Pasar al contenido principal

Trump habría sugerido utilizar bombas nucleares para evitar que los huracanes lleguen a Estados Unidos

Trump reportedly suggested using nuclear bombs to stop hurricanes from striking the US
Associated Press
  • Según apuntan varios medios, el presidente Donald Trump sugirió lanzar bombas nucleares a los huracanes para evitar que causen daños en EEUU.
  • Trump manifestó su propuesta durante una reunión informativa sobre huracanes en la Casa Blanca, donde dijo: "Comienzan a formarse frente a la costa de África y luego se mueven a través del Atlántico, ¿por qué no podemos tirar una bomba dentro del ojo para desbaratarlo?".
  • Los rumores aseguran que las personas que estaban en la sala cuando Trump hizo la sugerencia se sorprendieron y pensaron: "¿Qué demonios?, ¿Qué hacemos con esto?"
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El presidente Donald Trump sugirió arrojar bombas nucleares contra los huracanes para evitar que causen daños en EEUU, según informó este domingo el medio de comunicación Axios.

El medio sostiene que el presidente sugirió la idea en múltiples ocasiones a altos funcionarios del Departamento de Seguridad Nacional y otros funcionarios de seguridad nacional.

Leer más: Trump cancela su viaje a Dinamarca después de que su primera ministra se negase a venderle Groenlandia

Una fuente presente en una reunión informativa sobre huracanes en la Casa Blanca declaró a Axios que Trump dijo algo como: "Lo entiendo, pero ¿por qué no los atacamos? Comienzan a formarse frente a la costa de África y luego se mueven a través del Atlántico, ¿por qué no podemos tirar una bomba dentro del ojo para desbaratarlo?".

Al parecer, la persona que informaba a Trump sobre el huracán respondió: "Señor, lo investigaremos". Pero la fuente agregó que cuando Trump repitió la sugerencia, la gente en la sala se sorprendió y pensó: "¿Qué demonios? ¿Qué hacemos con esto?".

Trump ya ha sido criticado por sus comentarios sobre desastres naturales

Gerald Herbert / AP

Trump se ha enfrentado a fuertes críticas por su respuesta a los desastres naturales, particularmente después de que el huracán María azotara a Puerto Rico en septiembre de 2017.

Casi 3.000 personas murieron como resultado de la tormenta. La isla entera fue declarada Zona de Desastre Federal después de que el huracán tocara tierra, y gran parte de la red eléctrica todavía se está recuperando del daño catastrófico.

Cuando Trump visitó la isla diezmada en 2017, dijo que el huracán no fue una " verdadera catástrofe ".

A raíz de la reacción pública generalizada a sus declaraciones sobre el huracán María, la administración de Trump se ha reforzado de cara a la temporada de huracanes este año.

Leer más: Un polémico vídeo de Trump riéndose ante la propuesta de 'disparar' a inmigrantes vuelve a emerger tras los tiroteos de Texas y Ohio

El Ejecutivo Trump ha ampliado su cobertura a los estados, proporcionado suministros adicionales y realizado simulacros para evaluar los tiempos de respuesta ante emergencias.

"Si un huracán toca tierra en los Estados Unidos este año, es probable que una comunidad que ya se está recuperando se vea afectada nuevamente", dijo el asesor de seguridad nacional Doug Fears". Eso significa que es una comunidad mucho más vulnerable porque no se ha completado todo el trabajo necesario para restaurarla o incluso fortalecerla".

Lanzar bombas nucleares en huracanes no es una idea nueva

NASA

Un alto funcionario de la administración al que se le informó sobre la sugerencia de Trump de bombardear huracanes dijo que el objetivo del presidente "no está mal". "Su objetivo, evitar que un huracán catastrófico golpee el continente, no es malo".

Esta no es la primera vez que se sugiere la idea: fue presentada por primera vez por un científico durante la era Eisenhower, pero los expertos coinciden ampliamente en que la idea no funcionará.

National Geographic publicó un artículo en 2017 explicando que, además de la sugerencia que el físico Robert Nelson etiquetó como "descabellada", la medida estaría prohibida en virtud de un tratado nuclear firmado entre los EEUU y la Unión Soviética.

La Administración Nacional Oceánica y Atmosférica también publicó una hoja informativa que decía que el enfoque "no funcionaría" y que las consecuencias radiactivas de la misma tendrían un impacto ambiental devastador.

Y además