnologías de movilidad", valoró Kuffner a través de un comunicado.

El acuerdo incluye que Woven Planet utilice los datos de los vehículos de Lyft para continuar la investigación en vehículos eléctricos, mientras que Lyft podrá utilizar los avances de la investigación de la compañía para su equipo de vehículos autónomos.

Lyft suelta lastre después de ver caer sus ingresos un 35% en 2020 por la pandemia

La operación supondrá un ahorro de 100 millones de dólares anuales para Lyft, al reducir sus gastos en investigación y desarrollo, dentro de la estrategia de la empresa de vehículos con conductor para reducir el impacto de la pandemia, que provocó una merma del 35% de sus ingresos en 2020, cuando facturó 2.400 millones de dólares frente a los 3.600 del año anterior y tuvo pérdidas netas de 1.800 millones de dólares.

Este mapa muestra en qué países están Uber, Cabify y otras VTC de todo el mundo

"Asumiendo que esta transacción se cierre en el tiempo previsto y que continúe la recuperación de la pandemia, tenemos confianza en que podamos obtener un ebitda (resultado neto) ajustado positivo en el tercer trimestre del año", aseguró el cofundador y presidente de Lyft, John Zimmer.

Lyft salió a Bolsa en 2019 con una fuerte subida que le situó en los 78 dólares por acción, pero el inicio de la pandemia le hizo caer hasta el suelo de los 20 dólares, que ha ido recuperado a raíz del progreso de la vacunación hasta ponerse en el entorno de los 63 dólares por título.

LEER TAMBIÉN: Toyota presenta su asistente a la conducción en sus dos últimos modelos, con aprendizaje automático y actualizaciones inalámbricas

LEER TAMBIÉN: Las grandes oportunidades de inversión que se esconden tras la revolución del coche autónomo, más allá de los vehículos: qué empresas y sectores pueden generar más rentabilidad

LEER TAMBIÉN: Lyft es poco rentable, perdió 911 millones el pasado año: así les fue a otras compañías poco rentables después de salir a bolsa

VER AHORA: Desde personas en paro desesperadas hasta multinacionales del crimen: los perfiles de ciberdelincuente más comunes, según el CEO de Buguroo