Dara Khosrowshahi, CEO de Uber
Dara Khosrowshahi, CEO de Uber

Reuters

  • Uber podría cerrar temporalmente su servicio en California si un tribunal no anula una sentencia que obliga a la empresa a tratar a sus conductores como trabajadores y no como autónomos. 
  • La compañía ya ha apelado el recurso, pero tiene claro que si se hace efectivo sería "muy difícil cambiar rápidamente el modelo de negocio a tiempo completo", apunta Dara Khosrowshahi, CEO de Uber. 
  • Si la apelación no funciona, lo más probable es que el servicio cierre hasta noviembre, momento en el que los votantes del Estado decidan sobre la Proposición 22, que eximiría a los conductores de transporte y entrega ser considerados empleados. 
  • Uber ha argumentado que sus conductores prefieren trabajar como profesionales independientes, algo que el fiscal general de California, Xavier Becerra, considero un "argumento falso". 
  • Descubre más historias en Business Insider España

Tras la sentencia a Uber y Lyft en la que un juez obligaba a ambas compañías a tratar a sus conductores como trabajadores y no como autónomos, Uber podría cerrar temporalmente su servicio en California si un tribunal no la anula, según ha publicado CNBC.

El fiscal general de California y tres abogados de la ciudad entablaron la demanda contra las empresas en virtud de la nueva ley estatal, el Proyecto de Ley 5 de la Asamblea, que tiene como objetivo proporcionar beneficios a los trabajadores subcontratados (autónomos) que son fundamentales para el negocio de una empresa al clasificarlos como empleados. 

En su decisión de otorgar la medida cautelar, el juez rechazó la noción de que los conductores deben ser considerados fuera del curso de los negocios de las empresas, calificando la lógica como “un ejemplo clásico de razonamiento circular”. 

Leer más: Cabify y Uber redoblan su esfuerzo por sumarse al taxi pese al rechazo del sector: "Su modelo se basa en incumplir las normas que los demás seguimos"

La compañía ya ha apelado el recurso, pero tiene claro que si se hace efectivo sería "muy difícil cambiar rápidamente el modelo de negocio a tiempo completo", apunta Dara Khosrowshahi, CEO de Uber. 

Si la apelación no funciona, lo más probable es que el servicio cierre hasta noviembre, momento en el que los votantes del Estado decidan sobre la Proposición 22, que eximiría a los conductores de transporte y entrega ser considerados empleados. 

Uber ha argumentado que sus conductores prefieren trabajar como profesionales independientes, algo que el fiscal general de California, Xavier Becerra, considera un "argumento falso".

"Cualquier modelo de negocio que se base en estafar a los trabajadores para lograrlo probablemente no debería estar en ningún lado, ya sea en California o en cualquier otro lugar", explica el fiscal. 

LEER TAMBIÉN: Uber pierde 1.800 millones en el segundo trimestre, pero duplica su negocio de comida a domicilio

LEER TAMBIÉN: La CNMC interpondrá un recurso contra la exigencia de precontratar los coches de Cabify y Uber con 30 minutos de antelación en el País Vasco

LEER TAMBIÉN: Los empleados de Uber podrán trabajar desde casa hasta junio de 2021, y la empresa les dará 500 dólares para equiparse

VER AHORA: Todos los interrogantes sobre el coronavirus que siguen sin respuesta