Pasar al contenido principal

Un laboratorio analiza 15 cigarrillos electrónicos ilegales de cannabis y descubre que 13 de ellos contenían un aditivo peligroso para la salud

Cartucho de vaporizador
Ben Gilbert/Business Insider
  • En una prueba de vaporizadores de cannabis realizada por NBC News, 15 de los 15 cartuchos ilegales contenían un fungicida que, al quemarse, tiende a transformarse en cianuro de hidrógeno, un veneno extremadamente peligroso.
  • Todos los cartuchos legales que se examinaron se consideraron seguros.
  • Además del fungicida, 13 de 15 contenían vitamina E, un disolvente que se utiliza para reducir los vapores de cannabis.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Si alguna vez se pensó que los cigarrillos electrónicos iban a suponer una alternativa segura al tabaquismo, en estos momentos, se están enfrentando a una crisis de salud cada vez más visible: ya hay 530 casos posibles en total de enfermedades pulmonares relacionadas con este nuevo método de fumar, de acuerdo con la agencia federal estadounidense CDC.

Y no es solo el fumar cigarrillos lo que hace que la gente se esté pasando a este nuevo sistema, otro motivo es que el cannabis también esté disponible en este formato. Pero, al igual que tantos otros productos del mercado negro, el mundo de los vapers de hierbas ilegales está contaminado con aditivos peligrosos que podrían perjudicar severamente a los consumidores.

Un estudio reciente de la NBC News ha documentado exactamente cómo de peligroso puede ser este sistema: de los 15 cartuchos que la agencia había examinado, 13 resultaron dar positivo en acetato de vitamina E, un disolvente utilizado para cortar el cannabis que, cuando entra en los pulmones, puede desencadenar una respuesta inmunitaria que causa neumonía.

Incluso algo peor: de los cartuchos ilegales que el medio estudió, todos dieron positivo en microbutanil, un fungicida que, cuando se quema, puede convertirse en cianuro de hidrógeno.

Cartuchos de vaporizadores

Leer más: Los 20 países menos saludables del mundo

Pero no todo son malas noticias, la NBC News también probó tres cartuchos de cannabis de un dispensario legal en California, todos de diferentes fabricantes.

Los tres regresaron limpios, libres de "metales pesados, pesticidas o solventes residuales como la vitamina E".

Pero sin una reglamentación a nivel federal para los cartuchos de cannabis, y con la legalidad del cannabis tan balcanizada, es difícil regular los aditivos peligrosos en este producto. A medida que el gobierno federal lucha por regular este mercado emergente rápidamente, está ofreciendo una solución sencilla que debería funcionar para todos: reconsiderar comprar en el mercado negro.

"Si estás pensando comprar uno de estos productos en la calle, desde la parte trasera de un coche, en un callejón, o si vas a ir a casa y realizar modificaciones dentro del producto por ti mismo usando algo que compraste de un tercero o de un amigo, piénsalo dos veces", dijo recientemente Mitch Zeller, director del Centro de Productos de Tabaco de la FDA, .

Y además