La venta de vivienda toca un nuevo máximo desde 2007, en pleno el boom inmobiliario: 46.242 pisos vendidos en octubre

Construcción de vivienda
Reuters

En octubre de 2007 España estaba sumida en plena burbuja inmobiliaria: se vendían casi 800.000 pisos al año y se concedían más de un millón de hipotecas. Nueve años después, la venta de vivienda vuelve a tocar máximos. 

Desde principios de verano en España ya se venden más viviendas que en plena burbuja: en octubre se cerraron 46.242 operaciones de venta, la mayor cifra desde 2007, según los últimos datos disponibles del INE. 

Esto quiere decir que la venta de pisos está un 9% por encima de lo que se vendía en octubre de 2008, cuando se cerraron 42.029 operaciones, y sólo por debajo de las 58.518 vendidas en octubre de 2007.

La subida es del 22,2% respecto a octubre de 2020, cuando el mercado se encontraba en plena recuperación tras el parón sufrido por el COVID-19.

“Este crecimiento supone el mejor octubre en 14 años. Por octavo mes consecutivo las operaciones de compraventas muestran incrementos interanuales muy elevados. Un síntoma de que el sector continúa fuerte y liderando la recuperación de nuestro país”, explica María Matos, directora de Estudios y Portavoz de Fotocasa.

Las ventas llevan superando los niveles del boom desde junio. Es decir, cinco meses seguidos con las operaciones en máximos desde 2008, y fue entonces cuando estalló la burbuja inmobiliaria. Una postal que enciende las alarmas de si también ahora habría riesgo de que estalle.

Sin embargo, la imagen del mercado en 2021 dista mucho de lo vivido en 2008: el valor de las hipotecas concedidas no cubre el 150% del precio de la vivienda, como entonces, sino hasta un 80%; el endeudamiento de las familias es la mitad que en 2007, y el crédito concedido por los bancos no cuelga del sector.

De hecho, en el acumulado las ventas todavía no han alcanzado lo visto en 2008: entre enero y octubre se han vendido 467.509 pisos, frente a los 484.050 de los primeros diez meses de 2008.

El problema ahora es que no hay tanta oferta como entonces, y un desajuste entre poca oferta y mucha demanda puede llevar a una espiral de subidas.

Cómo será comprar vivienda en 2022: riesgo de burbuja, despegue de los jóvenes, una montaña rusa entre centro y periferia y auge de pisos en costa

Tras el confinamiento, la demanda de vivienda salió en tromba en 2020, y muchas de las operaciones que no pudieron cerrarse en el año de la pandemia se están produciendo ahora.

Según las previsiones de los profesionales del sector consultados por Business Insider España, este año la venta de viviendas podría rozar las 600.000 operaciones.

Con el avance interanual de octubre, la compraventa de viviendas encadena ocho meses consecutivos de tasas positivas, tras las subidas del 32,4% y del 65,9% registradas en marzo y abril, respectivamente, del 107,6% en mayo, del 73,5% en junio, del 53,5% en julio, del 57,9% en agosto y del 40,6% en septiembre.

Otros artículos interesantes:

Burbuja 'light': por qué el nuevo 'boom' de la vivienda será diferente al pinchazo de 2008

Cómo será comprar vivienda en 2022: riesgo de burbuja, despegue de los jóvenes, una montaña rusa entre centro y periferia y auge de pisos en costa

La vivienda ya es un 5,6% más cara que en 2019, por el boom de precios de la obra nueva, que se dispara un 10%

Te recomendamos