Pasar al contenido principal

Trump prometió eliminar la deuda pública de EE.UU. en 8 años, pero su proyecto de presupuestos muestra que va en la dirección contraria

President Donald Trump holds up a chart showing the US national debt during a campaign rally in 2016.
El presidente de EE.UU., Donald Trump Getty Images
  • El presidente de EE.UU., Donald Trump, ha publicado su propuesta de presupuesto anual este lunes.
  • Aunque estas cuentas son solo una declaración de principios que será probablemente sometida a cambios drásticos por parte del Congreso, el documento revela los planes de Trump y de la Casa Blanca.
  • El presupuesto asume que el déficit anual superará el billón de dólares el año que viene y que EE.UU. continuará aumentando su deuda pública hasta 2029.
  • En 2016, Trump prometió eliminar completamente la deuda pública de EE.UU. si conseguía estar en el poder ocho años. 
  • El presupuesto da a entender que la Casa Blanca considera que esa promesa no es realizable.

En abril de 2016, el entonces candidato a la presidencia Donald Trump prometió durante una entrevista con The Washington Post que acabaría con la deuda pública de EE.UU. de 19 billones de dólares (16,8 billones de euros) en "un periodo de 8 años".

Pero el último proyecto de presupuestos de Trump, publicado este lunes, revela que, en lugar de reducir la histórica deuda pública de EE.UU., el presidente la está aumentando.

De acuerdo con estas cuentas, que son principalmente una declaración de principios y que muy probablemente serán sometidas a cambios significativos en el Congreso, el déficit presupuestario anual, que muestra la diferencia entre la previsión de ingresos del Gobierno y la de gastos, alcanzará 1,1 billones de dólares (en torno a 975.000 millones de euros) en los años fiscales 2019 y 2020.

Leer más: El mundo podría ahogarse bajo el peso de una monstruosa deuda de más de 214 billones de euros

EE.UU. solo ha cosechado un déficit anual de al menos un billón de dólares en 4 ocasiones, entre 2009 y 2012, mientras el país lidiaba con los catastróficos efectos de la crisis financiera.

En cambio, el proyecto de presupuesto de Trump asume que el déficit aumentará, incluso con una economía más fuerte. Pero las cuentas también prevén un gran incremento en el gasto militar, mientras que se estima que los ingresos queden muy por debajo de las expectativas debido a la ley de reforma fiscal impulsada por el Partido Republicano, conocida como Tax Cuts and Jobs Act (TCJA).

En su proyecto presupuestario para 2017, la Casa Blanca preveía un déficit de 488.000 millones de dólares (unos 432.000 millones de euros) para el año fiscal 2020. Pero la previsión de déficit para 2020 que figura en el nuevo proyecto que se presentó este lunes duplica las previsiones de 2017 por una caída de 337.000 millones de dólares en sus estimaciones de ingresos y un aumento de 276.000 millones de euros en las de gastos.

Los augurios sobre el déficit en el presupuesto de Trump mejoran con el tiempo. Así, para 2029, estima que el déficit anual caiga a 202.000 millones de dólares (algo más de 179.000 millones de euros), pero incluso con estas mejorías eventuales se da por seguro un aumento de la deuda que contradice la promesa de Trump de liquidarla.

Leer más: Trump llamó a Putin para darle las gracias por hablar bien sobre su política económica

Según un análisis del Comité para un Presupuesto Federal Responsable (CRFB), la reducción del déficit se basa en una serie de suposiciones optimistas sobre el crecimiento económico y los recortes de gasto.

"El presupuesto asume que el crecimiento real del PIB mantendrá una media de un 3% durante la próxima década. Esto es una previsión sustancialmente más alta que la del consenso de los analistas económicos, que auguran que el ritmo de crecimiento se aproximará más a un 2% anual durante la próxima década", según afirma el análisis del CRFB.

"Si desestimamos estas conjeturas sobre un rápido crecimiento, la deuda podría ser 2 billones de dólares (algo más de 1,8 billones de euros) más elevada en 2029. Y su ratio respecto al PIB alcanzaría el 85% o el 90%", señala el mismo análisis. 

Frecuentemente, los presupuestos presidenciales son más optimistas que otras proyecciones, por lo que las previsiones de color de rosa de Trump no se salen de ese guión. Pero la mayoría de presidentes no han prometido liquidar completamente la deuda del país en 8 años.

G. William Hoagland, vicepresidente del Centro de Política Bipartidista, aseguró en una declaración el lunes que el presupuesto de Trump no es una apuesta seria para reducir el déficit y lidiar con el peso de la deuda de EE.UU.

Leer más: Estos son los 18 países desarrollados con mayor deuda pública del mundo (y España está entre ellos)

"El presupuesto publicado hoy deja claro, sin embargo, que reducir el creciente déficit no está entre las prioridades de la Administración Trump. Y debería serlo", añadió Hoagland.

Aunque el presupuesto de Trump no es más que una lista de deseos, las proyecciones de déficit a corto plazo se alinean más o menos con las previsiones de la Oficina Presupuestaria del Congreso de EE.UU. (CBO).

De acuerdo con las últimas proyecciones presupuestarias del CBO, el déficit anual alcanzará 903.000 millones de dólares (por encima de 800.000 millones de euros) en 2020 y superará el billón de dólares (sobre 887.000 millones de euros) anuales en 2022. Al contrario que el presupuesto presidencial, el CBO no espera una bajada del déficit conforme pase el tiempo, y para el año fiscal 2029, el déficit anual previsto alcanzará 1,3 billones de dólares (1,15 billones de euros).

Te puede interesar